Señoras y señores:

Muy buenas tardes a todas y a todos ustedes.

 Agradezco mucho, una vez más, la gran hospitalidad que me dispensa la familia del Instituto Mexicano del Seguro Social en este breve encuentro, pero importante y relevante por lo que aquí se ha comentado y por lo que además habré de señalar ante ustedes, sin duda, en la modernización que esta gran institución, que sirve a millones de mexicanos, ha venido teniendo en los últimos años.

Gracias, en verdad, por su hospitalidad.

Hoy quiero saludar a quienes están al frente de este evento. Al señor Director General de esta institución.

Me da mucho gusto que tenga un gran apoyo y respaldo de la representación de los trabajadores de esta institución.

Ya le dije: compártame tantito de la porra que tiene acá, el señor Director.

A quienes son miembros del Gabinete que aquí me acompañan y que colaboran en los esfuerzos que realiza el Gobierno de la República.

A Manuel Vallejo como líder sindical de los trabajadores de esta institución.

A Carlos Aceves del Olmo, dirigente de la CTM.

A Juan Carlos Velasco, quien además el Secretario General de esta institución.

A dirigentes sindicales que hoy aquí nos acompañan, a quienes saludo con gran afecto.

A exdirectores, exsecretarios de Salud; funcionarios que hoy aquí nos acompañan.

Pero, especialmente, en ustedes quiero saludar a toda la familia IMSS; a quienes son médicos, enfermeras, trabajadores administrativos; a quienes saludo siempre con reconocimiento y con respeto, porque ser IMSS es un orgullo. Así lo sienten.

Y déjenme decirles algo más.

Ustedes hacen que este lugar sea más cálido, señor Director, porque estaba un poquito frío. Ya vimos que al aire acondicionado sí funciona y funciona muy bien. Pero aquí lo hacen ustedes que sea el ambiente mucho más cálido.

Y déjenme decirles algo más.

Hace apenas unos días, el 1º de diciembre, a propósito de haber cumplido cuatro años al frente de la Administración Pública Federal, tuve ocasión de reunirme con una representación de servidores públicos, prácticamente de todas las dependencias del Gobierno de la República.

Y ahí estaban las enfermeras, los médicos del Seguro Social, sólo muy poquitos porque si no hubieran sido, no hubieran podido estar los demás servidores públicos de otras áreas de la Administración.

Y a través de ellos, y hoy a través de ustedes, quiero saludar, como lo estaré haciendo, a todos los servidores públicos, particularmente de esta institución, del Instituto Mexicano del Seguro Social, porque es una gran institución de México. Es una gran institución que cuida y vela por la salud de más 74 millones de mexicanos.

Se dice fácil, pero es más de la mitad de nuestra población. De 120 millones, 74 millones reciben atención médica, auxilio y cuidados a través de esta gran institución. Por eso, estoy seguro que enamora el trabajar en esta institución.

Ya había dicho yo aquí alguna vez que conociendo de mucha gente, que alguna vez en su paso en el servicio público ha prestado servicios en esta institución, siempre ha salido enamorada, y no dejan de portar, donde lleguen a estar después, la camiseta del Seguro Social, el gran amor que tienen por esta institución.

Y es una institución que, además del trabajo que corresponde, realmente, a la misión que tiene trazada, además de ello hay, en la institución, médicos, enfermeras que realizan una gran labor social. La he reconocido y le he premiado.

Porque aquí hay grupos de médicos y de enfermeras que dedican de su tiempo, ya muy personal, espacio para brindar servicio social, para recorrer comunidades, sobre todo, apartadas y alejadas de nuestra geografía y llevar la atención médica. Y lo hacen simplemente en una vocación de servicio, en un deseo de poder ayudar a quienes más lo necesitan.

Eso habla del gran corazón y de la gran calidad profesional que hay en el Seguro Social.

Para todas y todos ustedes, repito, mi reconocimiento, pero especialmente, y hoy quiero significarlo, porque eso fue lo que dije el 1º de diciembre, en ese encuentro con mis compañeros del servicio público, decirles: muchas gracias.

