NUM 470 / Cancún, Q. Roo.

La Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA) afina sus instrumentos de administración de riesgos climáticos y de precios,  como los mecanismos de coberturas, con el fin de fortalecer la seguridad alimentaria y dar certidumbre a la actividad de los productores.


Así lo aseguró el subsecretario de Alimentación y Competitividad de la SAGARPA, Ricardo Aguilar Castillo, quien añadió que este tipo de esquemas permiten contribuir a brindar certeza a los productores sobre su ingreso y generar estabilidad en los mercados agropecuarios.


Durante su participación en el seminario Certidumbre Financiera para Mover a México, y en representación del secretario  Enrique Martínez y Martínez, el subsecretario indicó que este año la dependencia puso a disposición de los productores dos diferentes esquemas de coberturas de precio.


Añadió que a través de la Agencia de Servicios a la Comercialización y Desarrollo de Mercados Agropecuarios (ASERCA) y de la Subsecretaría, mediante el Componente de Fortalecimiento a las Cadenas Productivas, se operaron esquemas de cobertura de precios, complementarias entre sí, las cuales están a disposición de los productores.


 Abundó que para impulsar la productividad en el sector agropecuario del país,  la SAGARPA fortalece esquemas que permitan detonar el crecimiento  competitivo; uno de ellos, dijo, es mecanismo de aseguramiento  frente a los riesgos de mercado que fomenta la inclusión financiera.


En su ponencia “Política Agroalimentaria del Gobierno de la República”, Aguilar Castillo expresó que el objetivo de estos esquemas, y otros que opera la SAGARPA, es cumplir con el compromiso del Presidente Enrique Peña Nieto de llevar a México a su máximo potencial y construir un sector agropecuario y pesquero productivo que garantice la seguridad alimentaria.


 El subsecretario de Alimentación y Competitividad apuntó que en 2012, el  Componente de Fortalecimiento a las Cadenas Productivas (antes PARMIF) canalizó recursos por 512 millones de pesos, que tuvieron como resultado 122 contratos de compra venta para 816 mil 500 toneladas: 85 por ciento de maíz, 13 por ciento de sorgo y dos por ciento de soya.


Aguilar Castillo reiteró que las reformas estructurales que lleva a cabo el Gobierno Federal están orientadas a detonar la productividad y la sustentabilidad, ejes que se encuentran plasmados en el Plan Nacional de Desarrollo.

 Expresó que a través de los cambios estructurales que lleva a cabo el Presidente de la República, como las reformas Financiera y Energética, se busca desarrollar el potencial productivo del país.


En el caso concreto de la Reforma Energética, comentó que podría redituar en una mayor competitividad del sector agroalimentario, ya que disminuiría el costo de los insumos para la producción.


Consolidarán componente de cobertura de precios

El funcionario federal señaló que en el próximo presupuesto de la SAGARPA se buscará  fortalecer los componentes de coberturas de precio en los mercados agropecuarios, así como los mecanismos que fomenten la productividad.


Esto, explicó, se verá reflejado en toda la cadena de valor y en los diferentes  tipos de productores, desde los de autoconsumo hasta los desarrollados.


Adicional a esta estrategia, subrayó que se trabaja en el desarrollo del sector agroalimentario con un enfoque regional para atender las necesidades productivas de zonas como el norte del país hasta el trópico húmedo.


Al respecto, el presidente de GAMAA Derivados, Alfonso García, destacó que el sector agropecuario es de gran importancia, ya que produce los alimentos que requieren las naciones, por lo que es necesario trabajar con fuerza para garantizar productos de calidad e inocuidad, así como su rentabilidad.


El seminario Certidumbre Financiera para Mover a México reúne a expertos nacionales e internacionales en finanzas agropecuarias provenientes de los sectores público y privado.