• Siguiendo el gran legado de Morelos, los mexicanos de hoy estamos impulsando un México en paz, un México de derechos, leyes e instituciones, afirmó. 
  • Para lograr un México incluyente “estamos derribando los obstáculos y barreras que impiden a los jóvenes, a las mujeres y a cualquier mexicano alcanzar sus metas y escribir su propia historia de éxito”, dijo.
  • Abatir la desigualdad es uno de los mayores retos que enfrentan México y el mundo en este inicio del siglo XXI, subrayó.
  •  Encabezó el 200º Aniversario Luctuoso del Generalísimo Don José María Morelos y Pavón.

Al encabezar la ceremonia conmemorativa del 200º Aniversario Luctuoso del Generalísimo Don José María Morelos y Pavón, el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, afirmó hoy que México es “una democracia en donde diariamente construimos ciudadanía con mujeres y hombres que ejercen sus libertades y derechos”.

“Somos una sociedad que cree en la equidad, en la justicia, en la educación de nuestros jóvenes, tal como lo deseó Morelos. Coincidimos, como se plasmó en la Constitución de Apatzingán, en que la igualdad, la seguridad, la propiedad y la libertad son esenciales para la felicidad y la realización de las personas”, añadió.

El Primer Mandatario refirió que a dos siglos de distancia, el ideario de Morelos tiene plena vigencia “y su ejemplo es inspiración para la Administración que tengo el alto honor de encabezar”.

“Siguiendo el gran legado de Morelos, los mexicanos de hoy estamos impulsando un México en paz, un México de derechos, leyes e instituciones; estamos construyendo ciudadanía, por eso hoy hemos ampliado los derechos humanos reconocidos por nuestra Constitución y trabajamos para protegerlos y garantizarlos”, apuntó.

Añadió que para lograr un México incluyente “estamos derribando los obstáculos y barreras que impiden a los jóvenes, a las mujeres y a cualquier mexicano alcanzar sus metas y escribir su propia historia de éxito”.

“Estamos quitando todo aquello que limita el potencial de los mexicanos para salir adelante en la vida sin importar su origen étnico, género, edad, discapacidad, condición social o de salud, religión, opiniones, preferencias sexuales o estado civil”, agregó.

El Presidente Peña Nieto indicó que de igual forma “trabajamos para romper el ciclo intergeneracional de la pobreza y el hambre, y hacer de México un país más equitativo e igualitario”. Abatir la desigualdad, dijo, “es uno de los mayores retos que enfrentan México y el mundo en este inicio del siglo XXI”.

Señaló que “Morelos creyó en el poder transformador de la instrucción, como hoy nosotros creemos en un México con educación de calidad. Él quiso que el hijo del labrador tuviera la misma educación que el hijo del más rico hacendado. Este ideal sigue vigente; por ello, estamos avanzando con pasos firmes para transformar positivamente la educación que se imparte en el país”.

Aseguró que “así como la Constitución de Apatzingán estableció la libertad de trabajo, hoy nosotros estamos impulsando un México próspero que genere opciones laborales y profesionales para que toda mujer u hombre pueda aprovechar sus conocimientos y sus talentos”.

Afirmó que por todo ello “el Siervo de la Nación es una inspiración permanente que nutre nuestras convicciones y orienta nuestras acciones. Morelos es guía e inspiración del México que entre todos estamos construyendo”.

En la ceremonia, en la que estuvieron presentes los miembros del Gabinete del Gobierno de la República, el Titular del Ejecutivo Federal recordó que “Morelos no sólo soñó con la independencia de nuestra Patria frente al Imperio español; Morelos vislumbró una nueva Nación y estuvo dispuesto a ofrendar la vida por ella. Su lucha fue inspirada por los más elevados valores, los valores de soberanía y libertad, de justicia e igualdad”.

“Fue uno de los más grandes estrategas militares de su tiempo, pero su verdadera grandeza radica en que convirtió sus valores en principios legales e institucionales que hoy son fundamento de nuestra nación libre e independiente”, resaltó.

