• En septiembre de 2010 resultaron damnificadas por una falla geológica en Teopisca, Chiapas
• El proyecto tuvo una inversión total de 14 millones 540 mil pesos

La Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (SEDATU) informa que después de cinco años de vivir en albergues, familias indígenas del estado de Chiapas recibirán vivienda digna construida por esta dependencia del gobierno federal.

Lo anterior porque en septiembre de 2010, habitantes de Tzintul, municipio de Teopisca, Chiapas, resultaron damnificados a consecuencia de una falla geológica que ocasionó la aparición de grietas que causaron zozobra a la población.

Desde entonces vivían en albergues, pero la SEDATU concluyó la construcción de 96 casas en Teopisca, que serán entregadas a las familias indígenas damnificadas de la zona.

Así, con la finalidad de garantizar la seguridad de las personas, la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano, a través del Fideicomiso Fondo Nacional de Habitaciones Populares (FONHAPO), envió personal especializado para verificar que las casas nuevas reúnan los requisitos del nuevo modelo FONHAPO.

Se constató que los terrenos donde se construyeron las viviendas no se ubiquen en zonas de riesgo ni en áreas de reserva ecológica, que los hogares cuenten con más de 40 metros cuadrados, techos de concreto, dos recámaras, cocina y baño, así como área de usos múltiples e instalaciones eléctricas e hidrosanitarias.

En los próximos días, las familias indígenas quedarán reubicadas en el Nuevo Tzintul, que se ubica a 20 kilómetros del lugar donde surgieron las grietas y en las cercanías de la cabecera municipal de Teopisca.

El proyecto tuvo una inversión total por parte del gobierno federal y del municipio de 14 millones 540 mil pesos.