El impacto que esta parasitosis tiene sobre la producción de miel es alto, al grado de que el ácaro puede llegar a provocar la muerte de las colonias de abejas: investigadores del INIFAP.

Para el control orgánico de la plaga del ácaro Varroa que afecta a las colonias de abejas, investigadores del Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (INIFAP) desarrollaron una innovación tecnológica relacionada con la aplicación de timol en polvo.


Los investigadores del INIFAP, Miguel Arechavaleta Velasco y Carlos Robles Ríos, explicaron que el timol en polvo es una sustancia cristalina incolora con un olor característico que está presente en los aceites esenciales del tomillo o del orégano.


Aseguraron que mediante el uso de esta tecnología se podrá controlar la enfermedad de las abejas llamada varroasis con un nivel de eficacia del 93 por ciento en promedio, de una forma sencilla, fácil de implementar para el productor y a un costo bajo en comparación con los productos comerciales.


La varroasis es una de las principales enfermedades que afectan a las abejas, causada por el ácaro Varroa destructor. El impacto que esta parasitosis tiene sobre la producción de miel es alto, al grado de que el ácaro puede llegar a provocar la muerte de las colonias.


El uso de productos orgánicos como el timol es una alternativa que ha demostrado ser eficaz como método de control de la enfermedad, por lo que la apicultura nacional puede beneficiarse en mayor medida de esta innovación.

Ofrece las ventajas de no generar resistencia en las poblaciones de ácaros y de no ser un producto contaminante para la miel y la cera, si se utiliza en forma adecuada.


Los investigadores del INIFAP que generaron la tecnología indicaron que para implementar esta innovación se necesita timol, azúcar glas y papel aluminio.


Detallaron que el timol se debe pulverizar utilizando un molino manual o eléctrico de tal forma que el tamaño de la partícula que se genere sea de la misma dimensión que la partícula del azúcar glas.


Con el uso del timol pulverizado, precisaron, se deberá preparar una mezcla de seis gramos de éste en 24 gramos de azúcar glas para formar una dosis de 30 gramos.


La dosis se deberá esparcir sobre una charola de papel aluminio de 20 por 20 centímetros que se colocará sobre los bastidores de  la cámara de cría o de la primera alza, dependiendo del  número de las abejas obreras que los cubran.


El tratamiento por colonia para el control de la varroasis consiste en la aplicación de tres dosis de 30 gramos de la mezcla de timol y azúcar glas durante un periodo de 45 días, con un intervalo de 15 días entre cada aplicación; se deberá aplicar 90 días antes de que inicie la floración.


Esta tecnología se puede aplicar en cualquier región de México en donde se realice apicultura y está dirigida a usuarios dedicados a la producción de miel, polen, jalea real, polinización de cultivos y cría de abejas reinas, afirmaron los investigadores del INIFAP.


De acuerdo con el Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera (SIAP), hasta agosto de este año se han producido 30 mil 930 toneladas de miel en el país, principalmente en los estados de Campeche, Chiapas, Quintana Roo, Veracruz y Yucatán.