-MODERADOR: Queda en el uso de la palabra el doctor Salvador Rogelio Ortega Martínez, Gobernador del Estado de Guerrero.

-GOBERNADOR SALVADOR ROGELIO ORTEGA MARTÍNEZ: Buenas tardes, estimadas amigas y amigos; paisanas y paisanos.

Hoy, es un día especial para las mujeres y los hombres del Sur. Pero más especial para la gente de La Montaña. Estamos en el corazón de La Montaña, señor Presidente, y para nosotros, las y los guerrerenses, significa su presencia el día de hoy, de muchísimo interés e importancia en la historia de nuestro presente.

Estar aquí el día de hoy es para hacer justicia a los pueblos de La Montaña, pero muy especialmente a las mujeres de La Montaña. Aquí, señor Presidente, colindan 17 municipios y su corazón es Tlapa.

En el corazón de La Montaña lo recibimos con los brazos abiertos y con el corazón en la mano. En especial porque usted decidió que este día, tan significativo en su vida personal, lo viene a pasar aquí, con la gente de La Montaña de Guerrero.

Es usted bienvenido, Presidente.

Aquí, una muestra de nuestros pueblos originarios, los Nahuas, los Me'Phaa, los Na savi y los Ñomda. Aquí, donde también se produce el mestizaje con quienes llegaron de Europa, pero los que llegaron también por el Pacífico de Asia y quienes vinieron y nos incorporaron también nuestros pueblos afromexicanos. Esta síntesis que le da capacidad de trabajo, creatividad y voluntad de triunfo a los guerrerenses.

En las tragedias, las que nos producen la naturaleza, como la de Ingrid y Manuel, señor Presidente, pero con capacidad también para ponernos de pie.

Porque las crisis son oportunidades y, las oportunidades se aprovechan cuando existe generosidad, como la generosidad que tuvo el licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, cuando frente a esa contingencia, se diseñó el Plan Nuevo Guerrero. Y ahí están, no reconstruidos, sino nuevos, los 10 grandes puentes que se colapsaron.

Salir fortalecidos de la crisis, y la crisis del año pasado, lo de la tragedia de Iguala, señor Presidente, hoy es una prueba más para el pueblo de Guerrero. Y de esa crisis política y social, podemos decir que hemos, también, salido fortalecidos con la justicia, con el trabajo, con la armonía y construyendo la paz para la nueva gobernabilidad.

Señor Presidente:

Hace ocho meses se dudaba de que iba a haber elecciones en Guerrero. Las hubo.

Y el día de mañana, señor Presidente, culmina la evaluación de los profesores; por arriba en las evaluaciones de la media nacional.

Creo que hemos logrado construir la armonía necesaria, construir la paz, que se necesita en Guerrero, para sacar a Guerrero del rezago.

Señor Presidente:

El día 27 de noviembre cuando nos convocó en Palacio Nacional para dar lectura a su decálogo, yo me quedo con todo, pero especialmente cuando usted dijo: No se puede tratar igual a los desiguales. Y, por eso, su visita a Tlapa es en congruencia con este razonamiento.

Aquí, los más pobres de Guerrero, pero en especial las mujeres. Y traerles a las mujeres esta ciudad, donde se va a trabajar en salud, especialmente en salud reproductiva.

Donde se va a trabajar en proyectos educativos, donde se va a atender a la mujer de La Montaña, y que éste sea un ejemplo que se reproduzca. Es único en su género.

Y aquí hay que reconocer, también, a la maestra Rosario Robles Berlanga, quien asiste a Guerrero con toda la frecuencia para darle seguimiento y evaluar el Plan Nuevo Guerrero, pero quien puso todo su empeño para que esta Ciudad de la Mujer hoy la esté inaugurando el ciudadano licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, en el día de su cumpleaños; regalo para Guerrero y el corazón de Guerrero, regalo para usted, señor Presidente.

Muchas gracias.

Bienvenido a Guerrero siempre.

-MODERADOR: A continuación, se proyecta el video Ciudad de las Mujeres.

(PROYECCIÓN DE VIDEO)

-MODERADOR: Enseguida toma la palabra la maestra Rosario Robles Berlanga, Secretaria de Desarrollo Social, Responsable de la Región 1 del Programa de Atención a Entidades Federativas.

-SECRETARIA ROSARIO ROBLES BERLANGA: Muy buenas tardes a todas.

Están contentas, mujeres, de que ya vamos a tener esta gran Ciudad de las Mujeres.

No las oigo.

Y más contentas de que tengamos aquí, al Presidente de la República, licenciado Enrique Peña Nieto; al Gobernador Salvador Rogelio Ortega y; al señor Presidente Municipal.

