El Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, informó hoy que el mandatario estadunidense Barack Obama ha comprometido que su Gobierno realizará una investigación sobre el espionaje que presumiblemente se dio, por parte de áreas de inteligencia del Gobierno norteamericano, cuando el Titular del Ejecutivo mexicano era Presidente electo, y “deslindar responsabilidades en la eventualidad de que éste se hubiese hecho fuera de los marcos legales o fuera de la ley”.

En una conferencia de prensa, realizada al término de las actividades de la Cumbre de Líderes del G20, el Presidente Peña Nieto dio a conocer que sostuvo un encuentro con el Presidente Obama, en el que el mandatario estadunidense expresó su “compromiso personal y la voluntad que él claramente señaló de emprender una investigación y, de haber acciones que hubiesen estado fuera de la ley, deslindar responsabilidades e imponer las sanciones que correspondan”.

“Nosotros creemos que hemos, con toda puntualidad, hecho un señalamiento a lo que presumiblemente se trata de un acto de espionaje, y por eso hemos demandado que se tenga una investigación a fondo”, subrayó el Mandatario mexicano.

Precisó que el Presidente Obama “tiene muy claro que este tema no debe empañar u obstaculizar el clima de relación que México ha construido, que Estados Unidos ha construido con México y México con Estados Unidos, en la cooperación que tenemos hoy en distintos ámbitos”.

Por eso, continuó, el mandatario estadunidense “claramente reafirmó el sentido de ser la nuestra una alianza estratégica y, de ahí, el compromiso de hacer una investigación para evitar que este tema empañe la relación”.

Por otra parte, el Presidente de la República dijo que ante las resistencias a la Reforma Educativa “habremos de agotar la vía del diálogo, del acuerdo y el entendimiento, pero queda claro que la Reforma Educativa, que ha propiciado esta resistencia o la demanda de este grupo de la Coordinadora, es una reforma que ha sido ya aprobada, es una reforma necesaria para México”.

Puntualizó que se agotará “la vía del diálogo, precisamente, para evitar la toma de otras acciones que están en las atribuciones del Estado mexicano”.

Recordó que la Educativa “es una Reforma que va a asegurar que en los próximos años se eleve la calidad de la educación en nuestro país, que tengamos maestros con una mejor preparación y capacitación para la educación de la niñez y la juventud en nuestro país”.

Mencionó que “son leyes que se han aprobado, que están a la espera de su promulgación y que esta habrá de ocurrir, precisamente, a mi regreso”. El tema es claro: no hay marcha atrás. La Reforma Educativa está, habrá de promulgarse, subrayó.

Insistió en que se seguirá dando atención y agotando la vía del diálogo para escuchar y atender a los grupos que han mostrado resistencia, que “son grupos de minoría, grupos minoritarios”.

“La Reforma Educativa va para adelante, habrá de promulgarse y el Gobierno, y los gobiernos estatales, el Gobierno Federal, tendremos que trabajar en la instrumentación de todas las medidas que están previstas en la propia ley para que gradualmente y en próximos años, tengamos asegurada una educación de mayor calidad”, aseguró.

El Presidente Peña Nieto señaló que “hoy México se reconoce por la agenda de cambios estructurales que está impulsando, y seguramente hay una gran expectación, como también hay un ánimo de confianza”.

Con la conferencia de prensa, el Presidente de la República concluyó sus actividades en San Petersburgo, a donde acudió para asistir a la reunión Cumbre de Líderes del G20.