-SR. LUIS ALBERTO MORENO: Presidente Peña:

Dentro de las muchas reformas y muy importantes que usted ha venido haciendo en México, un poco cambiando, mucho de lo que es el armado económico tradicional de México con miras a aumentar la productividad.

Una de las cosas que a mí me parece más interesante que usted se ha concentrado, Presidente, es que la productividad no debe ser una ganancia para las grandes empresas, sino por el contrario, que baje hacia las pequeñas y medianas empresas.

Y, sobre eso, ha venido haciendo muchísimas cosas y creo que si algo le va a permitir a la Alianza pasar de tener un comercio entre los países, que hoy escasamente llega al 10 por ciento, cuando el resto de América Latina está entrando al 20, es cómo se internacionalizan las pequeñas y medianas empresas.

Quisiera que nos comparta un poco lo que ha venido pensando, en lo que usted denomina la democratización de la productividad.

-PRESIDENTE ENRIQUE PEÑA NIETO: Muchas gracias, Luis Alberto.

Muy buenas tardes a todas y a todos ustedes.

Me da mucho gusto saludar al señor Presidente del Perú, Ollanta Humala, a quien le agradecemos su hospitalidad y hoy venimos justamente a entregarle la estafeta de la Presidencia Pro Témpore de la Alianza del Pacífico.

Quisiera, en primer lugar, expresar nuestra mayor solidaridad con el pueblo de Colombia, señor Presidente.

Decirle que México lamenta y condena lo ocurrido y los hechos violentos que han pasado en Bogotá, el día de hoy.

Reprobamos esta conducta violenta y quiero reiterarle lo que ya en otros momentos México ha postulado, su mayor solidaridad y respaldo al noble esfuerzo y a la voluntad que su Gobierno tiene por alcanzar la paz en Colombia.

No puede haber mayor voluntad ni voluntad más noble, precisamente, la que está orientada a darle paz a una sociedad.

Deseamos que este propósito y esta causa realmente se logren materializar y de ahí que no es la violencia la ruta, ni lo que permitirá la armonía y la paz en una sociedad.

Frente a lo expuesto y al encontrarme aquí, con empresarios de los cuatro países que integramos esta Alianza del Pacífico, que además están entre ellos dirigentes de distintas organizaciones empresariales, no sólo atienden este encuentro a título personal, sino que lo hacen también representando a varios empresarios que están muy involucrados en este proceso de integración regional que hacemos, de los cuatro países que formamos la Alianza del Pacífico.

Y a lo que ha preguntado Luis Alberto Moreno, quiero referir en lo que justamente hace apenas tres años, que el tiempo se va volando, fue parte de una de las conversaciones que entonces sostuvimos los Presidentes de estos cuatro países: cómo asegurar que este esfuerzo de integración regional, en un plan muy ambicioso, el lograr una libre movilidad de bienes, de personas, de capitales, realmente no quedara en beneficio de unos cuantos, ni de las grandes empresas; sino que esto se pudiera extender a las pequeñas y medianas empresas de nuestros países.

Y cuál es la razón de ello.

Creo que las cifras que puedo dar yo de México deben, seguramente, replicarse en los otros países miembros de esta Alianza, son las pequeñas y medianas empresas las que generan el mayor empleo, tres de cuatro empleos en México lo generan este sector de la economía, pequeñas y medianas empresas.

Generan, también, más de la mitad, 52 por ciento en el caso de México, de la riqueza nacional. De ahí nuestro empeño para que este esfuerzo realmente alcance a todas estas pequeñas y medianas empresas, sean parte de los beneficios que estamos queriendo concretar en este esfuerzo conjunto de cuatro países, para que tengan mayor mercado consumidor al cual llegar, puedan realmente, no sólo tener éxito en el país de origen, sino que se puedan internacionalizar.

Y además, las pequeñas y medianas empresas sean también parte de las cadenas globales de valor. No necesariamente se trata de que haya mayores flujos comerciales, sino que haya integración productiva, integración en las cadenas globales que puedan ser parte, empresas de los cuatro países que somos parte.

Qué estamos haciendo para alcanzar este objetivo.

Primero, tenemos una hoja de ruta.

Encargamos a la OCDE el que pudiera, y ya lo ha concluido, darnos un análisis y un estudio sobre las potencialidades, sobre las fortalezas y lo que cada país tiene en este ámbito de apoyo a las pequeñas y medianas empresas.

Segundo, y será parte de los anuncios que aquí hagamos, me estoy, quizá adelantando, pero ya hemos acordado dedicar o crear un Fondo de Apoyo al Emprendedor, con la participación de los cuatro países, que estará entrando en vigor a partir del año 2017, sea para financiar o sea para otorgar garantías, especialmente a pequeñas y medianas empresas que quieran incursionar al mercado que hacemos los cuatro países de la Alianza del Pacífico.

Y, además, también hemos comprometido crear un Centro de Desarrollo Empresarial.

Esto es a partir de la experiencia propia de cada país, podamos articular los esfuerzos de cada Gobierno para entrelazarlos y poder dar capacitación, asesoría a las pequeñas y medianas empresas que estén buscando ampliar sus horizontes de éxito y de inserción en otros mercados y, particularmente en el que hacemos los cuatro países que estamos en esta Alianza del Pacífico.

Todo esto será posible gracias a que somos cuatro países, Luis Alberto, empresarias y empresarios aquí presentes, que compartimos valores.

Somos cuatro países que hemos entendido muy bien el ritmo de los nuevos tiempos; los desafíos globales a los que ya han hecho referencia, tanto la Presidenta Bachelet, como el Presidente Santos.

Vivimos en un mundo de gran volatilidad financiera, de desaceleración económica en distintas regiones que anteriormente venían creciendo, y que eso impone un reto mayor para quienes estamos buscando potenciar nuestras fortalezas, y hacer más a partir de la suma de esfuerzos, que es a lo que nos convoca esta Alianza del Pacífico.

Somos cuatro gobiernos abiertos. Somos cuatro países con democracias maduras; somos cuatro países que creemos en el libre mercado; somos cuatro países que nos conducimos con responsabilidad en el manejo de las condiciones financieras y macroeconómicas de nuestro país.

Actuamos con responsabilidad, precisamente, para darle a nuestras sociedades la mayor estabilidad económica. Porque esa es la condición sine qua non para poder, realmente, ampliar nuestros horizontes de crecimiento y de desarrollo.

Creo, y estoy convencido, que un objetivo prioritario en el esfuerzo compartido que hacemos los países de la Alianza del Pacífico, es apoyar a las pequeñas y medianas empresas.

Lo hacemos y lo estamos haciendo a través de distintos instrumentos que aquí he referido, a través de la inclusión financiera, a través de mecanismos propios, como las que ya les compartí, definen la Alianza del Pacífico a través de los esfuerzos propios de cada Gobierno para apoyar este ecosistema de apoyo a los emprendedores de nuestros países.

Finalmente, deseo realmente que este esfuerzo compartido de los cuatro países aquí representados, nos permita impulsar, promover y generar beneficios, no para unos cuantos, ni sólo para las grandes empresas, sino, realmente para quienes generan el empleo en nuestros países, para quienes tienen mentalidad creativa y emprendedora, que son las pequeñas y medianas empresas.

Muchas gracias.