Estimados miembros del presídium; distinguidos invitados, invitadas.

Señoras y señores:

Las acciones que el Gobierno de la República ha puesto en marcha en La Montaña de Guerrero, son una expresión de la política social de nueva generación; una política que ha puesto en marcha un modelo de protección social de quienes menos tienen, tan es así, que por primera vez se han destinado recursos que son significativos por su monto, pero que además se ejercen de manera coordinada y en acciones que están llegando, no sólo a las cabeceras municipales, sino a las localidades más lejanas de toda La Montaña.

La expresión de esta política social de nueva generación y de la Cruzada Nacional Contra el Hambre, se refleja en esta visión transversal que hemos impulsado con todas las dependencias federales y los tres niveles de Gobierno.

Con obras de agua potable, que hace la CONAGUA, aquí hay que señalar, Presidente, que por primera vez en la historia los municipios que forman parte de la Cruzada Nacional Contra el Hambre, no tienen que aportar una cantidad para que se hagan obras de agua potable, que sabemos que son indispensables para la comunidad, por eso se han hecho muchísimas obras de agua potable aquí en La Montaña.

Obras de electrificación, proyectos productivos, porque sabemos que es la mejor forma de mejorar el ingreso, la ampliación de la cobertura de las hectáreas sembradas, los programas de producción de huevo y hortalizas que abastecen a los Comedores Comunitarios que se han multiplicado en toda esta región.

Obras de alcantarillado, drenaje, ollas de captación de agua potable y también, como una acción emblemática, la entrega de más de 11 mil 500 toneladas de maíz, frijol, arroz y sal, a las familias más pobres de La Montaña guerrerense.

Aquí se han construido escuelas y mejorado planteles; ampliado la cobertura de PROSPERA; miles de familias reciben la Tarjeta Sin Hambre, que reciben 15 productos básicos en las Tiendas DICONSA y comunidades indígenas que antes no tenían acceso a la leche, hoy consumen este producto nutritivo.

Se han mejorado cientos de caminos y esta mejora se ha traducido también en una derrama económica. Se están construyendo hospitales y centros de salud. Y además, a través de la Red de IMSS-PROSPERA y CDI estamos llegando con las unidades móviles a los lugares más remotos.

La reciente Encuesta de Ingreso y Gasto dada a conocer por el INEGI, nos demuestra que esta política ha dado resultados; que en medio de un contexto adverso, las familias más pobres de México aumentaron su ingreso en un 2.2 por ciento y las que habitan en localidades menores de 2 mil 500 habitantes, ahí donde hemos focalizado la acción del Gobierno, este crecimiento es del 3.8 por ciento.

Pero lo más importante: las evaluaciones de expertos del Instituto Nacional Salvador Zubirán y del Instituto Nacional de Salud Pública, que nos dicen que gracias a la Cruzada Nacional contra el Hambre, en esta región, que es quizás una de las más pobres, si no la más pobre del país, ha disminuido la anemia y aumentado el peso y la talla de los niños y las niñas.

Lo hemos dicho antes, que hemos llegado a donde antes nadie había llegado: a los más pobres entre los pobres, que ha sido la población atendida por la Cruzada; a los más pobres entre los pobres, cuyo rostro tiene cara de mujer y de indígena.

La Ciudad de las Mujeres es la muestra contundente de que en su Gobierno, señor Presidente, el compromiso con las mujeres más pobres de México se está cumpliendo.

No existe en todo el país una instalación de esta naturaleza. Ni por su concepción, ni por su dimensión. Es una instalación de primer mundo, porque eso se merecen las mujeres indígenas de La Montaña de Guerrero, largo tiempo olvidadas, invisibles todavía a los ojos de muchos y que gracias a las obras emprendidas, hoy han mejorado su calidad de vida y lo harán todavía más con esta gran ciudad que les proporcionará importantes servicios.

La Ciudad de las Mujeres es un lugar para forjar mujeres que sean capaces, no sólo de rechazar y erradicar la violencia de su vida cotidiana, sino, también, de asumir un liderazgo transformador.

Cuando las mujeres crecen y asumen su papel de agentes de cambio, en sus familias y comunidades, retrocede la pobreza, la exclusión social, las enfermedades, los embarazos adolescentes, la violencia y la injusticia. Por eso, esta inauguración es un acto de justicia social.

Para construir este proyecto, nos informamos acerca de los mejores modelos de atención integral a la mujer a nivel internacional, particularmente, el instrumentado en El Salvador. De ahí partimos para diseñar la Ciudad de las Mujeres con base en nuestro propio contexto cultural e institucional, y nuestra propia realidad social.

