-MODERADOR: Hace uso de la palabra el doctor Fernando Toranzo Fernández, Gobernador del estado de San Luis Potosí.

-GOBERNADOR FERNANDO TORANZO FERNÁNDEZ: Muy buenas tardes.

Señor Presidente, licenciado Enrique Peña Nieto:

Bienvenido nuevamente a su casa, a San Luis Potosí.

Para nosotros, los potosinos, es un gusto enorme tenerle entre nosotros. Su presencia nos brinda la oportunidad de compartir con usted la satisfacción que nos produce ver concluida una obra de gran magnitud, como la que aquí, hoy, se pone en marcha.

Este acueducto recorre 132 kilómetros, desde la Presa de El Realito hasta la capital de nuestro estado, atravesando los municipios de Tierra Nueva y de Santa María del Río.

Para hacerla funcional, hubo de construir tres plantas de bombeo, necesarias para vencer los más de mil metros de desnivel que existen desde la fuente de origen hasta el hogar de todos los potosinos beneficiados.

Pero más allá de la proeza técnica que representó la construcción de esta obra, destacan los beneficios sociales que para San Luis Potosí representa no tan sólo en el presente, sino en el futuro.

Con este acueducto y con las obras complementarias que ha construido su Gobierno a lo largo de estos cinco años, hoy alcanzamos una cobertura del 89 por ciento de dotación de agua potable para todos los potosinos, con lo que se abona, desde luego, a un renglón muy importante, como lo es la salud y, desde luego, a elevar el nivel de calidad de vida de los potosinos.

Más de 800 mil habitantes de la zona metropolitana serán beneficiados con esta obra, al recibir agua que necesitamos para nuestras actividades cotidianas, y que antes teníamos que extraer de un subsuelo con un manto freático francamente agotado.

El acueducto de la presa El Realito resulta estratégico. Y estratégico no sólo para los potosinos, también para el centro de nuestro país, porque, con ello, aseguramos agua para los próximos 30 años de nuestro querido estado.

Pero en este día venturoso para San Luis Potosí, no solamente es la construcción de este acueducto lo que queremos agradecerle, señor Presidente.

De verdad, los potosinos nos sentimos muy complacidos de que en los esfuerzos que estamos haciendo por garantizar el abasto del agua en nuestros hogares y para nuestras actividades productivas, contemos, como siempre, con el apoyo del Presidente de todos los mexicanos.

Es el caso de la distinción que usted nos ha hecho, al nombrarnos entidad piloto del Programa de Apoyo a Reformas de Políticas Públicas del Sector Agua, que su Gobierno impulsa en cooperación con los gobiernos de Francia y de Alemania, y que, desde luego, nos permitirá obtener recursos adicionales para mejorar la sustentabilidad, la equidad y la eficiencia en la prestación de los servicios de agua y de saneamiento, y que seguramente será modelo que habrá de replicarse en el resto del país.

Es el caso, también, de la Planta de Tratamiento El Morro, que forma parte del Plan Integral de Saneamiento de las aguas residuales de nuestra Zona Metropolitana, en donde incluye a la capital, a Soledad de Graciano Sánchez y Cerro de San Pedro, cuya construcción iniciaremos en los próximos meses, y con la que tendremos la capacidad de darle tratamiento al cien por ciento de las aguas residuales de la Zona Metropolitana.

Menciono, desde luego, también, señor Presidente, los proyectos de CONAGUA. Y aprovecho para agradecer al doctor David Korenfeld la gran sensibilidad en la suma de esfuerzos por aportar infraestructura que beneficie en este importante renglón a nuestro estado.

Señor Presidente:

Con su apoyo, estaremos iniciando la construcción de las presas al Poniente de la ciudad: Las Escobas, El Palmarito, que servirán para un mayor aprovechamiento de la captación de agua de lluvia, así como un mayor control de los escurrimientos y desfogues originados por la Presa de San José.

Y desde luego, también, la Presa de La Cantera, que controla las bajadas de agua pluvial de la Sierra de San Miguelito y que actualmente son fuente de inundación de nuestra zona industrial.

