Muchísimas gracias.

Y muy buenas tardes a todas y a todos los asistentes a este evento.

Para mí es motivo de gran satisfacción encontrarme aquí, en Puebla; poder saludar a esta representación de la sociedad poblana y acompañar a sus autoridades en la entrega de esta obra de infraestructura hospitalaria, en favor de la salud de los poblanos, que se suma al esfuerzo que el Gobierno de la República viene haciendo, precisamente, para garantizar el derecho a la protección de la salud de todas y todos los mexicanos.

Señor Gobernador del estado:

Muchas gracias por su hospitalidad y muchas gracias, además, por su mensaje de bienvenida.

Sin duda, la obra que hoy estamos entregando acredita que cuando hay suma de esfuerzos, cuando hay voluntad compartida y, sobre todo, conjunción precisamente para trabajar en frente común para atender distintos temas, problemas y soluciones que la sociedad demanda a los gobiernos, sin duda, el trabajar en un frente común potencia, amplía nuestra capacidad de respuesta.

Y eso es justamente lo que ocurre con esta obra que hoy estamos entregando.

Reitero: muchas gracias por su hospitalidad, por su mensaje.

Sé que está en la recta final de su Administración. Ha sido amable en invitarme a la inauguración de distintas obras, como ha de ocurrir.

Me resulta materialmente imposible acompañarle en todas, pero lo más importante es que todas las obras que eventualmente se estén poniendo en servicio, producto del esfuerzo de su administración, sea para bien de toda la sociedad poblana, y deseo que sean muchas las obras que así sirvan a toda esta sociedad.

Saludo a las distintas autoridades del Gobierno de la República, que están aquí presentes.

Del gobierno del Estado de Puebla.

Autoridades municipales.

A nuestras Senadoras  de la  República.

A las y los legisladores Federales, locales, aquí presentes.

Alcaldes.

Autoridades distintas.

Y, sobre todo, al personal del sector salud que hoy aquí nos acompaña y quienes son el motor y el alma de todos los servicios que prestan los gobiernos.

Muchas gracias por su presencia, pero sobre todo, por su compromiso en favor de la salud de los mexicanos.

Y saludo a las familias que también aquí nos acompañan. Familias representativas de la sociedad poblana; familias quienes eventualmente son usuarios de los servicios de esta infraestructura hospitalaria, que hoy estamos entregando.

Muchas gracias, Brenda, por tu testimonio. Lamento lo ocurrido a tu amigo hace ya varios meses, en agosto del año pasado, como me lo ha referido, el deceso de quien fuera tu mejor amigo.

Pero tu testimonio me permite decir que cuando ponemos en operación un hospital, obra de infraestructura hospitalaria, no puede dejarse ver como una obra más o algo ordinario.

Para gente como lo que le ha ocurrido a Brenda, creo que significa que cuando hay atención médica cercana, oportuna, con los servicios de especialidad que se necesita, cambia la vida para alguien como ha sido el caso de Brenda.  

Para quienes no la tienen, esto no es así. Y Brenda, creo que nos deja aquí, en su testimonio, la relevancia,  la importancia y trascendencia que tienen el que sigamos haciendo obra en materia de infraestructura hospitalaria, en favor de la salud de los mexicanos, para garantizar el derecho que consagra nuestra Constitución de proteger la salud de los mexicanos.

Al inicio de este año, ya estamos en el mes de febrero, pero justamente en el mes de enero, los primeros días de este año los dediqué, precisamente, a poner en operación distintas obras de infraestructura hospitalaria, no todas, porque son muchas.

Aquí están los titulares de las distintas entidades públicas del Sector Salud del Gobierno de la República: la Secretaria de Salud, el Director del Seguro Social, el Director del ISSSTE, que sin duda, engloban o, más bien, son las instituciones más importantes que tiene el Gobierno de la República en materia de salud.

Y se ha dejado acreditado que, a lo largo de estos tres años, poco más, que va de esta Administración, son más de dos mil 800 unidades de salud y de atención médica que se han inaugurado, y 589 unidades hospitalarias en lo que hace a ampliación, modernización o construcción nueva, las que se han puesto en operación.

Y esto además se ve reflejado en los distintos índices de salud, que la Secretaria aquí nos ha compartido solo algunos de ellos.

Sin duda, las tasas de mortalidad que tenemos que mujeres embarazadas, en nacimientos, han disminuido, porque los servicios de salud se acercan a la población.

