El Gobierno de la República anunció un paquete financiero que incluye la ampliación de los plazos para la reestructuración de créditos, de seis a 12 meses; la disminución de la tasa de interés para los pequeños productores --de siete a seis por ciento, y de 6.5 a 5.5 por ciento para mujeres--, y de 9.5 a 8.5 por ciento para el sector primario en general.

A través de la SAGARPA y la Financiera Nacional de Desarrollo Agropecuario, Rural, Forestal y Pesquero (FND) se amplió el monto de créditos de 230 mil pesos a 600 mil pesos, con la aportación de la SAGARPA de 55 millones de pesos en garantías líquidas, que permitió detonar una bolsa de 272.4 millones de pesos.

Además, se redujeron en 85 por ciento los trámites y requisitos para acceder al financiamiento.

Para el caso de daños en infraestructura de unidades productivas, la SAGARPA apoyará con un 50 por ciento de los recursos, mediante el Fideicomiso de Riesgo Compartido (FIRCO), y la FND canalizará el 50 por ciento restante en financiamiento para recuperación de la agricultura protegida.

Estas medidas, calificadas como históricas por autoridades estatales y productores, están dirigidas a los productores de plátano, papaya, maíz, frambuesa, sandia, chile, caña de azúcar, sorgo, coco y tomate, entre otros, de 47 municipios de Jalisco, 14 de Michoacán y 10 de Colima.