Otra obra que en materia hídrica tenemos que agradecerle los potosinos, es la rehabilitación de la presa Tenería, en el Parque Tangamanga, que está por concluir.

Por supuesto, en este recuento de los apoyos que usted nos ha brindado para ampliar, para mejorar y modernizar la infraestructura hídrica de nuestro estado, es necesario mencionar lo que, sin duda, es la obra más importante de los últimos años para los potosinos, para que podamos recuperar la capacidad productiva en el campo.

Me refiero, particularmente, a la modernización de riego del Distrito Pujal Coy, que incluye el rescate de la planta El Porvenir y la construcción de canales de distribución, que este mismo año habremos de concluir, para ampliar en más de 20 mil hectáreas, en las cuales esperemos alcanzar una producción con un valor aproximado de mil 200 millones de pesos por ciclo agrícola.

Gracias, señor Presidente.

Gracias por ayudarnos a dinamizar la producción agropecuaria en nuestro estado.

Gracias, también, por los avances que ya registra el proyecto ejecutivo para la construcción de la Presa El Coy, en La Huasteca, y la Presa de La Maroma, en el Altiplano, que incluirá acueducto y la planta potabilizadora, y sistemas de riego.

Con estos apoyos que usted nos ha brindado, señor Presidente, los potosinos avanzamos a la construcción de un San Luis más fuerte, más justo. Un San Luis a la medida de nuestros sueños y aspiraciones.

Hay otro tipo de apoyos que, también, queremos agradecerle, y que tienen que ver con el San Luis Potosí moderno y competitivo, que mira de frente a su futuro. Me refiero a la modernización del Anillo Periférico Norte, que muy pronto vamos a concluir. Y, desde luego, aprovecho para decirle que será un motivo más para que visite usted a ésta, su casa, a San Luis Potosí.

También, a la rehabilitación de nuestro Centro Histórico, que está en marcha, con avances importantes. Y a la atracción y el apoyo para nuestra armadora automotriz BMW, que iniciará la construcción ya en el mes de febrero próximo.

Con estas muestras de solidaridad, con estos ejemplos de irrefutable simpatía, cómo no vamos a estar con usted, señor Presidente.

Por eso, al mismo tiempo, los potosinos le manifestamos nuestra gratitud; le reiteramos nuestro apoyo incondicional a su Gobierno y a las reformas transformadoras que está impulsando desde las estructuras democráticas de nuestro país, con la intención de mover a México.

De moverlo hacia el ejercicio pleno de nuestros derechos fundamentales, hacia una mayor competitividad, a mayor generación de empleos y de oportunidades. En pocas palabras; hacia la justicia y la equidad social.

Señor Presidente:

Los potosinos creemos firmemente que estas reformas son el camino más directo y más seguro al bienestar y progreso de los mexicanos; y cuyos frutos habrán de traducirse en la mejora de la economía de nuestras familias.

En éstas y en otras tareas cruciales para México, usted, señor Presidente, tiene nuestro respaldo. Queremos acompañarlo para ser posible la Nación que todos anhelamos.

Señor Presidente:

Gracias por acompañarnos hoy, en Tierra Nueva, en la apertura del Acueducto El Realito, que junto con el agua, enviará a cada hogar potosino la certeza de que durante 30 años más habrá condiciones para el progreso y la prosperidad, y para el fortalecimiento de San Luis Potosí.

Gracias nuevamente, señor Presidente.

Bienvenido a su casa.

Enhorabuena.

Qué viva San Luis Potosí.

Y qué viva México.

-MODERADOR: A continuación, se proyectará el video Entrega del Acueducto El Realito.

(PROYECCIÓN DE VIDEO)

-MODERADOR: Tiene la palabra el doctor David Korenfeld Federman, Director General de la Comisión Nacional del Agua.

-DR. DAVID KORENFELD FEDERMAN: Con su permiso, señor Presidente de la República; señor Gobernador constitucional del estado; señor Secretario del Medio Ambiente; distinguidos miembros del presídium; honorable auditorio:

La Zona Metropolitana de San Luis, durante las últimas décadas, ha vivido un intenso desarrollo, urbano e industrial, y se ha consolidado como un importante polo de desarrollo, lo que ha provocado el incremento de la demanda de agua, en 635 por ciento, con relación a 1950, ya que pasamos de utilizar 487 litros por segundo, a más de tres mil 96 en este año.

