Muchísimas gracias.

 

            Muy buenas tardes a todas y a todos los asistentes a este acto.

 

            Particularmente, quiero saludar con gran respeto y afecto a la Gobernadora del Estado de Sonora, a Claudia Pavlovich.

 

Muchas gracias, Claudia, por tu hospitalidad.

 

Muchas gracias por la calidez de tu mensaje de bienvenida.

 

            Pero, sobre todo, mis mayores deseos de éxito en esta gestión de gobierno que está iniciando su gobernadora y que sepa que tendrá, invariablemente, como un aliado de su gobierno, al Presidente de la República y a todo el Gobierno Federal, para apoyarle y respaldarle en el cumplimiento de los compromisos que ha hecho con los ciudadanos de Sonora.

 

            Y, además, la señora Gobernadora siempre llevará mano, porque es la única mujer Gobernadora de todo el país.

 

            No es más que una consideración de caballerosidad de prestarle siempre atención, en primer orden, a la mujer Gobernadora que tenemos en México.

 

            Y con ella quiero saludar a las demás autoridades que están aquí presentes, del Gobierno de la República, del gobierno del Estado de Sonora y, por supuesto, a las autoridades municipales.

 

            Al Presidente Municipal de Cajeme; de Navojoa y autoridades municipales que están aquí presentes.

 

            A las y los Legisladores Federales, tanto del orden Federal como del orden estatal, a quienes saludo con respeto.

 

            A Delegados Federales.

 

            Pero, de manera muy especial, quiero saludar a la representación de la sociedad sonorense, que hoy se da cita en este acto.

 

            Saludar, en primer orden, con gran respeto y afecto a las mujeres aquí reunidas.

 

            De manera muy señalada, a la entusiasta juventud sonorense que está aquí presente.

 

            Y a los hombres que también están comprometidos con el desarrollo y progreso de su estado.

 

            A los señores representantes de los medios de comunicación.

 

            A todos, les saludo con respeto y afecto.

 

            Me da mucho gusto regresar a Sonora y debo decir, después de varios meses, aquí la Gobernadora gentilmente me ha formulado la invitación para que regrese en otras, futuras ocasiones.

 

            Ya el Secretario de Comunicaciones y Transportes nos ha señalado los tiempos de entrega de la obra que hoy estamos entregando en una parte, en el cumplimiento parcial de lo que yo comprometí en la última visita que hice a Sonora, ya a más de un año de distancia.

 

            Pero que a esa distancia hoy regreso a entregar dos tramos importantes de éste que es, sin duda, el eje vertebral de la comunicación que tiene Sonora.

 

            Y debo decirle, Gobernadora, que no me voy a esperar a que lleguen los tiempos que ha comprometido y que se han fijado para la conclusión de esta obra; espero, y así lo hemos acordado, regresar en menor tiempo y pronto nuevamente a Sonora para acompañarla en la entrega de más obras en beneficio de los sonorenses.

 

            Hoy estamos aquí, como aquí ya se ha dicho y no quiero tomar mucho tiempo en ello, pero sin duda la obra o las obras que estamos entregando son entregas parciales de un compromiso que en una parte hoy se está cumpliendo.

 

            Me queda muy claro que este eje carretero que va de la Estación Don A Nogales es el tramo carretero más importante que recorre el Estado de Sonora. Es la columna vertebral este eje carretero, de 652 kilómetros, de una gran longitud.

 

Y el compromiso que recuerdo asumí cuando visite aquí, el Estado de Sonora, en abril del año pasado fue, precisamente, modernizar este tramo carretero, hacerlo de concreto hidráulico y ampliar la longitud y anchura de esta carretera.

 

            Hoy entregamos dos, la conclusión de dos tramos parciales. Y como aquí ya se ha señalado, está en curso ya la construcción y ampliación de lo que falta de esta obra; más de 200 kilómetros que están ya en construcción, para entregarse el próximo año, y 250 más en el año 2017. Lo que nos permitirá en esta Administración entregar totalmente concluida esta obra.

 

            Esto forma parte del esfuerzo que el Gobierno de la República viene haciendo en el desarrollo de infraestructura carretera: más de 17 mil kilómetros de carreteras se han construido o se han modernizado.