Gracias, porque los esfuerzos y los logros que esta Administración puede reportar ante la sociedad mexicana, a estas alturas de la Administración, es gracias al esfuerzo de cada uno de los servidores públicos.

No importando cuál sea su trinchera de trabajo o de esfuerzo, pequeña, grande, mediana, toda forma parte de un gran engranaje que hace posible que el Gobierno de la República le esté sirviendo a México.

En ustedes dejo testimonio de mi total y más amplio agradecimiento para con cada uno de ustedes y para sus demás compañeros que trabajan en el Seguro Social.

Hoy nos convoca un tema que Mikel, Director de esta institución, ya ha expuesto en alguna forma y de manera, me parece, muy ilustrativa, y que espero sea de las muy buenas cosas que deban contarse, porque cuentan mucho.

Las cosas buenas cuentan y cuentan mucho, y aquí hay ejemplos de las muy buenas cosas que se vienen haciendo dentro de la institución para mejorar los servicios que ofrece, repito, a 74 millones de mexicanos.

En primer lugar, lo que hoy estamos compartiendo, en alcance a la instrucción que di, en octubre de este mismo año, de ampliar la digitalización de los varios servicios que presta la institución, es algo que hoy se está acreditando antes de concluir este año.

Y, sobre todo, en un aspecto que estoy seguro será de especial relevancia y de algo muy importante para los millones de derechohabientes de esta institución, que es el poder hacer su cita médica a través de una aplicación digital, a través de su teléfono, a través de una tablet, lo podrán hacer de manera sencilla.

Como lo decía o lo veíamos en el video. Anteriormente, ya en algunos casos lo podían hacer telefónicamente, pero las más de las veces tenían que ir a hacer la solicitud de su cita médica a la clínica que les prestaba servicio. Y eso estará quedando atrás.

Esta plataforma que hoy se está lanzando, este servicio que la plataforma IMSS Digital ya se tiene, permitirá que prácticamente 500 mil citas, no sé si esa es la cifra, pero por ahí debe de andar, que se solicitan todos los días, un gran número de ellas se puedan hacer a través de esta plataforma.

Y esto genera importantes beneficios para la población derechohabiente: les permite evitarse el tiempo que significaría ir a pedir una cita; les permite, a final de cuentas, poder estar más tiempo con sus familias o dedicados a otras actividades.

Creo que lo que estamos haciendo, a través de la digitalización de los servicios que presta el Seguro Social y otras dependencias gubernamentales, es hacer la vida más fácil para los usuarios, para la población mexicana.

 

Este Gobierno se ha trazado, de verdad, el que podamos hacer un Gobierno, una gestión mucho más eficiente, a través de una mayor transparencia y, sobre todo, de la digitalización de distintos servicios.

Qué significa esto. Evitar ya el contacto presencial prácticamente de quienes tenían que acudir a prestar o a solicitar un servicio, y poder hacerlo vía digital.

Nos falta avanzar mucho en esta asignatura. Pero sin duda, hemos avanzado y hemos dado pasos muy significativos en lo que es la digitalización de distintos servicios.

Y para muestra un botón, lo que pasa aquí, en el Seguro Social.

En el Seguro Social prácticamente ocho de cada 10 servicios que prestaba o presta el Seguro Social, 78 por ciento, por eso digo casi ocho de cada 10 servicios, hoy se pueden hacer vía digital.

Y recordemos, porque hay que tenerlo presente, que hace apenas cuatro años, ningún servicio que prestaba el Seguro Social se hacía de manera digital. Todos eran presenciales, desde la afiliación, la incorporación, el pago de cuotas obrero-patronales.

Todas esas aportaciones tenían que hacerse de manera presencial. Hoy se pueden hacer a través de Internet, de manera fácil, segura, rápida y sin que sea necesario el que haya presencia de algunas de las personas que van a hacer alguna gestión.

Repito, es un dato muy relevante: ocho de 10 servicios que presta el Seguro Social, hoy se pueden hacer a través de la red digital, a través de Internet.

Y así estamos avanzado en otros frentes y en otras dependencias.