Y además se ha puesto en operación una plataforma digital que permite a cualquier ciudadano acceder a ella de forma gratuita, para saber en dónde está un hospital cercano a donde se encuentra o cercano a donde eventualmente requieren el servicio de salud.

Esto es parte de las acciones que el Gobierno de la República está llevando a cabo.

Y debo aquí decir, que para potenciar o ampliar esta capacidad, sin duda, es fundamental el que se sincronice y se armonice el esfuerzo de los gobiernos estatales.

Esto sólo es posible cuando hay esa voluntad política, como debo reconocer, ocurre aquí, en Puebla.

Aquí, en Puebla, tanto las autoridades estatales como el Gobierno de la República hemos sumado esfuerzos.

Y lo hacemos con todos los gobiernos y buscamos, a través de ello, realmente, servir de mejor manera a la sociedad mexicana, no sólo en el terreno de la salud, en todos los ámbitos: en la infraestructura, en materia de comunicaciones, en el quehacer que tiene el Gobierno para servir a la sociedad, sin duda, se amplía nuestra capacidad de respuesta en la medida que sumamos esfuerzos.

Por eso me felicito de estar aquí, en Puebla, porque debo decir que la inversión que hemos realizado aquí, en esta entidad, en materia de salud, supera los dos mil 600 millones de pesos.

Esto nos ha permitido acompañar el esfuerzo del gobierno del estado para obras como el Hospital para el Niño Poblano, el Complejo Médico de Atlixco, los hospitales generales de Cholula, Teziutlán, Acatlán; así como los centros de salud con servicios ampliados en Teziutlán, y los centros de salud en Mixquitepec y San Nicolás de los Ranchos.

Son sólo por mencionar algunas de las obras que, con el esfuerzo conjunto, nos han permitido hoy tener una mejor infraestructura en esta entidad, como lo estamos haciendo en todo el territorio nacional.

Particularmente, y aquí ya lo han expresado, y han dado los datos muy puntuales; además, el video creo que por sí mismo habla en cuanto a las características muy particulares que tiene este Hospital de Traumatología y Ortopedia.

Porque se hace en lo que representa una importante inversión de más de 750 millones de pesos, pero le decía el Gobernador del estado, y eso hay que tenerlo presente, si bien construir obra como la que hoy inauguramos tiene una inversión importante, un costo y una inversión que se hace para atender a la población, también lo representa su operación continua.

Y prácticamente lo que cuesta casi es un indicador, prácticamente, el mismo costo que tiene edificar un hospital como éste, es casi el mismo costo más menos en números, pero más o menos el mismo costo que tiene su operación anual de un hospital, como el que hoy estamos entregando.

Y esa es la relevancia que tiene, el darle contexto a ello y poder, realmente, significar lo que representa para los gobiernos el hacer obras como la que estamos haciendo.

Porque no sólo es construir, sino darle operación y estar en una inversión continua de recursos para que, realmente lo servicios estén a la altura de lo que la población está demandando.

De manera muy particular, celebro, me adhiero y reconozco, al reconocimiento que se hace al doctor y General Rafael Moreno Valle, al abuelo del señor Gobernador del Estado de Puebla.

Aquí están miembros de la familia, y hay que decirlo, el hospital no lleva el nombre porque sea el abuelo del Gobernador, lo lleva por la gran trayectoria que ha tenido el doctor y General Rafael Moreno Valle, quien fuera Secretario de Salud del Gobierno de la República, quien fuera Director del Hospital General Militar, quien, además, el año pasado obtuviera el Premio al Mérito Médico, que otorga el Consejo Nacional de Salud Pública de nuestro país.

De tal suerte, que es una gran trayectoria para un distinguido poblano.

Y, por ello, me adhiero, realmente, a este reconocimiento que se da, uno más, en su larga trayectoria, a sus 98 años de edad, al darle su nombre, precisamente, a este hospital, para quien ha dedicado su vida o buena parte de su vida, a la salud, como médico, a la salud de muchos mexicanos, darle nombre a este hospital de forma muy reconocida al doctor y General Rafael Moreno Valle. Para él mi saludo y mi respeto afectuoso.

Y en este arranque de año, con ello habré de concluir, no puedo dejar de referirme a dos temas.

Ya lo hizo la Secretaria de Salud, pero creo que es importante reiterar aquí la atención que el Gobierno de la República está prestando ante esta alerta global de la Organización Mundial de la Salud, con lo que hace al virus del zika.

