Santa María Rayón, Estado de México, 19 de febrero de 2013.

Al encabezar la ceremonia del Día del Ejército y cuando se cumple hoy su primer siglo de vida, el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, dijo que este día se festeja la permanente muestra de valentía, coraje y dignidad de los soldados de México, al tiempo que manifestó su compromiso de mejorar las condiciones de desarrollo profesional y elevar la calidad de vida de los militares y sus familias a través de mejores prestaciones.

Son 100 años de una fuerza comprometida, que por tierra y aire se ha desplazado para efectuar acciones de vigilancia, auxiliar a la población y realizar una ejemplar labor social, expresó, tras encomiar la participación ardua e infatigable de la tropa en situaciones de emergencia; “éste es el Ejército Mexicano, vivo y presente que hoy honramos. El desarrollo del país en el último siglo no se explica sin la lealtad y contribución de nuestras fuerzas armadas”.

En correspondencia a quienes, dijo, con su disciplina y compromiso han mostrado que son una fuerza para la paz y la tranquilidad de las familias mexicanas, el Presidente de la República se comprometió a ofrecerles mejores condiciones laborales y mayores oportunidades de desarrollo profesional.

Detalló que contarán con el equipamiento necesario para la defensa de la soberanía nacional y de las acciones de seguridad interior, y con infraestructura y tecnología de punta. Se modernizarán las escuelas militares y tendrán mayores oportunidades de actualización y profesionalización a lo largo de su carrera, con el propósito de contar con recursos humanos altamente capacitados.

Luego de recordar que fue el 19 de febrero de 1913 cuando Venustiano Carranza publicó el decreto de creación de “esta noble y valerosa institución militar”, relató que el Ejército Constitucionalista fue la respuesta patriótica “ante la ruptura del orden democrático, cuya expresión más dolorosa fue el cobarde asesinato del Presidente Francisco I. Madero y del Vicepresidente José María Pino Suárez”.

El Primer Mandatario aseveró que hoy la Nación trabaja para despuntar en el mundo del siglo XXI, “tenemos rumbo y metas muy claras, queremos hacer de México una verdadera sociedad de derechos, en beneficio de todos los mexicanos”.

Agregó que se vive un momento de transformación de fondo en la que todos los sectores están llamados a hacer su parte y ser factores y promotores de cambio; “el Gobierno de la República está determinado a concretar las transformaciones que se requieran para elevar la calidad de vida de las familias mexicanas”.

El Presidente Peña Nieto puntualizó que ello se va a lograr trabajando unidos por un México en paz, atendiendo no sólo los efectos de la violencia y el delito, sino especialmente sus causas estructurales, y subrayó que se sumarán esfuerzos para tener un México incluyente en el que se enfrente el hambre, la pobreza y la desigualdad.

En la ceremonia realizada en las instalaciones de la XXII Zona Militar, las cuales se construyeron por gestión del propio Primer Mandatario como gobernador de la entidad, Peña Nieto señaló que para alcanzar un México con educación de calidad, próspero y con responsabilidad global, el país cuenta con el apoyo y la participación invariable de sus fuerzas armadas. Reiteró que la mejor manera de celebrar este “emblemático y simbólico aniversario”, es escribiendo nuevas páginas de gloria y heroísmo en la defensa de la Constitución, las instituciones y la República.

EN UN SIGLO, EL EJÉRCITO HA CONTRIBUIDO A MANTENER LA ARMONÍA, LA PAZ Y LA SEGURIDAD DE LOS MEXICANOS: SALVADOR CIENFUEGOS ZEPEDA
Al señalar que el Ejército es de todos los mexicanos, el Secretario de la Defensa Nacional (Sedena), General Salvador Cienfuegos Zepeda, aseguró que en su primer siglo de existencia esta institución ha contribuido a mantener la armonía, la paz y la seguridad de la sociedad, y es ese el mayor aporte de las fuerzas armadas para la estabilidad y el progreso nacional.

En este siglo XXI, subrayó, el Ejército Mexicano se consolida como factor primordial del Estado para proveer un entorno de equilibrio social que dinamice el desarrollo del país. Por ello, dejó claro que las misiones y tareas que la Ley y el Mando Supremo le han conferido, serán cumplidas con esmero, determinación y lealtad. “Todos los días hay algo que el Ejército puede hacer para que México sea cada vez mejor”.

El titular de la Sedena indicó que en el marco de este aniversario, la Nación tiene en su Ejército una institución fortalecida, porque tiene historia, valores y Patria; una Patria de sólidas instituciones y pueblo orgulloso, de esmeradas mujeres y hombres; un pueblo enérgico, laborioso y creativo; esencia que conduce a tener una profunda convicción de su identidad.

“Cien años del Ejército Mexicano, cien años de lealtad, esa es la entrega que hemos heredado, esa es la entrega que México espera de nosotros, y será siempre, sin importar las circunstancias, nuestro más elevado compromiso”, ratificó.

Para los próximos años, el General Salvador Cienfuegos comentó que impulsarán, en conjunto y de forma integral con la Armada, Fuerza Aérea y demás instituciones de la República, la elaboración de la Política de Defensa Nacional que el país requiere y, en consecuencia, la actualización del Plan Militar de Defensa Nacional con el fin de articular las capacidades militares para confrontar los riesgos y las amenazas a la soberanía y el desarrollo del país.