Leonardo Curzio (LC), conductor: Tengo en la línea telefónica al secretario de Desarrollo Social, José Antonio Meade. ¿Señor secretario, cómo está? Buenos días. 

José Antonio Meade (JAM), secretario de Desarrollo Social: Bien, Leonardo, buenos días, muy contento de saludarte a ti y siempre a tu auditorio. 


LC: Por supuesto, y nosotros de recibirlo. El Presidente de la República habló ayer de impulsar al desarrollo de las regiones con mayor rezago, el tema de la pobreza y la desigualdad y dijo algo que me parece sumamente estimulante desde el punto de vista intelectual y sumamente desafiante desde el punto de vista del ejercicio del gobierno, que es pensar efectivamente en un cambio en el modelo de desarrollo que incorpore las prioridades de su cartera, las de desarrollo social, pero también las económicas, doctor Meade. 


JAM: Desde hace muchos años, Leonardo, desde 1991 más o menos que empezó a diseñarse la forma como el gobierno podía intervenir alrededor de la pobreza, se pensó que había dos tipos o dos tipos de retos, como tú planteas, por un lado el reto de la pobreza extrema en donde lo que se pensaba y se piensa es que es necesaria una intervención directa del gobierno para ir superando carencias que hace muy difícil que la gente se incorpore a las oportunidades de la dinámica económica. 


LC: Es lo que llaman el beneficio social básico, secretario. 


JAM: Exacto. Y se pensaba entonces que el desempeño de la economía iría generando condiciones para los que estaban por arriba de ese piso podrían irse incorporando poco a poco. Lo que planteó el Presidente es que tiene que haber una intervención para superar las carencias extremas, pero que tiene que haber también un acompañamiento en política pública para que la gente pueda irse sumando a las mejores condiciones, a las oportunidades que se vayan generando, que no es suficiente el esperar que la economía por sí misma vaya incorporando sus oportunidades y vayan generando productividad en segmentos amplios de la población, sino que hay que hacer también política pública para generar las oportunidades y que se aprovechen. 


Y yo creo que en esa lógica se encuentran muchas de las medidas que el Presidente anunció ayer, destacadamente las zonas económicas especiales, los programas de productividad en medio rural y desde alguna perspectiva incluso este mejoramiento tan importante de la infraestructura educativa que planteó el Presidente ayer. 


LC: Es sumamente interesante porque desde los 90, efectivamente, cuando Pronasol nace se crean estas empresas en solidaridad o de solidaridad tratando de incorporar la visión esta de que la gente necesita el apoyo, el piso social básico, pero también el empujón para entrar a la economía formal. 


De alguna manera esto se va combinar, secretario, con las iniciativas que el propio Presidente presentaba ayer, por ejemplo, esta de las zonas económicas especiales, habló también de un apoyo a los pequeños productores rurales, es decir, ¿cómo se va hacer compatible todo esto en la política en la gran estrategia del gobierno? 


JAM: Le empieza a dar instrumento lo que el Presidente anuncia ayer a la estrategia que acompaña no solamente el cambio de nombre, sino de visión del Programa Oportunidades, cuando lo convierte en Prospera lo que pretende es que empezamos a encadenar los diferentes programas de alternativas que tiene el gobierno para que una vez que se empiece o incluso como parte del proceso de superar la carencia, podamos ir sumando a la gente que es atendida hoy por Prospera en un mejor espacio de oportunidades. 


Y, por ejemplo, trabajar juntos la Secretaría de Desarrollo Social y la Secretaría del Trabajo para que una vez teniendo ya condiciones adecuadas se pueda generar un impulso para que se incorporen al mercado laboral o trabajar de manera ahora más cercana en Oaxaca, Chiapas y Guerrero, en donde hay un despliegue muy importante de la secretaría para que ahí mismo en Oaxaca, Chiapas y Guerrero se den oportunidades económicas por la vía de las zonas económicas especiales y se genere un puente entre la política social y las mejores oportunidades que resulten de ese nuevo enfoque de política pública. 


LC: Secretario Meade, es válido o no es válido, es oportuno, pertinente pensar en mecanismos que en otros países, pienso en el caso europeo, pero pienso también en Chile que han tenido buenos resultados para ir reduciendo desigualdades, incorporando a sectores más amplios de la población en una situación de bienestar como el diálogo económico y social a través de consejos, un diálogo institucional, institucionalizado, perdón, que permite que en sectores que están en puedan redistribuir mejores salarios, generar un entorno mucho más, o sea, ampliar o impulsar la cohesión social, ¿piensa usted que esto es oportuno para un país como el nuestro? 


