Su Alteza Real, Príncipe de Gales, y Su Alteza Real, Duquesa de Cornualles.

Muy distinguidos invitados que amablemente nos acompañan esta tarde, del ámbito académico, empresarial, cultural, diplomático.

Muy distinguidos invitados.

Señores representantes de los medios de comunicación:

El Reino Unido está presente en innumerables aspectos de la vida de los mexicanos. Su influencia positiva ha nutrido nuestra cultura con el paso de los años.

Los fuertes vínculos entre nuestras naciones se reflejan en el comercio, en las artes y en el entretenimiento, en la ciencia y la tecnología, al igual que en la educación.

A partir de estos puentes de entendimiento, en la visita de trabajo que realicé el año pasado a su país, y durante mi encuentro con el Viceprimer Ministro Clegg, en México, coincidimos en la importancia de fortalecer nuestros lazos.

Hoy esa voluntad compartida se hace patente con la visita de Sus Altezas Reales, a quienes reitero nuestra más cordial bienvenida a México.

Su presencia en Palacio Nacional es una distinción y marca un nuevo capítulo en nuestra histórica relación bilateral.

En México recordamos con afecto que el Reino Unido fue una de las primeras potencias en reconocer nuestra Independencia y establecer relaciones comerciales con nuestra naciente Nación.

Desde aquel memorable acontecimiento, la confianza y amistad entre nuestras naciones se ha fortalecido, reflejándose en distintos ámbitos de la relación bilateral.

Estamos aprovechando cada vez más las complementariedades económicas para crecer juntos y aumentar el bienestar de nuestras poblaciones.

Desde la entrada en vigor del Tratado de Libre Comercio entre la Unión Europea y México, en el año 2000, el intercambio comercial entre el Reino Unido y nuestro país ha crecido 153 por ciento.

Su interés en las oportunidades que ofrece México se demuestra en las más de mil 400 empresas con inversión británica, especialmente en los sectores financiero, minero e industrias manufactureras. Pero más allá de estos indicadores económicos, lo más importante es la cercanía entre nuestras sociedades.

Por ejemplo, tan sólo en 2013, 414 mil británicos viajaron a México; lo ubicó, al Reino Unido, como la tercera Nación del mundo que más nos visita y la primera de toda Europa.

De manera similar, las universidades británicas son el segundo destino en el extranjero que los mexicanos eligen para realizar estudios de posgrado, atraídos, sin duda, por la calidad y tradición de sus instituciones, así como por la riqueza de su cultura.

Esta estrecha relación entre británicos y mexicanos, así como el deseo mutuo de conocernos mejor, conforman el marco idóneo para lanzar con Su Alteza Real, el Príncipe Carlos, el Año Dual México-Reino Unido; 2015 será el año de México en el Reino Unido y el año del Reino Unido en México.

Esta celebración simultánea es la máxima expresión de respeto y reconocimiento, de amistad y fraternidad entre dos naciones.

A partir de un amplio programa de actividades, ambos países promoveremos un mayor conocimiento entre nuestras sociedades y una cooperación más intensa en todas las dimensiones de nuestra relación bilateral.

Con exposiciones artísticas, jornadas de gastronomía, foros de discusión académica, actividades de promoción turística, reuniones empresariales, entre otras actividades, llevaremos lo mejor de México al Reino Unido y vendrá a nuestra casa lo mejor de esa gran Nación.

El patrimonio cultural de nuestro país estará presente en la Magna Exposición: Mayas, Revelación de un Tiempo sin Fin, así como en la Feria del Libro en Londres, en la que México será invitado de honor.

Sin duda, todos estos encuentros permitirán fortalecer el diálogo intercultural que iniciaron nuestras naciones, hace cerca de 200 años.

Señoras y señores:

En 1826 británicos y mexicanos firmaron el Tratado de Amistad, Navegación y Comercio. Con visión de futuro, el Artículo 1 de este documento previó lo siguiente, y cito de manera textual: Habrá una perpetua amistad entre los Estados Unidos Mexicanos y el Reino Unido de la Gran Bretaña e Irlanda.

Varias generaciones se han ocupado de que así sea hasta nuestros días. Ahora corresponde a nosotros mantener vivo el espíritu de aquel tratado.

Con la Visita Oficial del Príncipe de Gales, se confirma el respeto y afecto recíprocos entre británicos y mexicanos.

Será un honor corresponder este encuentro, atendiendo la invitación que, por su conducto, me ha hecho llegar Su Majestad la Reina Isabel II, para realizar una Visita de Estado al Reino Unido en 2015.

Desde aquí le pido transmitir a Su Majestad, mi agradecimiento y mis mejores deseos de salud y bienestar para ella y toda la Familia Real, al tiempo que les enviamos un cálido saludo a todos los habitantes del Reino Unido.

Nuevamente, Sus Altezas Reales, están en su casa y sean bienvenidos a México.

Muchas gracias.