A través de la Comisión Nacional de Vivienda (CONAVI), las familias mexicanas pueden solicitar un subsidio de hasta 78 mil pesos para la adquisición de una vivienda, para dotar de servicios a un lote,  e incluso remodelar o ampliar la casa que ya es de su propiedad para que esté en mejores condiciones, además de utilizar esos recursos para el pago de una renta.

El subsidio con el que la CONAVI apoya es el 40 por ciento de la solución de vivienda que cada familia requiera.

Estos apoyos son para atender preferencialmente a Jefas de familia, jóvenes, adultos mayores, y por supuesto, a familias indígenas cuyos ingresos sean menores a 5 salarios mínimos mensuales. Entre los requisitos están el no haber recibido un subsidio anteriormente y acudir a las delegaciones de SEDATU en el país, a las oficinas de INFONAVIT o FOVISSSTE y solicitar este apoyo, que es totalmente gratuito.

Cada vez más jóvenes son atendidos por este programa, el cual también les otorga un apoyo adicional de 10 mil 900 pesos y un empleo temporal, por lo que el apoyo en total puede llegar a los 90 mil pesos.

Cabe destacar que el Gobierno de la República ha otorgado más de 800 mil subsidios a familias mexicanas pertenecientes a municipios de alta marginación.

Con estas acciones, se refrenda el compromiso del Gobierno de la República de avanzar en la consolidación de la nueva Política Nacional de Vivienda al proporcionar a todas y todos los mexicanos los apoyos para elevar su calidad de vida y la de sus familias.