Yo quiero reconocer, y lo quiero además dejar de manera muy subraya, quiero reconocer el gran esfuerzo y el compromiso que ha asumido el Seguro Social para realmente ponerse al día y a la vanguardia en la prestación de los servicios que hace a la sociedad mexicana, y que como parte de este esfuerzo hoy estén incorporando ya este número tan importante de servicios a través de Internet.

Felicidades. Porque esto significó voluntad, ganas y empeño por hacer las cosas, y han demostrado que sí se puede.

Manuel, muchas gracias, porque recojo de lo que ha dicho su dirigente sindical, la gran disposición que hay en todos los trabajadores del Seguro Social para caminar en la modernización del instituto, ir a la vanguardia, no quedarse atrás, cumplir con la misión que tiene encomendada.

Porque detrás de cada uno de estos servicios que se presta, está la calidez de sus enfermeras, que cuidan de la salud de muchos de sus pacientes; la atención médica a través de las doctoras y doctores que trabajan en la institución; la de la orientación de los distintos servicios que presta el instituto, son cosas buenas y muy buenas, que de verdad transforman y cambian la calidad de vida de millones de mexicanos.

Muchas de esas cosas buenas que, repito, por eso, yo insisto, no se cuentan, pero cuentan mucho, impactan en lo que hace la vida de cada ser y de cada mexicano.

Por eso: muchas gracias.

En nombre de la sociedad mexicana, y como Presidente de la República, gracias a cada uno de ustedes por lo que hace en favor del instituto y, especialmente, en favor de lo que el instituto tiene que hacer a través de ustedes para servir a la sociedad mexicana.

Y el otro dato importante que quiero hoy compartirles, están aquí consejeros de esta institución, Enrique Solana hoy aquí. Muchas gracias, Enrique, por acompañarnos.

Y él viene, obviamente, prácticamente representando a los patrones de nuestro país, a distintas organizaciones empresariales que están presentes.

Pero hoy quiero compartirles un dato muy relevante. Casi lo deja ver el señor Director, pero dejó que yo lo compartiera, porque nos fue haciendo aquí toda una relatoría auténtica de cómo en nuestro país, en esta Administración, si algo ha crecido de manera importante es el empleo.

Y esto no es gracias al Gobierno. Es gracias a lo que el Gobierno ha impulsado, ha trabajado y ha facilitado, precisamente, para que la inversión productiva siga generando empleos.

Y auténticamente éste se ha convertido en el Gobierno del empleo.

Ningún otro Gobierno ha logrado generar los empleos que ha habido en esta Administración.

Y yo lo celebro y reconozco que, en ello, de verdad, a todos los emprendedores, empresarios, que se han resuelto o están resueltos a acompañar el desarrollo de México, que han tenido y siguen teniendo una gran confianza en el futuro promisorio de nuestro país.

Por eso invierten en México, porque tienen confianza en México y porque saben que México va a seguir creciendo y porque saben que lo que se ha hecho, lo que se ha sembrado en esta Administración es para que el futuro, en el corto, mediano y largo plazo, México tenga un mayor desarrollo.

Por eso los empleos que se están generando.

Aquí veíamos cómo el mes de noviembre nos reporta una cifra muy importante de empleo, que contrasta con los empleos generados en los meses de noviembre de los últimos 10 años. En promedio, 40 mil empleos más del promedio de los 10 meses de noviembre de los últimos 10 años.

Pero hay un dato más importante, bueno, igual de relevante, porque ya en esta generación de empleo, les quiero compartir un dato que debe llenarnos de orgullo.

A ustedes les va a llenar de más trabajo, debo decirles, porque van a tener más población que atender.

Qué bueno, porque además sigue creciendo la infraestructura, seguimos ampliando los centros de atención del Seguro Social; se sigue modernizando; sigue teniendo viabilidad el instituto para seguir creciendo.

Pero les doy un dato. A 11 meses de este año, por primera vez en la historia de México, estamos alcanzando el millón de empleos generados.

De enero a noviembre de este año, que éste es el dato a dar, estamos alcanzando, por primera vez en la historia de nuestro país, un millón de empleos generados, en lo que va de este año.