Este virus que se transmite a través de este mosquito, que es el mismo transmisor del dengue y de  chikungunya, y que son enfermedades que lamentablemente afectan, especialmente en algunas cosas costeras y zonas tropicales, en donde está la presencia de este mosquito.

Vamos a estar en puntual seguimiento a las recomendaciones que haga la Organización Mundial de la Salud.

La verdad es que al haberla hecho ya el Gobierno de la República había tomado providencias para este propósito, para prestar atención, y lo hemos hecho a través del trabajo particularmente de la Secretaría de Salud.

Las otras instituciones del sector salud participan de este esfuerzo, pero en esta labor preventiva la Secretaría de Salud ha emprendido y ha formado brigadas para dar atención en zonas donde eventualmente puede haber riesgo, a través de la fumigación, a través de dar orientación y evitar que eventualmente este virus se llegue a propagar.

Y creo que será importante, Secretaria, no sólo hacer la alerta, sino también informar a la población de cuáles son los efectos, eventualmente, que puede tener este virus del zika, que tampoco esto genere pánico entre la población.

Una picadura aquí, hoy se está asociando, particularmente en mujeres embarazadas, a casos de microcefalia, como ya lo ha descrito la propia Secretaria.

Pero es una asociación que, entiendo, no está todavía científicamente probada, pero finalmente corresponderá a los expertos, a la Organización Mundial de la Salud, definir si lo está o no.

Pero hoy lo que sí nos ocupa es hacer tarea preventiva. Y la estamos llevando a cabo, está la Secretaría de Salud con distintas brigadas, dando atención en distintas poblaciones, para informar a la población.

Y hoy le doy indicaciones a la titular de la Secretaría de Salud para que se amplíe esta información, para que realmente ésta precise cuáles son los efectos, cuáles son eventualmente lo que la población debe conocer de los efectos que tiene el contagio del virus del zika, y que tampoco esto genere pánico mayor, porque no se trata de ello.

Es una picadura de un insecto, que es este transmisor de esta enfermedad. Y que para muchos, incluso me lo decían, a veces les ha picado y a veces ni ellos mismos llegan a saber o sentir o a conocer, que fueron picados y no hay efectos  más allá de ello.

No soy yo el experto en el tema, pero sí le preciso y le doy indicaciones a la Secretaria de Salud para que con puntualidad, y a través de medios masivos de comunicación, se mantenga debidamente informada a la población sobre las acciones y sobre los eventuales efectos que tiene el virus del zika, que en otros países, particularmente del sur del continente, ha impactado y se han presentado un número de casos mayor a los que hoy tenemos en México.

Junto a ello debo decir, y no es menor tampoco, que en este mes, bueno, ya pasó el mes de enero, pero también todo el mes de febrero, seguimos o varios estados de la República, 446 municipios de 23 estados del país han resentido realmente el invierno, han resentido las bajas temperaturas.

Di instrucciones desde entonces para que, a través de Protección Civil, hubiese una atención a poblaciones eventualmente mayormente afectadas.

El día de hoy, titulares de distintas dependencias y responsables y enlaces con distintos estados, están emprendiendo acciones o están llevando acciones para la entrega de cobertores, colchonetas, sumadas a las que se han entregado ya.

Pero a efecto de significar que el Gobierno de la República está muy cerca y muy pendiente de toda la población que eventualmente está resintiendo las bajas temperaturas del invierno, que hoy estamos teniendo, durante este año.

De esta forma, quiero dejar aquí constancia de la tarea que el Gobierno de la República está llevando a cabo para garantizar lo más importante: la salud de los mexicanos, derecho consagrado en nuestra Constitución y por la que el Gobierno de la República, sumado a los esfuerzos que hacen los gobiernos de los estados, estamos llevando a cabo para cuidar de la salud de los mexicanos.

Y de esa manera tengamos una sociedad sana, que le permita alcanzar anhelos, sueños y proyectos que cada uno se trace, pero gozando siempre de lo más importante, que es tener salud.

Gracias a Puebla por la oportunidad de estar hoy, aquí, con  ustedes.

Gracias por su hospitalidad.

Y, señor Gobernador, espero regresar nuevamente a este estado, atendiendo a sus muchas invitaciones para entregar más obras, en favor de la sociedad poblana.

Muchísimas gracias.