NUM. 472 / México, D.F

  • En 24 entidades federativas se cuenta con condiciones para el cultivo de camarón, bagre, tilapia, trucha, peces marinos, almejas, ostión y carpa, entre otras especies. 

  • Se trata de superficies con alto potencial para atender la creciente demanda de alimentos que se requieren para el consumo nacional, afirmó el coordinador general de Operación y Estrategia Institucional de la CONAPESCA, Alfredo Aranda Ocampo. 

La Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (CONAPESCA) tiene identificadas alrededor de 20 millones de hectáreas con alto potencial acuícola, como resultado de la ejecución de 58 proyectos de ordenamiento en la materia en 24 entidades federativas del país. 

En estas entidades se identificaron áreas de aptitud acuícola para el cultivo de camarón, bagre, tilapia, trucha, peces marinos, almejas, ostión y carpa, entre otras, detalló el coordinador general de Operación y Estrategia Institucional de la CONAPESCA, Alfredo Aranda Ocampo. 

Indicó que del total de las hectáreas identificadas, 19.3 millones de hectáreas (alrededor de 193 mil kilómetros cuadrados) tienen registro de aptitud alta. Además, dijo, se cuenta con una amplia superficie con potencial medio para realizar esta actividad productiva. 

En estados interiores como Chihuahua, San Luis Potosí e Hidalgo, entre otros, se detectaron grandes superficies con alta aptitud acuícola, afirmó el funcionario ante legisladores, representantes de productores y comercializadores del sector, así como especialistas. 

Expuso que otros con áreas de alta aptitud son Baja California, Baja California Sur, Sonora, Sinaloa, Nayarit, Jalisco, Colima, Michoacán, Guerrero, México, Morelos, Tlaxcala, Puebla, Oaxaca, Chiapas, Quintana Roo, Yucatán, Campeche, Tabasco, Veracruz y Tamaulipas.

Se trata de entidades de las que saldrán los crecientes volúmenes de alimentos pesqueros que se requieren para el consumo nacional, reiteró Aranda Ocampo. 

Puntualizó que el país dispone de infraestructura acuícola para dar soporte a la productividad, ya que se cuenta con nueve mil 230 granjas, de las que mil 447 son de camarón, cuatro mil 623 de tilapia, 117 de ostión, 146 de carpa, mil 834 de trucha, 353 de bagre y 710 de otras especies. 

Recordó que en nuestro país, como ocurre a nivel  mundial, en los últimos años la captura de productos pesqueros en el medio silvestre se ha estabilizado y no ha crecido en forma significativa, por lo que la acuicultura es una rica fuente de oportunidades para incrementar el volumen de producción.

Citó que en el 2014 la producción pesquera nacional registró un incremento de 0.4 por ciento con respecto al año anterior, en tanto que la acuacultura creció en 32.5 por ciento. 

En el mismo periodo también creció el valor de la producción acuícola al generar más de 10 mil 300 millones de pesos contra siete mil 500 millones del 2013, comentó Alfredo Aranda Ocampo. 

Subrayó que en la presente administración federal se impulsa la producción pesquera y acuícola en cinco ejes de política pública, que posibilitan el cumplimiento de las metas del Programa Nacional de Desarrollo y la integración de un sector productivo sustentable que contribuya a la seguridad alimentaria del país.