ProMéxico cumple 10 años de promover los negocios del país a nivel internacional, abrir mercados, impulsar a empresas mexicanas en otras naciones y atraer inversiones que han logrado elevar la competitividad de México en distintas regiones del mundo.

Por este motivo, Paulo Carreño, director general de la institución, dio a conocer en conferencia de prensa algunos de los resultados más relevantes de esta primera década.

A 10 años de su nacimiento, ProMéxico ha logrado atraer 1,126 proyectos de inversión extranjera directa que representan inversiones por alrededor de 109,000 millones de dólares y la creación de 411,000 puestos de trabajo (es decir que ha contribuido a crear 1 de cada 17 nuevos empleos en el país).

Además, la agencia de promoción generó alrededor del 40% de los 144,000 millones de dólares que el país recibió de IED en los primeros cuatro años de esta administración (cerca de 58,000 millones de dólares).

El director estimó que esta administración culminará con un récord de atracción de inversión extranjera directa (IED) de entre 180 mil y 200 mil millones de dólares en el periodo 2013-2018. Cabe destacar que el 60% de la IED captada por México en los últimos años estuvo destinada a la industria manufacturera en actividades de alto valor agregado, como los sectores automotriz, electrónico y aeroespacial. Sin embargo, las reformas estructurales permitirán que la cifra crezca, sobre todo en los sectores energético y de telecomunicaciones.

Asimismo, de 2011 al primer trimestre de este año, se promovieron cerca de 3,600 proyectos de exportación por un monto cercano a los 17,500 millones de dólares. Igualmente, la entidad ha apoyado la internacionalización de más de 175 empresas mexicanas en el mundo.

De acuerdo a un estudio estadístico realizado por ProMéxico en 2015, las empresas exportadoras que se apoyan en ProMéxico alcanzan mejores resultados que las que persiguen estos mismos objetivos por cuenta propia. Los exportadores que reciben servicios o apoyos crecen, en promedio, 20% más que el resto.

ProMéxico se ha trazado para el periodo 2017-2018 los siguientes siete ejes de acción, cuyo objetivo es potenciar las oportunidades de México en el mundo:

  1. Impulsar el comercio exterior y el mercado interno a partir de las capacidades logísticas de México.
  2. Crear una estrategia de impulso hacia México como hub y puente entre Europa y Asia.
  3. Identificar las economías con mayor potencial para la diversificación de las relaciones económicas del país.
  4. Estudiar las capacidades nacionales para la inserción en la industria y las tecnologías del futuro.
  5. Implementar una estrategia para exportación de servicios intensivos en conocimiento.
  6. Desarrollar una estrategia de posicionamiento global del país y el bloque latinoamericano.
  7. Implementar una búsqueda de empresas de importancia mundial con mayor potencial para insertarse en el ecosistema productivo nacional.

Entre los diversos eventos entre los que ProMéxico participará en el periodo 2017-2018, Carreño destacó la invitación que recibió el gobierno mexicano para que nuestro país participe como invitado en Hannover Messe 2018, la feria industrial más importante del mundo.

Se busca que más de 100 compañías mexicanas asistan al evento, por lo que ProMéxico está impulsando una gira de seminarios que tienen como objetivo dar a conocer qué es Hannover Messe, el proyecto de México como país invitado y las posibilidades de hacer negocios en el país europeo, entre muchos otros aspectos de la relación comercial.

Otro de los proyectos impulsados por la institución es “México exporta en un click”, que busca aprovechar las oportunidades que ofrece el comercio electrónico y, con ello, atender ese creciente sector que en 2016 logró ventas globales entre empresas (business to business) por un valor superior a 2,000 millones de dólares.

/cms/uploads/image/file/290339/64540207-594c-433b-9561-af27070d8710.jpg