JAM: Sí, de hecho se recoge, no sólo oportuno México, es parte muy importante del diálogo internacional en el diseño de políticas públicas, fue pionero en el caso de los programas de transferencias económicas condicionadas, de transferencias de recursos condicionados en acciones en el caso de México, educativas y de salud. Sigue siendo parte importante del diálogo, buscando encontrar en él alternativas e intervenciones que puedan funcionar bien. 


México ha enriquecido el bagaje de políticas públicas del mundo, alrededor del combate a la pobreza, al grado incluso de que ciudades como Nueva York toman elementos de nuestra política social para enfrentar sus propios retos. 


Sin ninguna ambigüedad, habremos de seguir buscando en el mundo alternativas para enriquecer nuestra propia política pero tenemos en México además otro sector muy importante que nos ayuda, que es todo el sector... el sector civil, las organizaciones del sector civil en donde también podemos ver ejemplos de intervención puntuales que están funcionando y que podemos buscar por la vía de ese diálogo enriquecer, potenciar e incorporar a nuestro bagaje de política pública también. 


LC: El ambiente, digamos, económico no es muy favorable para tener un presupuesto muy amplio, sin embargo el Presidente ha dicho que en este tema, en el de su cartera, doctor Meade, habrá pues por supuesto una prioridad absoluta. 


JAM: Así es. Ayer el presidente señala que pondrá al centro del presupuesto base cero y lo comentaba ayer, el presupuesto base cero no implica reducciones en todos los rubros y en todos los espacios, sino la necesidad de focalizar y de priorizar y habrá -como dijo ayer- de poner acento en los temas de combate a la pobreza, en los temas de infraestructura y en los temas de generación de oportunidades.

 
LC: Estoy seguro que en los temas de justicia cotidiana también habrá elementos que impacten favorablemente para que la cohesión social de nuestro país suba, la vida de los compatriotas mejore. Pero le pregunto, secretario Meade, ¿existe alguna posibilidad de pensar en algo similar, un padrón único para los programas sociales? 


Sabemos que el Gobierno Federal hace un esfuerzo importante en determinados programas, las entidades federativas e incluso los municipios en algunos casos duplican y triplican este esfuerzo, ¿pensar en un padrón único en que haya un esfuerzo unificado, alineado de todo el Estado mexicano es -digamos- una óptica, es un horizonte visible para el Gobierno Federal? 


JAM: Sí lo es, es un tema en el que el gobierno ya está trabajando. Se cuentan con padrones únicos a nivel de los programas que tiene la propia Secretaría, hay que reconocer sin ninguna duda el esfuerzo muy importante que hizo la secretaría Robles y la Secretaria de Desarrollo Social para que los programas entre sí se hablaran, para que se identificara cómo está convergiendo alrededor de los diferentes beneficiarios. 


Y un trabajo también muy importante de coordinación con niveles de gobierno y entre Secretarías, con un elemento adicional que tiene un impacto positivo cuando los programas se hablan. Por ejemplo, los fondos que llegan a los municipios para desarrollar infraestructura social en la medida en que esos fondos se hablen con los padrones de la Secretaría, no sólo de beneficiarios sino de necesidades, el esfuerzo y la coordinación redunda en mejores resultados. 


LC: Ya. Secretario Meade, ayer el presidente terminaba con una reflexión sobre las amenazas del populismo. ¿Usted lo ve también como una amenaza para este país?

 
JAM: Sin duda. Yo creo que hay dos elementos, tú comentabas uno al principio, el de la justicia cotidiana, muy importante. Quienes menos tienen, quienes enfrentan más carencias, una de las que tienen es justamente acceso a la justicia. 


Pero el otro nivel, el mejor instrumento para atacar a la pobreza es la estabilidad, cualquier elemento que ponga en riesgo la estabilidad, pone en riesgo los esfuerzos en materia de combate a la pobreza que se han venido haciendo, y se ha visto ocasión tras ocasión que políticas que descansan en ficciones, que políticas que descansan en elementos que no tienen soporte ninguno, termina en tragedias como las que hemos visto ya en innumerables ocasiones en muchos países. 


Secretario Meade, le agradezco mucho que haya estado esta mañana en Enfoque. 


JAM: Leonardo, te aprecio mucho el espacio. 


LC: El secretario de Desarrollo Social, José Antonio Meade, para fortuna nuestra en esta primera emisión de Enfoque.