 

            He señalado, y aquí lo quiero compartir con ustedes, el gran proyecto que tiene el Gobierno, y que de alcanzar y concretar esto que nos hemos trazado, será esta la Administración que más kilómetros de autopistas haya desarrollado en las últimas administraciones.

 

            Me he comprometido o está hecho dentro del Plan de Desarrollo el compromiso de construir 52 nuevas autopistas; una longitud mayor a los tres mil 300 kilómetros.

 

De éstas, 17 autopistas ya se han entregado con una longitud mayor a los mil kilómetros de distancia, de longitud, y que hoy ya forman parte de la nueva infraestructura carretera y de autopistas que tiene nuestro país.

 

            Tres mil kilómetros más ha significado la modernización de la Red Carretera Federal y 14 mil kilómetros más ha significado el modernizar o construir caminos rurales, en distintas entidades federativas; lo que suma, precisamente, estos 17 mil kilómetros que a la fecha llevamos construidos o modernizados en la geografía nacional.

 

            Y todo ello en un claro objetivo: elevar la competitividad de nuestro país.

 

De hecho, para quienes hacen medición, el Foro Económico Mundial dedicado, precisamente, a medir el desarrollo de todas las economías del mundo, de 193 países, prácticamente, coloca a México en una tendencia, precisamente, ahí elevando sus condiciones de competitividad.

 

            De hecho, mejoramos las que teníamos apenas el año pasado, mejoramos cuatro posiciones.

 

Mucho de ello está o se debe, precisamente, a los cambios estructurales que hemos hecho; pero mucho, también, a la infraestructura que se viene desarrollando, en distintas entidades federativas.

 

            Y lo que quiero decir hoy al pueblo de Sonora es que el Gobierno de la República, como ya aquí lo señalé, está comprometido a acompañar el esfuerzo que despliegue el gobierno que recién está entrando; el gobierno que encabeza la Gobernadora Pavlovich y donde el Gobierno de la República trabajará y armonizará su esfuerzo para que realmente podamos seguir trabajando e impulsando el desarrollo del Estado de Sonora.

 

            Esa es la mística de trabajo que tiene el Gobierno de la República: sincronizar y armonizar esfuerzos con las entidades federativas, con los distintos gobiernos de las distintas entidades de nuestro país.

 

            Más allá del origen partidario que tengan, lo importante es trabajar en equipo, hacer converger nuestros esfuerzos; encontrar objetivos claramente identificados, definidos; focalizar nuestro esfuerzo para que realmente grandes obras se puedan concretar y materializar en beneficio de la población a la que servimos.

 

            Sé que aquí, en Sonora, hay importantes rezagos, por eso he comprometido que ahora que se esté debatiendo el presupuesto, el proyecto de presupuesto, haya recursos destinados particularmente para mejorar, modernizar y, sobre todo, reparar los caminos alimentadores que están en el Estado de Sonora.

 

            El Gobierno de la República es uno que se ha decidido, desde el inicio de esta Administración, a impulsar la transformación de México.

 

En un esfuerzo que tenemos claro no habrá de agotarse, pero es un privilegio para este Gobierno el realmente hacer su máxima contribución al desarrollo de nuestro país, que en distintas partes de la geografía nacional hay diferentes desafíos, problemas particulares, pero como país tenemos muy claro hacia dónde llegar.

 

            Partimos de lo que ya sabíamos, el diagnóstico que había de nuestro país en el pasado y que se atribuía a la falta de acuerdos el que no pudieran darse los pasos necesarios, ni hacerse las reformas que el país estaba necesitando, para poder crecer económicamente y lograr mayor desarrollo para su población.

 

            Sin embargo, éste ha sido un Gobierno que ha venido y ha llegado para derribar las barreras, para impulsar cambios que realmente signifiquen transformación.

 

            Y hay algo que me queda muy claro prácticamente a la mitad de esta Administración, en lo que ha significado ir materializando, instrumentando las reformas que ya se han hecho posibles, las obras de infraestructura que estamos llevando a cabo en todo el país, pero algo me queda muy claro: que cuando hay unidad entre los mexicanos, cuando realmente estamos unidos y en un solo frente, los mexicanos generamos una fuerza positiva de transformación para México.

