Excelentísimo señor Primer Ministro de Dinamarca.

Señores representantes de los medios de comunicación.

En primer lugar, quiero agradecer la hospitalidad que se ha dispensado a la Delegación Oficial y empresarial que participa en esta Visita de Estado, la primera que se realiza a Dinamarca, la cual se inscribe en la reciprocidad a la fraternidad y amistad que hay entre nuestras dos naciones.

A la invitación que Su Majestad la Reina Margarita nos había formulado.

A las visitas que la Familias Real, varias, había realizado a nuestro país y, sobre todo, al gran momento de encuentro y de oportunidad para crecer y expandir la presencia de empresarios e inversionistas de ambas naciones, en un momento en el que México se está proyectando como un destino confiable para atraer inversiones, particularmente en áreas en las que hay una gran coincidencia, y en donde Dinamarca ha tenido experiencias de éxito y que se han convertido en un referente mundial, me refiero a los ámbitos de innovación, de generación de energía limpia, del cuidado del medio ambiente, precisamente, a partir de soluciones verdes.

He tenido oportunidad de sostener encuentros con empresarios de este país, varios de ellos que ya participan y que han invertido en México, que están generando empleos en nuestro país, y muchos otros deseosos de conocer de las oportunidades que se abren hoy, en México, para invertir.

El sector energético es uno de ellos, porque uno de los propósitos de la Reforma Energética es alentar, por un lado, la participación del sector privado y, de manera muy señalada, en proyectos de generación de energía limpia.

Hay particularmente el caso de un proyecto de una empresa danesa que convertirá al Parque Eólico, que está en proceso de construcción, en el Parque Eólico más grande de América Latina, que se está construyendo en nuestro país.

Quiero reconocer la amplia disposición del Gobierno de Dinamarca, del señor Primer Ministro para poder celebrar distintos instrumentos de cooperación y de impulso a la relación comercial que tenemos.

Vale la pena señalar que, como lo expresé hace un momento en el diálogo con empresarios, el comercio bilateral ha venido incrementándose entre nuestros países de forma notable y acelerada.

Dinamarca es uno de los países de la Unión Europea con mayor inversión en nuestro país y promete tener, a partir, repito, de las empresas que tienen origen en Dinamarca, y por su experiencia, y a partir de las oportunidades que México hoy proyecta, tener una mayor presencia en México.

Y junto a este acuerdo en el ámbito económico comercial, están los acuerdos de cooperación en distintos temas, que ya ha señalado el señor Primer Ministro.

En materia de derechos humanos, en un acento muy particular con empresarios para propiciar una mayor cultura entre los inversionistas y entre el sector privado, en favor de los derechos humanos.

En materia de salud, y aquí quiero destacar lo que él mismo ha compartido, la experiencia y el éxito que Dinamarca tiene en lo que hace a la prevención y al tratamiento de la diabetes.

México, lamentablemente, es uno de los países en donde hay una gran incidencia de diabetes entre su población. Y hoy hacemos esfuerzos, desde el ámbito gubernamental, para combatir esta enfermedad.

Y aquí, quiero agradecer la amplia disposición para la cooperación que hay de parte del Gobierno de Dinamarca para compartirnos justamente su experiencia y poder llevar todo un esfuerzo institucional de parte de la Secretaría de Salud en México para, que en los ámbitos de atención primaria a la salud, se den mayores esfuerzos en la prevención y en el tratamiento de la diabetes.

Esto, sin duda, será uno de los acuerdos importantes y relevantes que hoy estamos celebrando con el Gobierno de Dinamarca.

Agradecemos también la cooperación en temas de eficiencia energética, que significa el uso de energías limpias y de energías, o de la energía que hoy se emplea, para que podamos elevar nuestra productividad, y sin que esto signifique elevar los costos de la energía.

Dinamarca es un referente mundial de éxito, en donde, a partir de crecimiento y desarrollo de su economía, ha logrado realmente mejorar y eficientar el uso de sus energías.

Por ello, agradecemos la cooperación que el Gobierno de Dinamarca nos ofrece en este ámbito.

Finalmente, al señor Primer Ministro Lars, le quiero agradecer el trato amigable, el trato cálido que nos ha dispensado en esta primer Visita de Estado a este país.

Y espero que estos esfuerzos y estos acuerdos de cooperación nos permitan ensanchar la relación fraterna y de amistad que tenemos celebrado entre el pueblo danés y el pueblo de México.

Muchísimas gracias.