El secretario de Desarrollo Social, José Antonio Meade Kuribreña, convocó este lunes a los industriales del petróleo a unirse a los esfuerzos que lleva a cabo el Gobierno de la República para abatir las carencias sociales a través de inversiones, trabajo, capacitación y un esfuerzo paralelo para promover vivienda digna y salud en bienestar de las familias pobres del país.

Al reunirse con integrantes de la Asociación Mexicana de la Industria del Petróleo (AMIPE), dijo que no cabe duda que “el trabajo y la inversión, en la transformación que el sector energético genera, transforma vidas y abre oportunidades, y por lo tanto combate pobreza”.

Acompañado por el director de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya, y ante el pleno del Consejo de la AMIPE, el titular de la Sedesol aseguró que la medición de la pobreza actualmente permite calcular el impacto que podría tener una inversión de la paraestatal y de sus socios o proveedores, en una comunidad de escasos recursos.

Resaltó un caso concreto, que tuvo que ver con la construcción de un ducto que irá del Océano Atlántico al del Pacífico y que atravesará una zona de gran pobreza. “Pemex así lo estimó, haría además de una inversión financiera, una de tipo social para ampliar su impacto”.

Destacó que después de hacer un balance del proyecto, surgió la oportunidad para trabajar en seis dimensiones con Pemex y el sector energético en general, las cuales abarcan, entre otros temas, el rezago educativo y que incluye la certificación de procesos de capacitación.

“También el tema de la seguridad social y acceso a servicios de salud que tiene que ver con el derecho al Seguro Popular, además de la dotación de vivienda digna, alimentación adecuada y seguridad social”, dijo el secretario Meade Kuribreña, quien acudió a una comida privada con industriales de este sector.

En tanto, el director general de Pemex, Emilio Lozoya, señaló que la empresa está trabajando en un anexo social en todos sus contratos y convenios a fin de contribuir a la gestión de la licencia social para operar y cumplir así con el mandato de la Ley de Hidrocarburos.

Indicó que Petróleos Mexicanos ha establecido una estrategia de vinculación con Sedesol y otras dependencias del gobierno federal así como con gobiernos estatales y municipales para atender las necesidades básicas de las distintas comunidades donde realiza sus actividades.

En Pemex, precisó, tenemos una responsabilidad compartida para promover que la inversión en el sector hidrocarburos sea también redituable para el entorno social.