 

            Y este Gobierno quiere ser, precisamente, parte de ese motor que promueva la unidad entre los mexicanos y, sobre todo, una unidad positiva y transformadora para el bien de México.

 

Somos parte y somos actores protagónicos de lo que tengamos el día de mañana como país.

 

            Y eso significa que hoy nos ocupemos realmente, en cualquier espacio de actuación, el lograr la concreción de pequeños, medianos y grandes objetivos.

 

            En el Gobierno de la República, en materia de comunicaciones, tenemos muy claro a donde queremos llegar en esta Administración: trabajamos realmente para concretar los esfuerzos que eleven la competitividad del país.

 

            Detrás de cada una de estas obras que estamos inaugurando, detrás de cada uno de los trabajos que se realizan para la construcción de carreteras, de autopistas en cualquier parte del país, hay mano de obra, hay empleos que se están generando; hay derrama económica que está impactando en diferentes regiones del país.

 

            Por eso es que no es casual que hoy los niveles de empleo que se tienen registrados en México, sean quizá la cifra histórica de empleo que, a tres años de Administración, se hubiesen alcanzado, al menos medidas así las cinco últimas administraciones, incluyendo la que está en turno y la que corresponde.

 

            Pero eso nos motiva, nos alienta para que sigamos trabajando con gran sentido de responsabilidad, en la concreción de los objetivos que nos hemos trazado y realmente mantenernos firmes en lo que nos hemos propuesto llevar a cabo.

 

            Hace apenas unos días, la semana pasada, querida Gobernadora, en un encuentro con Presidentes Municipales de diferentes partes del país, les decía: aquí lo importante es no cejar en nuestros esfuerzos, mantenernos perseverantes en lo que nos hemos fijado hacer.

 

            Sin duda, a lo largo del camino vamos a encontrar, como ya lo decía yo, críticas y un poco lo decía hace un momento la Gobernadora, críticas, señalamientos, oposición, pero al final de cuentas encontraremos que lo que hemos construido es algo que beneficiará a toda la población.

 

            Por eso, no nos distraigamos, no vacilemos y menos entremos a espacios de ocurrencia.

 

            Habiendo definido claramente a dónde queremos arribar, a qué puerto queremos llegar, hoy lo que nos ocupa es trabajar y remar parejos para arribar a puerto y, sobre todo, a puerto seguro que depare beneficio y progreso a todos los mexicanos.

 

            Finalmente, Gobernadora, muchas gracias por su amable invitación para regresar a su estado.

 

Ésta es una visita breve, pero el motivo principal, si bien es entregar estos tramos carreteros, que hoy se están inaugurando de forma parcial, de lo que es una obra comprometida, y que regresaré tiempo a tiempo para entregar la totalidad de esta obra.

 

            Yo espero, realmente, Gobernadora, estar aquí en más ocasiones en este estado. No en una visita tan breve como la de ahora, pero sí en oportunidad, decía yo, que el motivo principal es venir, por primera vez, siendo ya usted Gobernadora, a estar con usted.

 

            A decirle que el Gobierno, como ya lo dije y lo reitero, está para ser un aliado del esfuerzo de su gestión gubernamental, que tiene en su amigo, el Presidente de la República y en el Gobierno Federal, a un aliado para seguir trabajando y, sobre todo, para encontrar esfuerzos conjuntos que nos permitan trabajar por el bien del Estado de Sonora.

 

            Hago votos porque así sea.

 

            Y quiero, finalmente, y no es menor, dejar aquí testimonio de amplia gratitud y reconocimiento a la presencia de todas y todos ustedes.

 

            Yo le preguntaba a la Gobernadora que a lo mejor la hora no iba a ser la mejor, porque probablemente a esta hora estaba muy cerca de la hora de la comida. Pero si ya comieron algunos, y espero que la gran mayoría así haya sido, y para quienes no, gracias por estar aquí.

 

            Gracias por dispensarme la oportunidad de estar entre ustedes; y, sobre todo, de venirme a comprometer, de dejarles un saludo fraterno, cordial y de amistad como Presidente de la República, pero, sobre todo, mi compromiso permanente e invariable de sumarme al esfuerzo del gobierno del estado, para trabajar juntos en beneficio de los sonorenses.

 

            Muchísimas gracias.