• ​A partir de esta publicación, la instancia ejecutora  –el  Instituto Nacional para el Desarrollo de Capacidades del Sector Rural (INCA Rural)- emitirá la convocatoria de recepción de proyectos.
  • Este esquema busca impulsar acciones de desarrollo territorial con la participación de organismos de la sociedad civil, en municipios y localidades consideradas de alta y muy alta marginación por el Consejo Nacional de Población (CONAPO).

La Secretaría de Agricultura, Ganadería,  Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA) publicó hoy en el Diario Oficial de la Federación (DOF) los lineamientos del Fondo para Acciones de Alimentación en Concurrencia en Zonas de Alta y Muy Alta Marginación 2013.


A partir de esta publicación, la instancia ejecutora  –el  Instituto Nacional para el Desarrollo de Capacidades del Sector Rural (INCA Rural)- emitirá una convocatoria recepción de proyectos.


Las ventanillas se abrirán la próxima semana en las 33 delegaciones de la SAGARPA, en los estados y la región de La Laguna, a fin  de recibir las solicitudes de los interesados en inscribirse.


Este esquema busca impulsar proyectos de desarrollo territorial con la participación de organismos de la sociedad civil, en municipios y localidades consideradas de alta y muy alta marginación por el Consejo Nacional de Población (CONAPO).


Los proyectos aprobados contarán con montos máximos de hasta cinco millones de pesos, mediante los componentes de Apoyo a la Inversión en Equipamiento e Infraestructura, de Desarrollo de Capacidades y Extensionismo Rural, así como el de Conservación y Uso Sustentable de Suelo y Agua.


De acuerdo con los lineamientos, los proyectos presentados deberán cumplir con los criterios de disponibilidad, acceso, estabilidad y utilización de alimentos en localidades rurales de alta y muy alta marginación.


También deberán estar orientados a  incrementar la producción y la productividad de los alimentos y promover su utilización en las unidades familiares.


Además, estas acciones conjuntas deberán fomentar el desarrollo de capacidades, habilidades y prácticas técnicas, organizacionales y gerenciales de la población rural, así como su acceso a nuevas tecnologías en la producción y utilización de alimentos.


A los proyectos dictaminados positivamente se canalizarán recursos para iniciar su operación en un esquema de hasta 80 por ciento aportación federal y 20 por ciento las organizaciones de la sociedad civil.