Con este número, con este dato, estamos alcanzando un dato relevante. Estamos llegando a dos millones 600 mil empleos generados, en los cuatro años que van de esta Administración.

Y son empleos de calidad.

Déjenme compartirles dos datos, porque luego hay quienes apuntan: Sí, mucho empleo, pero son empleos de bajo nivel. Y no es así. Déjenme dar los dos datos relevantes.

El 65 por ciento de los empleos nuevos que se han generado en esta Administración, estos dos millones 600 mil empleos generados, 65 por ciento de ellos cotiza arriba de dos salarios mínimos, gana más de dos salarios mínimos.

Contrastado con los empleos generados en el pasado, en la pasada Administración, hoy son 65 por ciento. En la pasada Administración el promedio fue del 30 por ciento. Prácticamente, hoy, el doble de los nuevos empleos generados están ganando más de dos salarios mínimos.

Y otro dato relevante: 86 por ciento de los empleos que se han generado son permanentes, cuando apenas en la pasada Administración sólo lo era el 60 por ciento de los nuevos empleos que se habían generado.

Sin duda, hoy estamos generando más empleo y empleo mejor pagado, para bien del desarrollo de nuestro país.

Y tener hoy un empleo formal, que eso es lo importante. Si nos hemos empeñado y hemos convocado al sector privado, a quienes generan el empleo, a los emprendedores, a que visualicen la importancia de generar empleo formal, que es la afiliación al Seguro Social o a alguno de los otros institutos de Seguridad Social.

Pero por qué es importante. Por los beneficios que presta para el trabajador, que no los tiene de no estar incorporado a la Seguridad Social.

Los beneficios son tener un seguro de enfermedades, un seguro de riesgos de trabajo; un seguro de invalidez, en caso de tener algún accidente de trabajo, poder retirarse con una pensión en caso de no poder regresar a trabajar; un seguro de retiro, cesantía o en edad avanzada, el seguro de jubilación.

Y las distintas prestaciones sociales que a veces pasan por alto, pero para los derechohabientes pueden atender o asistir a los centros vacacionales, deportivos que tiene la institución, precisamente para actividades recreativas de la población derechohabiente del Seguro Social.

Estos son los beneficios de tener un empleo formal y estos son los beneficios, precisamente, por los que hemos venido trabajando: el asegurar que más mexicanos tengan un empleo formal, como ha venido ocurriendo, generando este importante número de empleos.

Llegando, repito, al mes de noviembre de este año, a un millón de empleos más, lo cual nos debe llenar de enorme satisfacción y alegría como sociedad mexicana, porque México está creciendo, México está avanzando.

Somos un país que, al final de cuentas, doy dos indicadores que me parecen relevantes, que tiene que ver en la calidad de vida que tiene cualquier familia mexicana.

Hoy tenemos un México en un escenario que ofrece oportunidades de empleo, está habiendo más empleos; tenemos una inflación baja, lo cual permite cuidar el poder adquisitivo de las familias mexicanas; los incrementos que ha habido, por primera vez en 40 años se ha recuperado en 15 por ciento el valor real o el poder adquisitivo real que tiene el salario de los trabajadores.

Éstas son buenas noticias, que cuentan mucho y que cuentan mucho para la vida y la calidad de vida que tiene la sociedad mexicana.

Concluyo diciéndole a la familia del Seguro Social: Muchas felicidades, a propósito de este tiempo que estamos viviendo.

Ya estamos en el mes de diciembre y yo, para todos los trabajadores, que es un orgullo ser IMSS, les quiero desear felices fiestas decembrinas, a todos ustedes, como lo extiendo a toda la sociedad mexicana.

Qué éstas sean fiestas de reencuentro familiar, de reflexión. Y que disfruten mucho de esta celebración navideña, que cada día se aproxima más.

Y que a todos ustedes depare lo mejor el año 2017. Que sea un año de salud, de dicha y bienestar.

Gracias por la anfitrionía, y gracias por la calidez con la que siempre reciben y le dispensan a su amigo y compañero en el servicio público, el Presidente de la República.

Muchísimas gracias.