Los habitantes del estado de Sonora que sufrieron afectaciones y daños en sus viviendas por las intensas lluvias provocadas por el huracán Marty, el pasado fin de semana, están siendo atendidos de manera prioritaria y urgente.

El compromiso es superar la emergencia en el menor tiempo posible, por lo que 238 casas serán remodeladas y con una inversión de dos millones 600 mil pesos se rehabilitaran 93 vialidades prioritarias de los municipios de Guaymas y Empalme, que resultaron con más daños.

La SEDATU, trabaja de manera unida para, que en el corto tiempo, las viviendas y las avenidas dañadas se encuentren en perfectas condiciones a fin de certeza y seguridad a cada familia, a cada inmueble,  y se restablezca la normalidad en estas comunidades.