Adicionalmente, esta entidad es uno de los estados con el mayor índice de sequías, ya que en los últimos 60 años se han presentado 27 periodos, de los cuales 15 han alcanzado la categoría de excepcional, y el más grave se presentó hace dos años.

Por todo ello, esta región históricamente se ha abastecido en mayor medida de agua subterránea, en un 90 por ciento. De manera que el índice de sobreexplotación del acuífero es del 100 por ciento; esto significa que se extrae el doble de agua de la que se recarga.

Esta situación ha generado un abatimiento importante del acuífero, ya que en los años 60 el agua se encontraba a 84 metros de profundidad, y en el año 2000 a 175, y actualmente, se extrae a más de 210 metros, circunstancia que ha provocado hundimientos de suelo y mayor presencia de minerales de líquido que se suministra.

Para contribuir a la solución de estas problemáticas, el día de hoy, con una inversión superior a los dos mil 764 millones de pesos, el Gobierno de la República entrega listo para operar, el Acueducto El Realito.

Con esta magna obra de ingeniería mexicana, garantizamos una fuente sustentable para la Zona Metropolitana de San Luis Potosí, durante los próximos 30 años.

Es importante destacar que tiene capacidad para dotar hasta un metro cúbico por segundo, y el volumen se suministrará a través del INTERAPAS, organismo intermunicipal de agua, y se va a ir, de conformidad se vaya requiriendo a las necesidades de la ciudad.

Gracias a este acueducto, dejaremos de extraer, también, 31 millones de metros cúbicos al año, lo que representa reducir la extracción de uso público urbano, de una tercera parte que nos ayuda también a la calidad de agua que se suministra, y mitiga los hundimientos de suelo y estar mejor preparados para las sequías.

Vale la pena destacar, señor Presidente, que esta obra es una de las más importantes que ha tenido la entidad, y que su planeación ha tenido más de 12 años. Y también, que se creó con un programa integral hídrico de San Luis Potosí, lo que representa, ésta, su primera etapa.

Éste es el claro ejemplo de la planeación de gestión a largo plazo. Y además, de lo importante, de que las políticas en materia de agua tengan continuidad. Representará una inversión total sostenida de cinco mil 200 millones de pesos.

Y, como lo dije; ésta es la primera etapa: traer agua nueva.

Pero la segunda etapa que ha iniciado el Presidente de la República, hace algunos meses, tiene que ver con dos áreas muy importantes:

El primero. Es la mejora integral de la gestión, que es una estrategia de una acción innovadora que será aplicada por primera vez en el país, que servirá de modelo para muchas otras entidades y tiene como objeto usar con mayor eficiencia el agua que se tiene disponible, dar sustentabilidad financiera al organismo operador, y además sanear el 100 por ciento de las aguas residuales de la región, para lograr también lo que será un uso eficiente de las mismas.

Por sus instrucciones, señor Presidente, en los próximos dos meses estaremos iniciando la planta de tratamiento El Morro, con lo que iniciaremos la tercera etapa de este ambicioso programa.

Y lo más importante, que con esta obra alcanzaremos la cobertura universal de tratamiento de agua en la zona metropolitana de San Luis, lo que nos dará la oportunidad de reutilizarla en procesos muy importantes, cerrando el círculo virtuoso del agua.

Y el cuarto. Es la creación del primer organismo regulador de servicios de agua potable, drenaje y saneamiento que existirá en el país.

Es un organismo ciudadano que tendrá la oportunidad de vigilar el estricto cumplimiento de todo este programa, más allá de los gobiernos municipales, más allá de los gobiernos estatales, que le dará la oportunidad de darle certeza a la gente que vive en el estado.

Este organismo permitirá asesorar, normar la prestación de servicios de la entidad, preservando las aguas subterráneas, evitando conflictos y fortalecimiento a la participación social, garantizando que los usuarios reciban servicios eficientes y de calidad.

