La secretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles Berlanga, reconoció el trabajo de las mujeres en los Comités Comunitarios de la Cruzada Nacional Contra el Hambre, desde los cuales “luchan por el agua potable, por la electrificación, por la regularización de sus colonias a un costo accesible”, para posteriormente recordarles que por iniciativa del presidente Enrique Peña Nieto, la mitad de las candidaturas a los congresos deberán ser ocupadas por mujeres.

En gira de trabajo realizada por Los Cabos, acompañada por el gobernador Marcos Alberto Covarrubias Villaseñor y el presidente municipal José Antonio Agundez Montaño, la titular de la Sedesol supervisó las acciones que se realizan como parte de la Cruzada Nacional Contra el Hambre y los programas sociales de la dependencia a su cargo.

En la colonia Vista Hermosa, la funcionaria federal recordó a los asistentes a la toma de protesta a los integrantes de los Comités Comunitarios, que “en el combate contra el hambre, la pobreza y la marginación, no hay colores; hay una sola camiseta, que es la de México, la de la Patria de todos nosotros.

Por eso no hacemos distinciones y estamos hoy aquí, trabajando de la mano con el gobernador Marcos Covarrubias y con el presidente municipal José Antonio Agundez, para demostrar que con esta alianza podemos trabajar juntos en favor de la población que menos tiene”.

Tras mencionar el trabajo de la delegada de la Sedesol, Araceli Domínguez Ramírez, y de Floriberto Juárez Oaxaca, presidente de los Comités Comunitarios, la secretaria de Desarrollo Social dijo que si algo distingue a la estrategia impulsada por el presidente Enrique Peña Nieto desde el primer día de su administración, es la participación de la gente, el construir desde abajo, con la misma comunidad.

Por eso, continuó, venimos a supervisar los trabajos de la Cruzada y de los programas de la Sedesol, que son prioridad para el gobierno de la República, porque son compromisos cumplidos del presidente Enrique Peña Nieto, como el Seguro de Vida paras Jefa de Familia, que garantiza la educación de los hijos menores de 23 años en caso de fallecimiento de sus madres, y el de Pensión para Adultos Mayores, que tras la ampliación para incorporar a las personas con más de 65 años de edad, afilió en un año a 2.5 millones de derechohabientes.

En ese momento, la titular de la Sedesol se comprometió a que para abril, mes de la Cruzada Nacional Contra el Hambre, “todos los adultos mayores de 65 años en Baja California Sur estén incorporados y ya reciban su pensión cada dos meses”.

También se refirió al compromiso presidencial de ampliar y fortalecer el Programa de Desarrollo Humano Oportunidades, el cual se reorientó para que llegue a quienes realmente lo necesitan, así como se incorporó el derecho de audiencia para que nadie sea excluido sin conocer las razones ni sin que se le escuche, así como se ampliaron de 12 a 27 los servicios médicos que se otorgan.

Pero, explicó, lo más importante es que “ahora Oportunidades se vincula con proyectos productivos, para que las mujeres tengan acceso a microcréditos, a apoyos para el campo y a proyectos que les permitan sacar adelante a sus familias, porque un Oportunidades productivo rescata la dignidad y la autonomía de la gente”. 

Asimismo, se refirió a las becas estudiantiles, que se amplían para que los egresados de bachillerato puedan continuar con estudios universitarios y generar mejores condiciones de vida para ellos, sus familias y sus comunidades.

Por último se refirió a la incorporación de Los Cabos a la Cruzada Nacional Contra el Hambre, que mostró que quienes criticaron la decisión “conocen muy poco el mapa de la pobreza”, porque se trata de un municipio con muchas desigualdades, que hay que atender, por lo que anunció que todo Baja California Sur entrará al Esquema de Apoyo Alimentario para que sus habitantes reciban la tarjeta SINHambre, que les dará acceso a 13 productos alimenticios con alto valor nutricional, a través de las tiendas comunitarias y de las unidades móviles de Diconsa.

Igualmente, dio a conocer que se construirán comedores comunitarios en toda la entidad, para que niños y niñas, mujeres embarazadas y en lactancia puedan alimentarse con comidas nutritivas que permitan el sano desarrollo de los menores, acción que complementa la incorporación de tres mil nuevos beneficiarios de la leche Liconsa y a la distribución que hace Diconsa de alimentos en las regiones más alejadas.

110214 BCS 02jpg

110214 BCS 03jpg
  Descarga esta información en formato PDF