Al encabezar la inauguración del Proyecto Fénix de la empresa Altos Hornos de México, que implicó una inversión de dos mil 300 millones de dólares y permitió generar en su construcción cerca de diez mil empleos, el Presidente Enrique Peña Nieto resaltó hoy la confianza que los inversionistas están teniendo en México, y subrayó que “cuando esto ocurre, nuestra economía crece, y cuando crece la economía de forma sostenida, estamos detonando mayor desarrollo”.

“Cuando logremos que México tenga crecimiento económico gracias a la confianza y a las crecientes inversiones productivas que se realizan en el país, entonces estaremos también alcanzando el México incluyente al abrir mayores oportunidades de empleo y de desarrollo individual”, precisó.

El Primer Mandatario reite ante los empresarios, trabajadores y directivos de la empresa Altos Hornos de México su firme decisión “de ser un aliado de los inversionistas, de trabajar para crear condiciones que alienten la producción, facilitando la apertura y crecimiento de las empresas”.

“Con inversiones como ésta, y como otras que se han venido anunciando, el horizonte resulta muy alentador”, apuntó.

Puntualizó que “también tenemos que reconocer que debemos aprovechar este gran momento de México para impulsar, o seguir impulsando, las grandes transformaciones y cambios estructurales que aceleren el desarrollo económico de nuestro país”.

El Presidente Peña Nieto dijo que con la inversión realizada en esta obra de la industria siderúrgica se esperan en un mediano plazo “inversiones vinculadas a este sector de 11 mil millones de dólares más dentro de la industria automotriz, portuaria, la industria que desarrolla gasoductos y otros elementos importantes del desarrollo nacional que tienen como insumo fundamental el uso del acero”.

Explicó que con la puesta en operación de esta planta “se fundirán por primera vez en México, los aceros con las especificaciones que demandan sectores estratégicos del país, como el automotriz, el ferrocarrilero, el energético y el de maquinaria pesada”.

Por ello, consideró que la trascendencia de esta inversión va más allá del éxito empresarial, pues constituye un verdadero detonador de la economía regional y nacional.

El Titular del Ejecutivo Federal destacó que el talento mexicano, el desarrollo de capital humano y el desarrollo que queremos impulsar para volvernos más productivos y competitivos, son lo que nos va a permitir “competir frente al mundo entero y, sobre todo, desarrollar más industria nacional que haga posible que los trabajadores en nuestro país tengan mejores ingresos”.

“Queremos realmente generar el marco propicio para que México demuestre al mundo sus capacidades y su talento, y que podamos, a partir de tener confianza en nosotros mismos, demostrar que podemos competir con los mejores del mundo; no tengamos temor ni miedo, lo hemos venido acreditando”, insistió.

Mencionó que desde hace algunos años, México se está colocando cada día entre los países con mayor desarrollo dentro de la industria siderúrgica. “No es una industria cualquiera, no es una industria más, sino que viene a detonar el desarrollo de otras industrias con las que está íntimamente vinculada, y que favorece el desarrollo económico y la productividad del país”, expuso.

LA INDUSTRIA SIDERÚRGICA INVERTIRÁ 12 MIL MILLONES DE DÓLARES EN LOS PRÓXIMOS CUATRO AÑOS: ANCIRA ELIZONDO.

En su intervención, Alonso Ancira Elizondo, Presidente del Consejo de Administración de Altos Hornos de México y de la Cámara Nacional de la Industria del Hierro y del Acero (CANACERO), expresó que coincide con el programa económico y político del Gobierno de la República. “Estamos comprometidos con su programa, porque creemos en él y confiamos en usted, señor Presidente, todos los aquí presentes”, dijo.

Explicó que la industria siderúrgica se enfrentó por muchos años a la apertura total con cero arancel, y en los últimos seis años a una apertura no inteligente, lo cual causó afectaciones debido a las múltiples formas de comercio desleal. Hoy crea 120 mil empleos directos, 600 mil indirectos y representa casi tres puntos del Producto Interno Bruto y 15 por ciento del PIB manufacturero.

En el marco de lo que denominó “apertura inteligente”, explicó que actualmente la Secretaría de Economía, la Unidad de Prácticas Comerciales Internacionales y la Dirección de Normatividad, establecieron más resoluciones en los últimos seis meses que en los 12 años anteriores.

Ancira Elizondo indicó que en el proyecto El Fénix se invirtieron dos mil 300 millones de dólares; empleará a dos mil 500 personas, se crearán más de 20 mil empleos indirectos y permitirá que se eviten importaciones por más de 10 mil millones de dólares.

Después, en su calidad de Presidente de CANACERO, anunció el compromiso del sector siderúrgico mexicano de invertir 12 mil millones de dólares en los próximos cuatro años en muchos estados de la República, “en donde trabajan las empresas de nosotros. Estamos comprometidos y crearemos más empleos”, apuntó.

EL PROYECTO EL FÉNIX REDUCIRÁ LA IMPORTACIÓN DE ACERO APORTANDO 400
MIL TONELADAS PARA LA INDUSTRIA NACIONAL: SECRETARIO DE ECONOMÍA

El Secretario de Economía, Ildefonso Guajardo Villarreal, aseveró que el proyecto El Fénix constituye una nueva capacidad que trasciende a la industria acerera e incide en la productividad de muchas otras como la de la construcción, la automotriz, la petrolera y la de maquinaria y equipo, ya que su naturaleza, explicó, integra una extensa cadena de valor.

En este marco, señaló que México debe ganar terreno en el renacimiento de la manufactura en América del Norte. Un factor clave para lograrlo, dijo, es contar con insumos de calidad y con abasto eficiente que, combinados con una producción suficiente de energía a precios competitivos, contribuirán a fortalecer la presencia de empresas mexicanas en este terreno.

Guajardo Villarreal enfatizó que México tiene capacidad para añadir más valor a lo que se produce: “nuestros esfuerzos están orientados a crear las condiciones que reduzcan el costo país, mejoren el entorno para la actividad empresarial y hagan factible que todas las empresas y regiones del país se beneficien de operar en territorio nacional”.

Informó que actualmente se importan 650 mil toneladas de acero, y con el Proyecto El Fénix se podrá abastecer localmente a la industria con 400 mil toneladas. “Hoy, Altos Hornos de México con este proyecto vuelve a emprender nuevos vuelos de gran visión, realizando una importante inversión con tecnología de punta e innovadora. Proyectos de la magnitud y complejidad como las del Fénix, nos demuestran que México es talento”.

EN COAHUILA SE APOYA Y PROMUEVE LA DEMOCRATIZACIÓN DE LA PRODUCTIVIDAD: RUBÉN MOREIRA VALDEZ

El gobernador de Coahuila, Rubén Moreira Valdez, agradeció las iniciativas que ha impulsado el Presidente Peña Nieto en su Administración, especialmente en materia económica, al señalar que en esta entidad se apoya y promueve la política de democratizar la productividad, porque el tiempo de México ya llegó con el Gobierno de la República.

El mandatario estatal dijo que gracias al Proyecto El Fénix, Coahuila se consolida como el principal productor de acero líquido y productos derivados, como placa y rollo, y que en corto tiempo superarán los 5.5 millones de toneladas de acero por año, que significa un incremento en 40 por ciento de su producción.

La inauguración de esta nueva planta en Monclova, señaló, es muestra clara de que los empresarios coahuilenses tienen voluntad de acero. La inversión y la generación de empleos directos e indirectos en AHMSA no sólo fortalecen la economía regional, sino que la prestigia y convierte en destino de más inversiones.