NUM.282 / Ciudad de México.

  • En la inauguración de PESCAMAR 2016, el titular de la SAGARPA, José Calzada Rovirosa, afirmó que México continuará los trabajos protocolarios para que el atún mexicano se comercialice en Estados Unidos.  

El valor de la producción en el sector pesquero y acuícola del país el año pasado fue de 31 mil millones de pesos, lo que representó un crecimiento del 18 por ciento en comparación con el 2012, informó el secretario de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (SAGARPA), José Calzada Rovirosa.

Estos índices de crecimiento, afirmó, permitieron el cumplimiento de la meta sexenal de llegar a los 12 kilos de consumo per cápita –en el 2012 estaba en 8.9 kilos- de productos del mar y de la acuacultura, rubro que contribuye con el 40 por ciento del valor de la producción a nivel nacional.

 En el marco de la ceremonia inaugural de PESCAMAR, Expo Restaurantes y Expo Orgánicos 2016, el titular de la SAGARPA señaló que el Gobierno de la República tiene muy claro el acompañamiento con los productores agrícolas, pecuarios y pesqueros del sector social, con tecnología, innovación y modernización del sector primario.

Aseguró que se tiene bien definida la actividad de la pesca industrial y su contribución económica, así como la pesca social, en un sector integrado por más de 300 mil productores, y un avance en la actividad acuícola representada con 120 mil hectáreas y los planes para incrementar su potencial en estados del sur-sureste del país.

Con respecto al tema del embargo atunero, el funcionario federal indicó que se continuarán los trabajos protocolarios que permitan la apertura de este producto nacional al mercado de Estados Unidos; “la lucha está vigente y no vamos a ceder, defenderemos nuestra posición en la que México ha demostrado el cuidado y sustentabilidad de los recursos naturales”.

 En el evento, realizado en el World Trade Center de la Ciudad de México, José Calzada Rovirosa destacó que la decisión de abrir la actividad pesquera en 10 mil kilómetros cuadrados de la Sonda de Campeche, que por años estuvo restringida a la explotación petrolera, permitirá un mayor crecimiento en la producción, generación de empleos y prosperidad para pescadores pequeños y medianos de los estados de  Campeche, Tabasco y Tamaulipas.

Por su parte, el comisionado nacional de Acuacultura y Pesca (CONAPESCA), Mario Aguilar Sánchez, señaló que la actividad pesquera y  acuícola tiene mucho que aportar a la seguridad alimentaria y la reducción de la pobreza, en concordancia con las estimaciones de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

 El país, agregó, se está modernizando en su infraestructura productiva, como es el caso de un gran porcentaje de las 75 mil embarcaciones, así como en las nueve mil 200 granjas acuícolas que contribuyen al incremento de la producción y de manera destacada en el caso de la acuacultura y maricultura.

 Las tres expos, que son acompañadas con actividades gastronómicas, conferencias, talleres y centros de negocios, tendrán lugar del 22 al 24 de junio y están enfocadas al desarrollo de un mercado directo y justo,  prevén la visita de alrededor de 17 mil personas, entre productores, proveedores, comercializadores y público en general.

 Además en las exposiciones participarán 450 expositores y más de cinco mil productos, que son apoyados por la SAGARPA, a través de la Agencia de Servicios a la Comercialización y Desarrollo de Mercados Agropecuarios (ASERCA); en el rubro de productos orgánicos destaca la participación de pequeños productores.

 La Asociación de Impulso Orgánico Mexicano señala que de los 169 mil productores que tiene registrados, el 90 por ciento lo integran pequeños productores y de éstos el 80 por ciento son indígenas y un 32 por ciento son mujeres emprendedoras.