Señoras y señores.

Muy buenas tardes a todas y a todos ustedes.

Quiero saludar, en primer término, al señor Gobernador del Estado de Zacatecas.

Agradecerle su hospitalidad, sus palabras de bienvenida y, sobre todo, este compromiso que, de manera reiterada, ha hecho con el Gobierno de la República para que trabajemos de forma conjunta, para que sumemos esfuerzos, para que cumplamos con los compromisos que el Presidente y el Gobierno de la República tienen, precisamente, con los zacatecanos.

Y por ello, me congratulo de estar aquí, en el marco de esta Convención que realiza la Confederación Nacional de Organizaciones Ganaderas del país.

Quiero saludar a los titulares de los otros poderes, Legislativo y Judicial de esta entidad.

Al Gobernador del Estado de Durango, que asiste como invitado a este acto.

Especialmente a Oswaldo Cházaro, quien nuevamente me ha formulado la invitación para acompañarle en esta Convención.

Y como entonces lo comprometí en Querétaro, hoy le estoy cumpliendo a los ganaderos de México.

Aquí estoy, acompañándoles en esta Convención. Es para mí una gran distinción y es un honor.

Es un honor, que junto con dirigentes de distintas organizaciones vinculadas al sector agroalimentario del país, que están aquí presentes, que acompañan, precisamente, a esta Confederación Nacional de Organizaciones Ganaderas, que son amigos entre todos ustedes.

Y que hoy conviven aquí servidores públicos, del ámbito Federal, de los ámbitos estatales, que participan en estos esfuerzos, precisamente, para elevar la productividad y rentabilidad de la actividad primaria de nuestro país.

A todos les saludo con el mayor respeto.

A los señores Legisladores Federales, estatales.

Senadores de la República.

A quienes presiden la Comisión Ganadera en la Cámara de Diputados.

A todos, les saludo con respeto.

Pero de manera muy particular, quiero saludar a todos los representantes o integrantes de esta Confederación Nacional de Asociaciones Ganaderas, porque nuevamente se dan cita en este espacio, para aportar experiencias de éxito personales que contribuyan al éxito de todos los ganaderos de México.

Les saludo con afecto.

Saludo particularmente a quienes, por decisión de ustedes mismos, son merecedores a un reconocimiento, por su trabajo y entrega a esta actividad.

A ellos, a quienes han recibido hoy este reconocimiento de parte de ustedes, nuevamente expreso mi reconocimiento y felicitación.

Y de manera muy señalada, le preguntaba al Presidente Oswaldo Cházaro si las damas, distinguidas damas aquí presentes, eran sólo las esposas de los productores ganaderos.

Me dijo: No. Aquí hay productoras y hay quienes son la fortaleza de los productores.

A las distinguidas damas aquí presentes.

Me da mucho gusto saludarlas.

Señoras y señores:

El sector primario, que particularmente está compuesto por el sector agroalimentario, es esencial para la fortaleza y dinamismo de la economía nacional.

En él laboran 6.6 millones de mexicanos, es decir, 13.5 por ciento de la población ocupada del país.

El año pasado la actividad ganadera produjo 286 mil millones de pesos, entre los 737 mil millones de pesos que generó el sector primario en México, prácticamente una tercera parte del volumen de producción que se tuvo en este sector.

Para apreciar su dimensión e importancia, basta referir que cada año en México se crían 30 millones de cabezas de ganado bovino y se producen más de seis millones de toneladas de carne de ave, bovino, porcino, ovino, caprino, entre otros.

Así, nuestro país es el séptimo productor mundial de proteínas de origen animal.

Además, gracias a los elevados estándares de sanidad y calidad agroalimentaria de nuestro ganado, México es el segundo exportador mundial de bovinos en pie.

Esto es gracias al trabajo y dedicación de todas y todos ustedes.

Por todos estos motivos y como lo expresara el Presidente de esta Confederación Nacional Ganadera, el Gobierno de la República respalda con firmeza a los ganaderos de México.

Ustedes, con su trabajo diario, ayudan a construir el México próspero e incluyente que todos los mexicanos queremos.

Me da mucho gusto encontrarme nuevamente con ustedes, para compartirles algunas acciones que estamos impulsando desde el Gobierno de la República para apoyarlos en su importante actividad productiva en favor de la seguridad alimentaria del país.

Ya el señor Secretario, titular de SAGARPA, ha hecho mención de algunas de estas acciones, que habré de referir algunas de ellas nuevamente.

En primer lugar, debo antes de ello señalar, que gracias a la aprobación en la Cámara de Diputados, esta Secretaría, SAGARPA, cuenta con un presupuesto superior, por primera vez, a los 85 mil millones de pesos para este año.

Dentro de esta cifra destacan más de seis mil 500 millones de pesos asignados al Programa de Fomento Ganadero. Este monto es 21 por ciento superior, en términos reales al que se ejerció en el año 2013.

Además, después de siete años de mantener cerrado el padrón de beneficiarios del Programa PROGAN, en 2014 se decidió abrir el registro, como aquí ya se señaló, para incluir a 270 mil nuevos ganaderos como parte de una política pública mucho más incluyente.

Como ustedes saben, he dado indicaciones para que los recursos de todos los programas del Gobierno de la República se ejerzan con eficacia y oportunidad.

Hoy les informo que durante este año, el Programa de Fomento Ganadero, ha ejercido su presupuesto en tiempo y forma.

Y de esta manera, les estamos cumpliendo a los productores pecuarios del campo, garantizando que los recursos programados estén en sus manos con toda oportunidad.

