La Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) continúa con la entrega de los primeros pagos del Programa Seguro de Vida para Jefas de Familia, que ampara a los menores de 23 años en caso de fallecimiento de la madre, a fin de que puedan continuar con sus estudios.

El delegado de la Sedesol en Sinaloa, José Regino López Acosta, recibió a las jóvenes Ellisceliuth Yamileth Tejada García, Raquel Moramay García y Militza Pachel García López, quienes perdieron a su madre María Esther García López el pasado 6 de septiembre.

La señora María Esther García López, sostén de su hogar, se había incorporado recientemente al Programa Seguro de Vida para Jefas de Familia, lo que le permitió dejar amparada al menos a una de sus hijas menor de edad y en edad escolar.

Ellisceliuth Yamileth Tejada García tiene 17 años de edad y estudia el quinto semestre de bachillerato; quiere ser maestra y sostiene que los 900 pesos mensuales que ya está recibiendo como parte del seguro de vida, los empleará para asegurarse un mejor futuro.

El delegado de la Sedesol celebró la entereza de las jovencitas, quienes pese a la pérdida de su madre, tienen una buena actitud ante la vida.

El Programa Seguro de Vida para Jefas de Familia inició operaciones este año, en cumplimiento a uno de los principales compromisos del presidente Enrique Peña Nieto para proteger la orfandad; en caso de fallecimiento de la jefa de familia, los menores de 23 años reciben un apoyo mensual que va de 300 a 1850 pesos, para que puedan concluir sus estudios.

López Acosta dio a conocer que en Sinaloa se cumplió la meta de incorporar a más 64 mil jefas de familia, y que el programa se mantendrá el próximo año, con la idea de hacerlo universal.

Por otra parte, en el estado de Hidalgo, la delegada de la Sedesol, Patricia González Valencia, dio a conocer que “lamentablemente han ocurrido 14 decesos de mujeres, por lo que el Programa ya ha beneficiado a 21 hijos y 12 más se encuentran en trámite”.

Al entregar apoyos y constancias a madres de familia que son el sustento familiar, en el municipio de Actopan, donde estuvo acompañada por el alcalde Gregorio Hernández Serrano, González Valencia dijo que este tipo de programas ayudan a sobrellevar las necesidades de los niños que quedan en orfandad.

Este programa, resaltó, tan sólo en Actopan tuvo un prerregistro de dos mil 318 mujeres. 

Descarga esta información en formato PDF