La información generada mediante las Cuentas en Salud Reproductiva (SR) y Equidad de Género (EG) constituye un insumo valioso para apoyar con evidencias el proceso de toma de decisiones, ya que al ser realizada de manera sistemática, proporciona información oportuna y organizada, comparable a través del tiempo. Lo anterior permite dar seguimiento y documentar las repercusiones financieras de las decisiones tomadas en materia de política pública vinculadas con la salud materna y reproductiva, a la vez que permite mejorar y avanzar en la transparencia en el uso de los recursos.

Es por ello que desde 2003 la Secretaría de Salud (SSa), a través del Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva (CNEGySR), y el Instituto Nacional de Salud Pública (INSP), a través del Centro de Investigación en Sistemas de Salud (CISS), han venido desarrollando las Cuentas en Salud Reproductiva y Equidad de Género (CSRyEG). A partir de ese año se dispone de información sobre el monto gastado en los principales programas de salud reproductiva (salud materna infantil, planificación familiar, cáncer cervicouterino, cáncer de mama, cáncer de próstata, y equidad de género y violencia intrafamiliar), sus agentes financiadores, sus proveedores de servicios y el gasto ejercido en sus respectivos beneficiarios. Actualmente, se cuenta con estimaciones anuales detalladas del gasto en acciones de salud reproductiva y de equidad de género y se ha logrado generar una serie de tiempo comparable para el período 2003-2010. Lo anterior permite visualizar la evolución y explicar los cambios en la composición, distribución y comportamiento del gasto en salud reproductiva y constituirse en una herramienta que puede complementar otros indicadores relacionados.

Ver Cuentas en Salud Reproductiva y Equidad de Género.  Estimación 2010 y Comparativo 2003-2010