En el nombre de Dios Todopoderoso.

Honorable Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, Enrique Peña Nieto.

Estimados Embajadores.

Honorables visitantes.

Es un honor para la Cámara de Comercio del Estado de Kuwait recibir un honorable visitante, que es un invitado de su Alteza Jeque Sabáh Al-Kháled Al-Hámad Al-Sabah, el Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, Enrique Peña Nieto, y su delegación de alto rango, en su visita a nuestro Estado.

No estoy en mi derecho de hablar de la economía mexicana en presencia de sus líderes gubernamentales y privados, pero debo recalcar sobre una verdad, sobre las relaciones bilaterales existentes comerciales entre los países del Atlántico y los intercambios comerciales entre los países de América Latina.

México ocupa el quinceavo lugar. El número de habitantes del Estado de Kuwait es muy pequeño, pero estas amistades entre las relaciones bilaterales entre los países del Medio Oriente no se basan únicamente con los países de Europa.

Con las mejores relaciones bilaterales existentes entre ambos países, el intercambio comercial entre ambos países todavía es muy lejano y esperamos que éste se mejore y no nos demuestra la fuerza que tiene el Estado mexicano para la producción y el intercambio comercial entre ambos países. Esperamos, con toda verdad y sinceridad.

Existe una investigación pobre entre ambos países para el intercambio comercial.

Segundo. Debemos desarrollar este intercambio entre ambos países. Países amistosos con una larga trayectoria. Esto es lo que representa hoy en día la amistad entre ambos países y la fe en aprovechar éstos.

Debemos aprovechar esta amistad en los diferentes sectores, no únicamente en la producción agrícola.

Tenemos también que tratar asuntos sobre el tema de la infraestructura energética para un futuro mejor estratégicamente entre ambos países y mejorar la competencia entre ambos países para las inversiones.

Solicito expresarle mi opinión personal, que la economía kuwaití y la experiencia kuwaití pueden servir para la mejora de estas relaciones como deseo.

Que deseamos y tenemos el deseo de estrechar estas relaciones bilaterales entre ambos países, para que sea más atractiva para los diferentes inversionistas para un futuro.

Todas estas inversiones jugarán un papel importante las representaciones privadas como las públicas, ya sea en un marco de trayectoria de experiencia, tecnología.

Tenemos la estructura de inversión. Si necesitan de la presencia inversionista de Kuwait en México, sería una apertura para abrir, a las empresas mexicanas, las puertas en Kuwait.

El Presidente de México es un honor para nosotros tenerlo aquí, en nuestro país, junto con su delegación, luego de ver económicamente cómo influyen los precios del petróleo mundialmente.

Eso es un reto para ambos países, éste es un reto para la cooperación del sector económico para la inversión y la promoción de la inversión, exploración.

La solicitud, los requerimientos colocan en los precios en un lugar no estable.

Cierro mis palabras. Es un honor para nosotros esta visita.

Estamos muy complacidos de tenerlos en este foro.

Y esperamos de su honorable Presidente y los visitantes y su delegación, que tengan el mayor provecho. Me disculpo por el largo comentario.

Es un honor solicitar al Presidente dar sus palabras.