-MODERADORA: Queda en uso de la palabra el Coordinador General de Comunicación Social de la Presidencia de la República, licenciado Eduardo Sánchez Hernández.

-LIC. EDUARDO SÁNCHEZ HERNÁNDEZ: Con su permiso, señor Presidente.

Honorables integrantes del presídium.

Señoras y señores:

Me es muy grato, en nombre del Presidente de la República, dar a todos y cada uno de ustedes, la bienvenida a la Residencia Oficial de Los Pinos.

Hacia finales de los años 50, se fundó el Consejo Nacional de la Publicidad, antecesor del hoy Consejo de la Comunicación. Desde entonces, la relación entre empresas y Gobierno ha evolucionado significativamente.

Hace unos días, el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, lo expresó durante su participación en el Foro Empresarial de las Américas, en Panamá.

El Presidente rememoró que no hace mucho tiempo, los gobiernos latinoamericanos intervenían directamente en la Administración de un gran número de empresas y en todos los sectores económicos.

Con el paso del tiempo este esquema resultó ser ineficiente, por lo que México optó por un nuevo modelo económico. Uno en el que el Gobierno debe crear condiciones para que los emprendedores puedan generar riqueza y bienestar para la población.

Por ello, y cito al Presidente Peña: México decidió abrirse al mundo. Decidió competir con el mundo, a través de sus empresarios. Termino la cita.

Ésta es la convicción con la que se aprobaron y se ponen en acción reformas, como la Energética, la de Competencia Económica, la Financiera, la Laboral, la de Telecomunicaciones; que sientan las bases para una participación, mucho más amplia de las empresas en la generación de mejores empleos bien pagados.

Los emprendedores encontrarán, a partir de estas reformas, más oportunidades para desarrollar sus iniciativas e ideas, y podrán trabajar con el impulso de un país que se atrevió a cambiar. Un México que se transforma y fortalece todos los días, con el esfuerzo y el trabajo de quienes creen y apuestan por nuestro país, como es el caso de los miembros del Consejo de la Comunicación.

El famoso mimo Marcel Marceau, dijo alguna vez que el mundo moderno nos ofrece muchas herramientas para comunicarnos, y que, paradójicamente, los problemas entre familias, entre personas, entre países, son recurrentemente referidos a la comunicación.

Este Consejo logra que la comunicación acerque a las personas. Con sus exitosas campañas, promueve que la voz de las empresas se escuche y comprenda, resaltando ideas, promoviendo valores y destacando conductas, para construir una mejor sociedad, un mejor México.

Sean, nuevamente, bienvenidos. Muchas gracias.

-MODERADOR: Sean tan amables de ocupar sus lugares damas y caballeros, para ver la proyección del video Premio Nacional de la Comunicación.

(PROYECCIÓN DE VIDEO)

-MODERADORA: Enseguida, el Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, el Coordinador General de Comunicación Social y los Presidentes entrante y saliente del Consejo de la Comunicación, harán Entrega del Premio Nacional de la Comunicación al maestro Demetrio Bilbatúa Rodríguez, Presidente de la Asociación Nacional de la Publicidad y Presidente de New Art.

(ENTREGA DE PREMIO)

-MODERADORA: Interviene a continuación, el Presidente de New Art y Ganador del Premio Nacional de la Comunicación, doctor Demetrio Bilbatúa Rodríguez.

-DR. DEMETRIO BILBATÚA RODRÍGUEZ: Señor Presidente de la República, licenciado Enrique Peña Nieto.

Señor Presidente del Consejo de la Comunicación saliente y entrante; a Ángel Alverde Losada y Alejandro Grisi de Lara.

Distinguidos miembros del presídium; señor Gerardo Reyes que aquí está, presente, Presidente actual de la Asociación Nacional de la Publicidad.

Gerardo:

Esperando que te mejores. Estoy en el tránsito de ocupar esta Presidencia, mientras tú mejoras.

Estimados señores y señoras:

Soy un hombre que se expresa más con imágenes que con palabras.
Las imágenes son mi forma de comunicación, cuya gramática define mi trayectoria de vida tanto en lo personal como en el ámbito cinematográfico.

Mi madre y mis hermanos llegamos a este país como consecuencia de la terrible guerra civil española, en la que mi padre fue fusilado por sus ideas liberales.

Llegamos a un país lleno de imágenes que ha inspirado mi obra en el celuloide, y que hacen de México, como lo llamó Pablo Neruda: México, el último país mágico.