Pero, además de invertir más y de manera más oportuna, también estamos potenciando los beneficios de estos recursos, al fortalecer las cadenas productivas agropecuarias.

De manera específica, en favor de la actividad que todas y todos ustedes realizan, el año pasado se creó la Comisión Ejecutiva para la Productividad Ganadera de la Cadena Bovinos-Carne.

En junio próximo, como me lo ha informado el titular de SAGARPA, también estarán funcionando las Comisiones de Bovinos de Leche y la Porcícola.

Sin duda, esta conjunción de esfuerzos, estas sinergias que se generan entre estas comisiones, redundarán en una mayor producción ganadera, más exportaciones y, sobre todo, mayores ingresos para los ganaderos del país.

Para reforzar estas políticas y programas, hoy quiero destacar cuatro importantes apoyos adicionales para su gremio.

El primero, es la puesta en marcha del Programa Nacional de Rehabilitación de Agostaderos. Juntos vamos a reconstruir los agostaderos que han sido dañados e, incluso, destruidos por la sequía.

Además, se realizarán más de mil 300 obras de captación de agua, con una capacidad de 20 millones de metros cúbicos.

Para lograr este propósito, hemos entregado equipos para las uniones ganaderas ya de algunos estados como Coahuila y Tamaulipas, en este mismo evento; y lo estarán recibiendo, también, productores de Durango, San Luis Potosí y Zacatecas.

En fecha próxima estos mismos equipos se habrán de distribuir en Aguascalientes, en Baja California, Baja California Sur, Chihuahua, Nuevo León, Querétaro y Sonora.

El objetivo de esta Administración es rehabilitar, señor Secretario, un millón 500 mil hectáreas de agostaderos, particularmente en zonas áridas del país.

Él me entiende muy bien por qué hago énfasis en el millón y medio de hectáreas que tenemos que rehabilitar.

El segundo apoyo que quiero destacar es en relación al seguro de daños en agostaderos.

La SAGARPA y los productores pecuarios invertirán 312 millones de pesos para proteger cuatro millones 650 mil cabezas de ganado.

En total, se está apoyando con este seguro a más de 80 mil productores. Pero también para quienes no puedan aportar el pago de la prima por el tamaño de su unidad productiva, también se han adquirido, junto con los gobiernos estatales, una cobertura pecuaria que abarca a otras 4.7 millones de cabezas de ganado, en beneficio de 471 mil productores adicionales.

Esto, sin duda, refuerza el apoyo del Gobierno de la República con los grandes y pequeños ganaderos del país.

El tercer apoyo es que, a partir de este año, el Gobierno de la República invertirá 120 millones de pesos para el Programa de Pruebas de ADN. Ello permitirá asegurar la calidad genética de las razas ganaderas de alto valor.

Y el cuarto apoyo se refiere a esquemas integrales para impulsar la productividad.

En este sentido, se han realizado convenios que permiten sumar los incentivos de SAGARPA con financiamiento y asistencia técnica de FIRA y de la Financiera Nacional de Desarrollo Agropecuario, Rural, Forestal y Pesquero, con este pequeño nombre que ahora le han dado a la Financiera Rural.

Fue parte de la reforma y en la reforma ahora obviamente le dieron el nombre completo, como debe ser, para apoyar a todo el sector agroalimentario.

Como pueden darse cuenta, desde el Gobierno de la República se están llevando a cabo políticas, programas y acciones concretas que dan un renovado impulso a la ganadería del país.

Y esto, sin duda, reafirma el compromiso que tiene este Gobierno para apoyar la actividad ganadera, al campo de nuestro país y la actividad pesquera.

Toda la actividad agroalimentaria de nuestro país para la seguridad de los propios mexicanos y, sobre todo, para fortalecer la productividad y los ingresos de quienes están en estas actividades.

Señoras y señores:

El compromiso del Gobierno de la República es detonar el enorme potencial del campo mexicano en beneficio de las familias que viven de él, como ya lo he señalado. El desarrollo del campo es primordial.

El México próspero, de oportunidades que estamos construyendo, debe incluir un sector primario competitivo y dinámico. Afortunadamente, creemos que vamos por buen camino.

Durante los primeros dos meses de este año, de acuerdo al indicador global de la actividad económica que publica el INEGI, el sector primario creció 5 por ciento a tasa anual.

Ésta es una cifra que nos alienta a acelerar el ritmo, a redoblar esfuerzos y a hacer del campo mexicano una tierra más fértil y de mayores oportunidades para todos.

Estamos decididos a transformar el campo y, con él, a mejorar la calidad de vida de millones de mexicanos en todo el territorio nacional.

Y en este propósito, la actividad ganadera tendrá invariablemente todo el respaldo del Presidente de la República.

Ganaderos y autoridades seguiremos trabajando juntos para incrementar la productividad y los ingresos derivados de esta importante actividad para el país.

Eso es lo que queremos para toda nuestra Nación: que los mexicanos ganen más por su trabajo.

A mí me da mucho gusto nuevamente poder estar entre ustedes, poder apreciar este clima de camaradería, de fraternidad que une e identifica a quienes están dedicados a la actividad ganadera del país.

Los felicito realmente por lo mucho que hacen, por su entrega y trabajo cotidiano que, sin duda, contribuye a hacer de la actividad ganadera una de las más importantes, más relevantes y de un futuro próspero que tiene nuestro país.

Felicidades a todas y todos ustedes.