Finalmente, señor Presidente, y para complementar las acciones, por sus instrucciones, el Gobierno de la República está impulsando estudios y acciones para garantizar, además de esta fuente de abastecimiento, una reserva de la Cuenca de Pánuco para la zona metropolitana de San Luis, lo que garantizará tener una fuente segura para este estado, lo que permitirá tener agua ya guardada en el registro por los próximos 100 años; crecer de 30 a 100 años la reserva de agua para esta región.

Y además, en el marco de la entrega de El Realito, señor Presidente, también se devela la placa del gasoducto Tamazunchale-El Sauz, que cuenta con 235 kilómetros de longitud.

Transportará 630 millones de pies cúbicos por día de gas natural a San Luis Potosí hasta Querétaro, y esto permitirá, también, generar energía eléctrica más limpia y con menor costo, y contribuye a garantizar el suministro de gas natural ara la industria regional.

Señor Presidente.

Señor Gobernador:

Hoy, San Luis Potosí está construyendo condiciones de mayor seguridad hídrica. Esto es posible, gracias a la participación comprometida y corresponsable de los tres niveles de Gobierno, la iniciativa privada y la sociedad organizada.

Estamos seguros que si contamos por este camino, pronto se consolidará como el gran referente y modelo a seguir en la gestión integral y uso eficiente del vital líquido, el ejemplo que estamos haciendo aquí, en San Luis.

Muchas felicidades, y enhorabuena a todos los habitantes de este pujante estado.

-MODERADOR: Invitamos respetuosamente al Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, a realizar la develación de las placas del Acueducto El Realito y gasoducto Tamazunchale-El Sauz, en compañía del Gobernador del estado de San Luis Potosí; del Secretario del Medio Ambiente y Recursos Naturales; del Director General de la Comisión Nacional del Agua; del Vicepresidente y Gerente General TransCanada-México; el Director de Operación de la Comisión Federal de Electricidad; y el señor Presidente Municipal de Tierra Nueva.

(DEVELACIÓN DE PLACA)

-MODERADOR: Acto seguido, invitamos al Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, pasar a encender el interruptor del Sistema de Bombeo de la Planta Potabilizadora, en compañía del señor Gobernador del estado de San Luis Potosí; el Secretario del Medio Ambiente; el Director General de la Comisión Nacional del Agua, y el señor Presidente Municipal de Tierra Nueva, San Luis Potosí.

(ENCENDIDO DEL INTERRUPTOR)

-MODERADOR: Hace uso de la palabra la doctora Isabel Monroy Castillo, vecina del Municipio de San Luis Potosí.

-DRA. ISABEL MONROY CASTILLO: Señor licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos; doctor Fernando Toranzo Fernández, Gobernador Constitucional del estado de San Luis Potosí; distinguidos miembros del presídium.

Señoras y señores:

Me dirijo ante ustedes como ciudadana, como vecina del Municipio de San Luis, como cronista del Municipio de San Luis Potosí, y como miembro de la comunidad académica de El Colegio de San Luis.

Es difícil, señor Presidente, e invitados a este acto, es difícil imaginar una responsabilidad mayor para el Estado mexicano que la de garantizar el acceso de la población al líquido vital, que nos permite organizarnos en sociedad: el agua. El agua que nos permite estar aquí.

Por ello, el servicio público del agua no sólo es estratégico, sino es el mismo corazón de la vida urbana que le permite subsistir. Y el servicio de agua en las ciudades es un espejo elocuente de la relación entre gobernantes y gobernados, es una evidencia de la calidad de sus políticas públicas.

La sustentabilidad hídrica de la ciudad de San Luis Potosí, tiene en el sistema hidráulico de El Realito, una nueva fuente de agua urbana para una sociedad que cada día demanda más este recurso.

Con esta obra pública se contribuye, sin duda, al progreso y bienestar de la población de San Luis Potosí.

