El Presidente Enrique Peña Nieto recibió este jueves por la tarde una llamada telefónica de su homólogo estadunidense, Barack Obama. En la conversación los dos mandatarios analizaron los avances que México y Estados Unidos han registrado en su afán por atender el fenómeno migratorio regional, particularmente la problemática de los menores no acompañados.

Dicha conversación se dio a un día del encuentro que el mandatario estadunidense tendrá con los presidentes de El Salvador, Guatemala y Honduras, en Washington.

Los Presidentes Peña Nieto y Obama coincidieron en la necesidad de abordar este fenómeno de manera conjunta y bajo el principio de la corresponsabilidad.

Coincidieron igualmente en la necesidad de fomentar, de manera conjunta, el desarrollo económico y social en la región centroamericana con la finalidad de mejorar las condiciones de vida y las oportunidades de sus habitantes.

Los dos presidentes se comprometieron a redoblar los esfuerzos y a trabajar de manera coordinada para combatir las redes transnacionales de trata de personas.

El Presidente Obama agradeció al Presidente Peña Nieto los espacios de diálogo y cooperación para la atención del fenómeno migratorio. Ambos acordaron mantener el contacto personal y la coordinación entre gobiernos para encontrar soluciones a esta problemática.

Al término de su conversación, ambos presidentes se felicitaron por sus respectivos cumpleaños, el del Presidente Peña Nieto el pasado 20 de julio y el del Presidente Obama el próximo 4 de agosto.