NUM. 234 / Iguala, Gro.

  • El titular de la SAGARPA y el gobernador de Guerrero realizaron una reunión de evaluación con organizaciones y productores de la entidad.   

  • El complejo tiene una capacidad para almacenar cinco mil toneladas de granos y coadyuvará a mejorar los precios actuales del maíz y sorgo -con su procesamiento para alimento balanceado- y al fortalecimiento e impulso de la actividad ganadera en la región.

  • En la entidad, la producción de maíz aumentó de casi un millón de toneladas, en 2012, a más de dos millones en 2014. 

Cientos de productores organizados de maíz y sorgo del estado de Guerrero lograron, con el respaldo de la autoridad estatal y federal, poner en marcha el Centro de Acopio e Industrialización de Granos en la localidad de Santa Teresa, de este municipio, lo que ayudará a mejorar la comercialización de estos productos, particularmente maíz, el cual obtuvo una producción récord este año.  

El objetivo de esta infraestructura, al servicio de productores de la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas (UNTA), es mejorar la comercialización de granos en la región, mediante el procesamiento de alimentos balanceados para ganado. 

El complejo beneficia a más de 300 pequeños productores del norte de Guerrero y tiene una capacidad para almacenar cinco mil toneladas de granos, con una utilidad anual estimada en más de dos millones 334 mil pesos. 

Este proyecto coadyuvará a mejorar los precios del maíz y al fortalecimiento e impulso de la ganadería en los municipios de Ometepec, Xochistlahuaca, Atenago del Río, Telicaya, Ocula, Atoyac, Costa Chica, Acapulco e Iguala, entre otros.

En un encuentro con organizaciones de productores de la entidad se puso de manifiesto que en dos años se duplicó la producción de maíz en Guerrero, al pasar de menos de un millón, en 2012, a más de dos millones de toneladas, en 2014, oferta que requiere de mayor atención para su acopio e impulso a las cadenas de valor agregado.

El titular de la SAGARPA, Enrique Martínez y Martínez, participó en la supervisión del proyecto, donde subrayó que con esta visita se constata y corrobora el trabajo de los productores organizados en la entidad, con el fortalecimiento de infraestructura para el acopio, industrialización y comercialización de granos.

Destacó también que en el estado se ha pasado de una producción de autoconsumo a la generación de excedentes para comercializar; además, dijo, Guerrero ocupa ya el primer lugar en mango, jamaica y mamey, entre otros.

Puntualizó que no serán afectados con los recortes al presupuesto, derivado de factores económicos externos, los programas y componentes de impacto social de la dependencia. 

El gobernador de Guerrero, Rogelio Ortega Martínez afirmó que en esta región se da muy bien la producción de granos, en especial el maíz, y con el trabajo unido de las autoridades (federales y estatales) y líderes sociales comprometidos con el desarrollo del campo se consignen resultados positivos. 

Reconoció que el Gobierno de la República, a través de la SAGARPA, trabaja para el sector agropecuario y pesquero, con el acompañamiento de las  organizaciones que buscan impulsar la productividad y competitividad, en beneficio directo de pequeños y medianos productores. 

Por su parte, el dirigente nacional de la UNTA, Álvaro López Ríos, externó su beneplácito por la participación del titular de la SAGARPA en la supervisión de los trabajos vinculados a la producción y productividad en el estado.

Afirmó que el Gobierno de la República cuenta con políticas públicas para el sector agroalimentario que bien aprovechadas, con voluntad y trabajo coordinado, propician las bases para el desarrollo y mayor justicia en el campo mexicano. 

En el estado  existen 870 mil hectáreas agrícolas, cinco distritos de riego y 451 unidades de riego, que con un mejor aprovechamiento potencializarán a la entidad en la producción hortofrutícola. 

En el recorrido participaron el secretario de Desarrollo Rural de Guerrero, Rigoberto Acosta González; el coordinador general de Enlace Sectorial de la SAGARPA, Héctor René García Quiñones; el director general de Productividad y Desarrollo Tecnológico, Belisario Domínguez Méndez, y el delegado de la Secretaría en la entidad, Carlos Alberto Hernández Sánchez.