En el evento, el Gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, entregó al Primer Mandatario una moneda conmemorativa de los “200 años del Fusilamiento del Generalísimo Don José María Morelos y Pavón, Siervo de la Nación”. El Presidente Peña Nieto, a su vez, hizo entrega al Gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila

Villegas, del “Manuscrito de la Historia del Sitio de Cuautla del Capitán Felipe Benicio Montero”.

Al término, el Primer Mandatario encabezó una Guardia de Honor en el monumento a Morelos, donde también se escuchó una salva de fusilería.

EL GOBIERNO DE LA REPÚBLICA PRIVILEGIA LA LEGALIDAD Y LA VIDA INSTITUCIONAL COMO PILARES DEL PROYECTO DE NACIÓN DE CARA AL SIGLO XXI, TAL COMO MORELOS LO VISLUMBRÓ: ERUVIEL ÁVILA

El Gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila Villegas, expresó que las reformas transformadoras, acompañadas de un gobierno eficaz y eficiente, han permitido que en tres años de la presente Administración México haya entrado a una nueva etapa en su historia.

“Hoy tenemos un antes y un después”. Añadió que el Gobierno del Presidente Peña Nieto no solamente se inspira y guía en el legado de Morelos, sino que hace realidad las aspiraciones y sueños del Siervo de la Nación, aseguró.

Dijo que “el Gobierno de la República ha privilegiado la legalidad y la vida institucional como pilares de nuestro proyecto de nación de cara al Siglo XXI, tal como Morelos lo vislumbró en sus Sentimientos de la Nación”.

Por ello, refrendó en nombre de la Conferencia Nacional de Gobernadores el compromiso de la CONAGO para seguir trabajando, “haciendo cada quien la parte que nos toca y haciéndolo muy bien para que México siga creciendo y podamos seguir sirviendo a la gente a la cual nos debemos, siempre inspirados con el recuerdo de José María Morelos y con la visión del Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, Enrique Peña Nieto”.

AL HISTÓRICO LOGRO EN MATERIA DE INFLACIÓN HAN CONTRIBUIDO LAS REFORMAS ESTRUCTURALES Y SEGUIRÁN RINDIENDO FRUTOS: AGUSTÍN CARSTENS

El Gobernador del Banco de México, Agustín Carstens Carstens, aseguró que en México hemos alcanzado la inflación más baja desde que se llevó un registro nacional del crecimiento de los precios al consumidor. “Más aún, es previsible que este año de 2015 la inflación termine muy cerca del dos por ciento”.

Agregó que “para el mediano y largo plazos las expectativas de inflación de los analistas y las que expresan los inversionistas a través de sus decisiones en los mercados financieros, están prácticamente ancladas alrededor del 3 por ciento; es decir, son plenamente congruentes con la meta de inflación del Banco de México”.

Destacó que este histórico logro en materia de inflación es producto de muchos factores, como la perseverancia para mantener durante muchos años una política monetaria y una política fiscal responsables y prudentes.

Asimismo, resaltó, “han contribuido a este logro varias de las reformas estructurales propuestas por el Gobierno del Presidente Peña Nieto y aprobadas y enriquecidas por el Honorable Congreso de la Unión, ya que dichas reformas, además de favorecer y garantizar una mayor competencia, se han traducido en importantes reducciones de precios, tales como los de los servicios de telecomunicaciones, de electricidad, así como de otros energéticos, como es el caso del gas natural”.

Enfatizó: “una buena noticia es que esos efectos favorables de las reformas estructurales, que han coadyuvado al logro de una inflación baja y estable, no se han agotado y seguirán rindiendo frutos en los años próximos”.

Agustín Carstens reiteró que la Moneda Conmemorativa del Bicentenario Luctuoso del Generalísimo José María Morelos y Pavón, es un sincero homenaje y un recuerdo a los ideales que animaron su lucha insurgente. Recordó que Morelos tuvo un papel destacado en la historia monetaria de México ya que acuñó su propia moneda de plata y cobre, redimibles al triunfo de la insurgencia, por lo que se podría decir que el Generalísimo Morelos fue el introductor de la moneda fiduciaria en México, concluyó.