Excelentísimo señor Presidente de la República del Perú.

Muy distinguidos invitados a este acto.

Servidores públicos del más alto nivel del Gobierno del Perú y del Gobierno de México. Agradezco su presencia.

De igual forma, a los señores Embajadores que gentilmente nos acompañan, particularmente de la región Latinoamericana y del Caribe, que están atestiguando esta Visita Oficial que realiza el Excelentísimo señor Presidente del Perú, Ollanta Humala, a nuestro país.

Señores representantes de los medios de comunicación.

Compartirles que para México es una gran distinción y un alto honor extender la más cordial de las bienvenidas al señor Presidente de la República hermana del Perú, Ollanta Humala; a la Delegación oficial que le acompaña, porque su visita viene a reafirmar los lazos de amistad, de hermandad y, sobre todo, de mayor colaboración que queremos tener entre las dos naciones.

Hemos tenido oportunidad de sostener un diálogo privado para revisar distintos temas de la relación entre ambos países y, al mismo tiempo, sostener un encuentro bilateral con funcionarios del más alto nivel de los dos Gobiernos.

Y hemos dejado claramente acreditado que la relación entre Perú y México pasa por uno de sus mejores momentos en la historia diplomática.

Y que, precisamente, a partir de este buen momento, hemos decidido suscribir, en la presencia del señor Presidente del Perú, distintos instrumentos para afianzar y acrecentar la relación de cooperación, de colaboración, de intercambio de experiencias exitosas en distintos ámbitos que ustedes aquí, han atestiguado.

Son 10 instrumentos que se han signado, y que están particularmente focalizados a apoyar la relación en materia de seguridad para que, a partir de la plataforma de un libre tránsito de personas, que está en el Acuerdo de la Alianza del Pacífico, y que ambos países somos fundadores de este Acuerdo, esto permita también consolidar el intercambio de información para asegurar una mayor seguridad en ambas naciones.

El poder establecer mecanismos de cooperación para combatir al crimen organizado transnacional y asegurar que los connacionales de ambos países que visiten tanto Perú o México, tengan o tengamos información que nos permita asegurar que son personas que no cuentan con ningún antecedente de orden penal o que no hay razón para que no puedan tener este libre tránsito hacia nuestros países.

También, hemos firmado acuerdos de cooperación en materia de salud, en materia de promoción al comercio exterior, en promoción turística.

Vale la pena destacar que el intercambio comercial entre ambos países ha crecido de manera notable en el último año, 20 por ciento superior al que tuvimos en el 2012; en las cifras del 2013 creció en este porcentaje.

Y de igual manera el flujo, el flujo de turistas, lo mismo de ciudadanos del Perú que visitan México, que se ha incrementado en un 40 por ciento y de mexicanos que están visitando el Perú, que también han tenido un crecimiento superior al 20 por ciento.

Pero estamos claros que los mecanismos que hemos definido en la Alianza del Pacífico, y ahora en los acuerdos de la relación bilateral, estos flujos tanto comerciales, turísticos van a incrementarse de manera sensible.

Lo que queremos significar en esta visita del señor Presidente Ollanta Humala es que al margen de la relación, sin duda, de amplia colaboración que da el Acuerdo Marco de la Alianza del Pacífico, por otra vía tenemos que incrementar, y es en la relación bilateral, nuestro acercamiento.

Y eso es lo que hemos querido significar en esta visita que amablemente realiza el Presidente Humala a nuestro país.

No sólo aquella que se ha dado en el marco de la Alianza del Pacífico, sino también, tener invariablemente presente la relación bilateral entre Perú y México.

Y por eso este acuerdo que, sobre todo, un Acuerdo de Asociación Estratégica que eleva el nivel de relación entre ambos países.

Hemos hablado y seguramente dejaré que el señor Presidente así lo exprese, ampliar nuestra colaboración, además de los temas que ya he señalado en el ámbito educativo, en el ámbito de la preparación de nuestros soldados, y de soldados del Perú para fortalecer las experiencias de éxito y de preparación en ambas naciones.

Pero habré de esperar a que el señor Presidente lo refiera.

Yo finalmente quiero agradecer al señor Presidente la Condecoración de la Orden del Sol de Perú, que amable y gentilmente me ha impuesto, que no hace sino hacer reconocimiento a la buena relación, fraterna, cordial y de gran amistad que tienen nuestras dos naciones: Perú y México.

Y que, además, éstas se ven ampliamente evidenciadas en la muy buena relación que hay en el orden institucional y personal entre el Presidente Humala y un servidor.

Y en reconocimiento, también, al gran trabajo que el Gobierno que él encabeza ha venido haciendo, me he permitido, en nombre del Gobierno de México, imponer al señor Presidente Humala, la Condecoración de la Orden Mexicana del Águila Azteca, en reconocimiento a la amistad que tiene él con México, al apoyo y voluntad política que ha hecho manifiesta para acrecentar la relación entre las dos naciones. Y, también, por el liderazgo que ha llevado a su país a condiciones de mayor modernidad.

Hoy comentábamos, como un dato adicional, que recientemente a Perú le fue otorgada la calificación, por parte de una de las calificadoras internacionales Moody’s, a entrar a la categoría de las A, lo cual le hace ser el tercer país en la región latinoamericana en esta condición.

Y que coincide que tres de los cuatro países miembros de la Alianza del Pacífico, sean los únicos países que a partir del manejo responsable de sus finanzas públicas, estén en esta condición y en esta categoría.

México expresa amplio reconocimiento a este liderazgo y a la conducción que el Presidente Humala ha tenido en el gobierno de su país; y que, sin duda, le ha permitido tener años, estos últimos años, de transformaciones, de cambios estructurales que están posibilitando un constante crecimiento económico; y que, sin duda, detonará, también, en un mayor desarrollo y bienestar para el pueblo del Perú.

Mi felicitación al señor Presidente.

Y nuevamente, la más cordial de las bienvenidas a nuestro país.

Y que se sienta, como lo expresé hace un momento en lo privado, en su casa, al igual que los miembros de la Delegación oficial que le acompaña.

Muchas gracias, señor Presidente.

Y muchas gracias a todos.