La novedad consiste no sólo en la infraestructura hidráulica recientemente construida, ni en la cortina de la presa con su embalse formado por completo el año pasado, que trajo tanta lluvia y llenó por primera ocasión la altura de su cortina, ni el acueducto que se inaugura con sus plantas de bombeo y la planta potabilizadora que entregará el agua a la ciudad en los tanques de recepción construidos en la periferia al Sur y al Poniente de la cuenca urbana donde se asienta la ciudad.

Lo verdaderamente novedoso de El Realito, para las generaciones contemporáneas es que se trata de una fuente de agua superficial, con lo que se logra un mejor uso del recurso que la naturaleza proporciona.

Acciones de política pública como éstas, no son constantes, pasa mucho tiempo para que se concreten. Hay que recordar que la primera obra pública de abasto de agua superficial para la ciudad de San Luis Potosí, en los inicios de nuestra vida republicana, fue la galería filtrante de la Cañada del Lobo.

Hace un siglo que se terminó la construcción de la única obra hidráulica que almacena agua superficial en la cuenca urbana en donde se asienta la ciudad de San Luis Potosí, la Presa de San José, y que aún hoy, es la fuente de agua que abastece a uno de cada 10 habitantes y en algunos años menos que eso, en tanto que nueve habitantes se abastecen del agua subterránea que se extrae del acuífero profundo.

Hasta muy avanzado el Siglo XX, el agua subterránea se consideró una fuente segura y fiable de agua para las ciudades, y más limpia que el agua superficial. El modelo extractivo puesto en marcha en la primera mitad del siglo mostró pronto su fragilidad.

Para el acuífero de San Luis, la primera veda se estableció en 1961. Ya entrado el Siglo XXI, la sobreexplotación del acuífero profundo, que es la fuente de agua preponderante de la ciudad, se determinó a razón de dos a uno; es decir, el volumen de extracción anual duplica el volumen de la recarga.

La justificación del Sistema Hidráulico de El Realito, consiste en disminuir la extracción de agua subterránea, esto significa que el volumen de agua que aportará El Realito a la ciudad, será el volumen que se deje de extraer del acuífero para favorecer su recuperación.

Más el agua almacenada en el embalse de la presa El Realito, será verdaderamente agua urbana una vez que se haya puesto en movimiento, y que en ese movimiento fluya su caudal confinado en un acueducto y recorra más de 100 kilómetros de distancia y remonte en su sección inicial más de mil metros de altura para vencer el parteaguas.

La magnitud de la obra es relevante. Es una evidencia del conocimiento científico y tecnológico, que contribuye a la solución de los problemas públicos.

El Realito representa todo un desafío. Demanda un nuevo modelo de gestión del agua; requiere de nuevas reglas, nuevas instituciones, nuevas formas de interacción con la sociedad, nuevos procesos de gobierno que contribuyan a solucionar los problemas en la sociedad, no sólo por sus consecuencias, sino por lo más importante: sus causas.

El problema del agua no es asunto de disponibilidad, sino de calidad en su gestión. La política pública del agua no es sólo responsabilidad del Gobierno, sino también de la sociedad.

Es compartir responsabilidades; es vigilarse mutuamente; es interactuar permanentemente; es escucharse uno a otro. Es la existencia de un Gobierno abierto y una sociedad participativa para que las tensiones y conflictos que suelen presentarse en temas fundamentales, como el que hoy nos reúne, encuentren sus cauces constructivos de solución y beneficio real para la comunidad.

Enhorabuena a todos.

Muchos involucrados han participado con voluntad y entusiasmo, pero esta política pública no termina aquí. Es sólo el inicio de muchas otras acciones que se requieren para tener agua de calidad.

Reitero. El solucionar los problemas públicos es responsabilidad del Gobierno y la sociedad. Realizar una gestión eficiente, honesta y de plena lealtad a la sociedad, es la prioridad como política pública.

Muchas gracias.

(A CONTINUACIÓN, HIZO USO DE LA PALABRA EL PRESIDENTE DE LOS ESTADOS UNIDOS MEXICANOS, LICENCIADO ENRIQUE PEÑA NIETO. SU DISCURSO SE TRANSCRIBE POR SEPARADO)