No puedo dejar de reconocer el apoyo brindado por el Banco Interamericano de Desarrollo, hoy representado por Gabriela Vega. Muchísimas gracias, Gabriela, por el apoyo del BID.

Reconocerle a Lorena Cruz, a Nuvia Mayorga, a Frinne Azuara, a Lía Limón, que aunque ya no está con nosotras empezó este proyecto. A Alejandra Negrete, a Laura Vargas, porque juntas soñamos que este proyecto podía hacerse realidad.

Y a dos mujeres que desde la sociedad civil nos acompañaron: a Laura Carrera que, como consultora del BID, nos acompañó todo este tiempo. Y a Patricia Olamendi, que como experta de ONU Mujeres asignada a El Salvador, fue siempre un conducto y un puente con ese país hermano.

Señor Presidente:

La Ciudad de las Mujeres es congruente con su idea de una justicia cotidiana; de una justicia que esté ahí, al alcance, porque las mujeres viven mejor. Porque si se quieren divorciar lo podrán hacer; porque si quieren planificar su familia, lo podrán hacer. Porque si ya no quieren ser vendidas desde jovencitas, podrán negarse a esta trágica realidad.

Las mujeres de La Montaña de Guerrero tienen aquí, en este proyecto, la posibilidad de transformar su vida, la posibilidad de tener un mayor bienestar y una mayor prosperidad.

Este compromiso no es el único que en materia de mujeres usted ha cumplido.

Es hoy ya una realidad el Seguro de Vida para las Madres de Familia; los microcréditos para las mujeres; los créditos para las mujeres PROSPERA en condiciones muy baratas; el apoyo para la economía de traspatio; los cuartos adicionales que les hemos llamado cuartos rosas para combatir la violencia intrafamiliar; el acceso de las mujeres a más viviendas; la salud; las reformas legales para lograr la paridad en candidaturas a cargos de elección popular, lo que nos permitirá que por primera vez en la historia y gracias a la iniciativa que usted envió al Congreso, el 43 por ciento de las Diputadas de la próxima Legislatura serán mujeres, señor Presidente.

La igualdad de género es un elemento central en la agenda del Gobierno de la República, aquí estamos para constatarlo.

Con la inauguración de la Ciudad de las Mujeres se refrenda el compromiso de construir un México incluyente, que sólo puede serlo si las mujeres están saludables, alegres, sanas, poderosas, informadas; en fin, mujeres libres.

Señor Presidente:

Celebra usted su cumpleaños cumpliéndole a las mujeres, cumpliéndole a México.

Muchas felicidades.

-MODERADOR: Invitamos respetuosamente al ciudadano Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, licenciado Enrique Peña Nieto; así como al Gobernador del Estado de Guerrero; a la Secretaria de Desarrollo Social; Procuradora General de la República; Directora General del Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia y; Presidentes Municipales de Tlapa de Comonfort a efectuar la develación de placa de inauguración de la Ciudad de las Mujeres.

(DEVELACIÓN DE PLACA)

-MODERADOR: Toma la palabra la ciudadana Araceli Hernández Peláez, vecina de este Municipio de Tlapa de Comonfort.

C. ARACELI HERNÁNDEZ PELÁEZ: Muy buenas tardes, Presidente, licenciado Enrique Peña Nieto y personalidades que le acompañan.

Soy Aracely Hernández Peláez, soy mixteca, originaria del Municipio de Xalpatláhuac.

Hoy quiero expresarle lo que significa para las mujeres de esta región contar con el Centro Ciudad de las Mujeres.

Para nosotras es muy importante los servicios de salud, atención a la violencia, capacitación para el trabajo y educación, en el mismo lugar.

Además, sabemos que podemos traer a nuestros hijos e hijas mientras recibimos los servicios y sabiendo que estarán bien cuidados, además de recibir una atención completa y gratuita.

Esta Ciudad de las Mujeres es una nueva oportunidad para desarrollarnos como mujeres, con más autonomía, más libres.

Haber construido la Ciudad de las Mujeres nos demuestra su preocupación e interés por nosotras, que vivimos en una zona muy rezagada, con muchas necesidades y pocas oportunidades, sobre todo para tener los servicios que aquí se otorgan.

Por eso, a todas las mujeres de los 19 municipios de la región de La Montaña de Guerrero, las invito a que vengan a recibir los servicios que aquí se ofrecen. Aquí, seremos tratadas con respeto y dignidad.

Gracias, señor Presidente, por acordarse de nosotras.

(A CONTINUACIÓN HIZO USO DE LA PALABRA EL PRESIDENTE DE LOS ESTADOS UNIDOS MEXICANOS, LICENCIADO ENRIQUE PEÑA NIETO. SU DISCURSO SE TRANSCRIBE POR SEPARADO)