Hoy hablaremos de la avicultura, esta actividad se encarga de la producción de pollos y pavos bajo rigurosos procesos de cuidado y alimentación para mantener la calidad que caracteriza a México. Esta industria genera alrededor de un millón de empleos directos e indirectos y beneficia al comercio nacional e internacional. 

Las aves de mayor consumo son los pollos y las gallinas, de estas últimas existen diversas razas que cubren necesidades específicas, por ejemplo, las gallinas ligeras producen huevo, para consumo de carne están las gallinas pesadas y las gallinas semipesadas que son con doble propósito (carne y huevo); los pollos son aquellas aves que en su mayoría se ocupan para consumo de carne y es conocido como pollo de engorda y se obtiene de las gallinas pesadas.

Dentro de la avicultura también encontramos la producción de guajolote, como se le conoce en México desde la época prehispánica, o pavo, como también se le conoce por la influencia española, es una de las aves domésticas de mayor tamaño, pudiendo alcanzar entre 14 y 18 kilogramos de peso a los 6 meses de edad; el consumo de esta ave en México es mucho menor ya que, en su mayoría se prepara para festividades navideñas, los guajolotes que son utilizados para consumo humano son los denominados como pavo de corral.

En 2014, México produjo casi 3 millones de toneladas de pollo para consumo y más de 2 millones de toneladas de huevo, cabe mencionar que el estado con mayor producción de carne de pollo es Aguascalientes y jalisco en producción de huevo. 

Sabías que..
México ocupa el 1er lugar a nivel mundial en consumo de huevo.