Al cierre de la edición 2016 de Green Solutions se cumplió con el objetivo de impulsar el "crecimiento verde" mediante la promoción de negocios sustentables que no sólo beneficien al medio ambiente, sino que promueven el desarrollo económico y la productividad del país.

Tan sólo en el sector energético, los vastos recursos eólicos y fotovoltaicos con que cuenta México ofrecen un terreno fértil para las empresas, tanto nacionales como extranjeras. México está buscado capitalizar su apertura comercial y su competitividad para promover la inserción de compañías nacionales en las cadenas de proveeduría global de componentes, sobre todo en la industria solar y eólica, lo que representa una magnífica oportunidad de inversión.

ProMéxico logró, en el primer semestre de este año, concretar al menos 7 proyectos de inversión en energías limpias y 6 más están en proceso de cierre, los cuales abarcan desde la instalación de oficinas de consultoría hasta campos eólicos de gran escala.

Estos ejemplos son reflejo de la tendencia de México a posicionarse como uno de los países que más invierte en energías renovables. De 2014 a 2015, la capacidad instalada para generación de energías limpias creció 7%. Hoy en día, se cuenta con capacidad suficiente para generar 28% de electricidad a partir de fuentes limpias.

Durante el evento se contó con la presencia de 1,000 asistentes, más de 600 encuentros de negocios, alrededor de 40 compradores y 170 proveedores.