NUM.381/México, D.F.,
  • ​La nueva junta, que forma parte del Comité Consultivo Nacional de Normalización Agroalimentaria de la SAGARPA, se encargará de diseñar y revisar normas agroalimentarias en materia pecuaria.
  • El coordinador general de Ganadería de la SAGARPA, Francisco José Gurría Treviño, aseguró que el organismo tiene el compromiso de ordenar el marco normativo para los productos de origen animal y fortalecer los procesos de inocuidad.

Con el objetivo de contar con reglas más claras que permitan mejorar la calidad de los productos de origen pecuario, la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA) instaló el Subcomité Especializado en Ganadería.


El Subcomité, que forma parte del Comité Consultivo Nacional de Normalización Agroalimentaria de la SAGARPA, se encargará de diseñar y revisar normas agroalimentarias en materia de ganadería que fortalezcan la calidad e inocuidad de los productos pecuarios, acorde a la demanda nacional e internacional.


El coordinador general de Ganadería de la SAGARPA, Francisco José Gurría Treviño, aseguró que se tiene el compromiso de ordenar el marco normativo para los productos de origen animal y, con ello, fortalecer los procesos de inocuidad necesarios para el comercio internacional.


Expresó que el Subcomité (conformado por el sector privado, productores e investigadores) realizará un análisis y actualización de las normas ya existentes, y propondrá la creación de nuevos lineamientos.


Con esto se busca fortalecer el marco normativo vigente para garantizar productos pecuarios que permitan incursionar en nuevos mercados y aumentar su presencia en los actuales, puntualizó.


Cabe señalar que en México se producen alrededor de un millón 226 mil toneladas de carne de cerdo, de las cuales son comercializadas en Estados Unidos, Europa y Asia alrededor de 100 mil toneladas.


La disponibilidad de carne de cerdo en el país es de aproximadamente 15.1 kilogramos por habitante. La generación de empleos en esta actividad es de 350 mil empleos directos y sumados a los generados por el resto de la cadena suman cerca de 600 mil empleos.


Por lo anterior, es necesario fijar normas que encaucen a las actividades productivas y de transformación para la agregación de valor que cubran los requerimientos planteados en el mercado nacional y en los 44 tratados de libre comercio establecidos, así como con la reciente apertura del mercado chino, para carne de cerdo mexicana.


Entre los participantes en la instalación del subcomité se encuentran representantes de la Organización de Porcicultores del País (OPORPA), Asociación Nacional de Establecimiento TIF (ANETIF), Facultad de Medicina Veterinarios y Zootecnistas (UNAM), Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio (ANTAD), Organismo Nacional de Certificación y Verificación Agroalimentaria (CVA) y Confederación de Porcicultores Mexicanos (CONFEPORC).


Además, la Asociación Mexicana de Engordadores de Ganado Bovino (AMEG), Confederación Nacional de Organizaciones Ganaderas (CNOG), Dirección General de Normalización Agroalimentaria(SAGARPA), Subsecretaria de Industria y Comercio de la Secretaría de Economía (SE), Grupo Bafar y la Asociación Ganadera Local de Porcicultores de Querétaro.