La participación de los pescadores y acuacultores es fundamental para avanzar en la ejecución de políticas públicas.

En el marco de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Biodiversidad que se celebra en Cancún, se destacó la importancia de que se tome cada vez más en cuenta la voz de los pescadores y acuacultores en las iniciativas de impulso a la sustentabilidad.

Es satisfactorio que en la Declaración sobre Integración de la conservación y la utilización sostenible de la biodiversidad para el bienestar, se asignen mayores espacios de participación para el diseño de estrategias de aprovechamiento sin deterioro del medio ambiente.

Para México es de suma relevancia la conservación y uso sustentable de la pesca y la acuacultura, ya que el pescado no sólo es el alimento del futuro y base del bienestar de las comunidades costeras, sino también es de gran valor en términos de seguridad alimentaria y fuentes esenciales de proteínas.