La captura de camarón es para México una de las actividades pesqueras de mayor importancia en términos económicos y en generación de empleos pues tan sólo en 2014 reportó ingresos de casi tres millones de dólares en exportaciones.

La pesca de camarón ha dejado algunas repercusiones en el medio ambiente debido a que las redes que se usan provocan la captura incidental de especies que no son objetivo, y derivado de ello incremento de peso en la embarcación lo que genera el aumento en el uso de combustible que impactan en el medio ambiente.

Por este motivo investigadores del Instituto Nacional de Pesca (INAPESCA) diseñaron un nuevo sistema de remolque para la captura de camarón, que ofrece grandes benéficos como son ahorro de hasta 35 por ciento en combustible, menor impacto al medio ambiente y por supuesto, la disminución en la captura incidental de otras especies marinas.

El diseño de este nuevo sistema, además de permitir que las especies que no son el objetivo puedan escapar de manera fácil, tiene la capacidad de adaptarse a las embarcaciones de la flota actual ya que la red es del mismo tamaño de las utilizadas actualmente.

La red denominada Red-Selectiva-Instituto Nacional de Pesca-México (RS-INP-MEX), cuenta con diversas modificaciones e innovaciones, que adaptados a la red hacen de ésta un arte de pesca selectivo y eficiente

¿Sabías qué?
La región del Pacífico es la que produce la mayor cantidad de camarón