B0385/México, D.F.
  • ​Participan el titular de SAGARPA, Enrique Martínez y Martínez, y los ministros de Agricultura de Canadá, Gerry Ritz, y de Estados Unidos, Thomas Vilsack, en el Foro Global de Expectativas Agroalimentarias 2014.
  • Coinciden en liberar barreras, homologar protocolos de sanidad e inocuidad y optimizar la infraestructura de logística en fronteras para agilizar el proceso de intercambio comercial dentro de un mercado de alrededor de  mil millones de dólares al día.
  • Importante trabajar como bloque integrado para ser más productivos de manera sustentable, por lo que se definen acciones a efecto de romper algunas barreras y agilizar procesos en el flujo e intercambio comercial: Thomas Vilsack.
  • La actividad comercial de productos agroalimentarios representa un eje central en el desarrollo económico de los tres países, por lo que este encuentro es transcendente para tener un diálogo constructivo y definir estrategias globales: Gerry Ritz.
Liberar barreras burocráticas, homologar protocolos de sanidad e inocuidad y optimizar la infraestructura de logística en fronteras para agilizar el proceso de intercambio comercial dentro de un mercado de alrededor de mil millones de dólares al día,  son algunos de los temas estratégicos a desarrollar y renovar entre México, Canadá y Estados Unidos.

Así quedó de manifiesto en la participación de los ministros de Agricultura de México, Enrique Martínez y Martínez; de Canadá, Gerry Ritz, y de Estados Unidos, Thomas Vilsack, en el panel “Integración de mercados agroindustriales de América del Norte: retos y oportunidades”, dentro del Primer Foro Global de Expectativas Agroalimentarias 2014.

En el marco de los 20 años de la firma del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), los ministros de este bloque comercial coincidieron en la importancia de fortalecer la cooperación científica y tecnológica como elementos principales para enfrentar el reto de producir más alimentos en un esquema de sustentabilidad de los recursos naturales.  

En el panel -que estuvo moderado por el presidente de IQOM Inteligencia Comercial, Herminio Blanco Mendoza-, el Martínez y Martínez afirmó que están dadas las condiciones para un diálogo abierto que fortalezca las alianzas entre los tres socios comerciales para ser más productivos y competitivos en un mercado globalizado.

Destacó que se registran avances en la agilización de trámites, mejorar la logística de intercambio comercial de productos agroalimentarios y fortalecer los esquemas de sanidad e inocuidad, así como en el intercambio de   conocimientos e innovación tecnológica para aprovechar la oportunidad de nuevos mercados en la Unión Europea y, con el Acuerdo Transpacífico, en países asiáticos.

Destacó la nueva visión del Gobierno de México y los trabajos que se realizan con la participación de todos los actores del campo para impulsar una reforma estructural que potencialice la producción y productividad, con un enfoque más definido en las fortalezas del país, como son la horticultura y la producción pecuaria.

Exhortó a los ministros de Canadá y Estados Unidos a evaluar la conveniencia de trabajar ciclos estacionales productivos por regiones –esto es, el manejo productivo considerando los climas a nivel continental-, con la finalidad de aprovechar la producción y comercio de alimentos y abrir nuevos nichos de mercado.

El secretario del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos, Thomas Vilsack, señaló la importancia de trabajar como bloque integrado para ser más productivos de manera sustentable.

Se pronunció por definir acciones que lleven a romper algunas barreras, adecuar reglas y agilizar procesos en el flujo e intercambio comercial, toda vez que este sector es generador de empleos, divisas y desarrollo.

Subrayó que para enfrentar los retos del cambio climático y sus efectos en la agricultura, un menor manejo de químicos y la disminución de los recursos naturales, es necesario recurrir a la ciencia para mejorar la producción de alimentos, sin riesgo, y hacer de la biotecnología una herramienta que coadyuve en el desafío de alimentar a más de nueve mil millones de habitantes en los siguientes años.

A su vez, el ministro de Agricultura y de Industria Agroalimentaria de Canadá, Gerry Ritz, precisó que la actividad comercial de productos agroalimentarios representa un eje central en el desarrollo económico de los tres países, por lo que este encuentro es transcendente para tener un diálogo constructivo y definir estrategias globales.

Detalló que en el tema de organismos genéticamente modificados, su país trabaja muy estrechamente con instituciones internacionales para aprovechar los recursos de la biotecnología en la producción de semillas mejoradas y resistentes, ante el flagelo del cambio climático y plagas.

Ambos funcionarios reconocieron la importancia de establecer acuerdos en temas de migración laboral, al representar un importante flujo de trabajadores en el campo agrícola, tanto para la cosecha como en la operación de sistemas de producción.