Hoy, estoy aquí, ante la más alta autoridad de la Nación, acompañado por mi esposa Tere, mi hija Olinca, y en ausencia física, más no en espíritu, de mis hijos Demetrio y Yuri, que se encuentran fuera del país. Y con la alegría de que también me acompañen mis nietos Andrea y Jordi Bilbatúa, otra generación, también, de mexicanos.

Este día siempre lo guardaré en el corazón.

Permítaseme hacer un especial reconocimiento a mi hija Olinca, una guerrera que con valentía enfrenta su enfermedad, pero que hoy decidió estar con su padre en este relevante acto.

Gracias, hija.

Llevo más de 60 años recorriendo a mi país, México. He caminado sus senderos pedregosos, pueblos llenos de magia, sus mercados y sus fiestas tradicionales que testimonian el encuentro de dos mundos.

He seguido las velas encendidas para los muertos en su día y las miradas de mujeres, hombres y niños que se pierden en la infinita soledad. Detrás de mi profundo entusiasmo y entrega, está presente el deseo inquebrantable de que mis imágenes le hagan justicia a México.

Jamás he negado sus grandes contrastes y contradicciones, pero he dado testimonio de que son más sus bondades que sus miserias.

Mi hermano Ángel y yo elegimos ser mexicanos, y con orgullo lo gritamos por el mundo. }

El cine es una labor no sólo un hombre. Por ello, quiero compartir este honor que hoy se me hace con mi hermano Ángel, que desde donde esté, me está observando.

Con don Gabriel Figueroa, que fue la persona que me presentó en mi primer trabajo con el Presidente López Mateos. Don Gabriel Figueroa era primo-hermano de López Mateos; era Gabriel Figueroa Mateos, ese extraordinario camarógrafo que me sirvió a mí, de inspiración.

Por ello, quiero compartir este honor que hoy se me hace con mi hermano Ángel, y mi querido amigo Alex Phillips, que también fue camarógrafo del Presidente López Mateos.

Mencionar a Eulalio Ferrer, un publicista muy destacado, que me apoyó mucho en mi carrera; a don Luis Buñuel, que fue un hombre que siempre me dispensó su amistad; a don Luis Spota, que colaboré con él en varios documentales; con Carlos Denegri; con Juan de la Cabada; con Carlos Montemayor; con Luis de Llano Palmer; con Emilio Azcárraga Vidaurreta y Miguel Alemán Velasco.

De manera especial, quiero mencionar a un hombre fundamental en mi carrera; mi amigo y socio Agustín Barrios Gómez, y a mis colaboradores Fernando Martínez Álvarez, Abraham Mejía y mi inseparable amigo, Roberto Greco.

El paisaje diverso, pero único de esta tierra, me descubrió la magia de mirar lo invisible. Con todo ello, he logrado un acervo que quiero legar a las nuevas generaciones mexicanas, señor Presidente.

El acervo se encuentra en el Centro Cultural Cinematográfico Hermanos Bilbatúa. Es la memoria visual de México en los últimos 60 años, y es mi contribución a este país que abrió sus puertas a los que habíamos quedado sin patria y que nos permitió formar una familia, y vivir en paz.

Agradezco profundamente la distinción que me hace el Consejo de la Comunicación, y al recibirlo de sus manos, señor Presidente, me llena la garganta de emoción, tomándolo en nombre de mi familia, mis colaboradores y amigos.

Gracias, muchas gracias, señores.

Perdón, este acervo de más de mil documentales, señor Presidente, quiero donárselo al pueblo de México a través de su persona, de la jerarquía que usted representa, para que quede esta cineteca en manos del Gobierno de la República.

Ya estoy para eso, hablando con el licenciado Emilio Chuayffet, que me ha recibido, y estamos viendo toda la posibilidad, en plan totalmente gratuito. No hay aquí, ningún negocio.

-MODERADOR: Se proyectará enseguida, el video Consejo de la Comunicación.

(PROYECCIÓN DE VIDEO)

-MODERADORA: Escucharemos la intervención del licenciado Ángel Alverde Losada, Presidente saliente del Consejo de la Comunicación.

-LIC. ÁNGEL ALVERDE LOSADA: Muy buenas tardes a todos.

Licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos; honorables integrantes del presídium; respetables miembros del patronato y asociados del Consejo de la Comunicación; amigos de la industria de la comunicación; señoras y señores:

Hoy, al concluir mi gestión como Presidente del Consejo de la Comunicación, quiero hacer patente el privilegio que tuve de representar a los asociados de esta gran institución, así como el gran orgullo de tener la oportunidad de trabajar y contribuir a la construcción de un mejor país.

Desde muy joven, y gracias al fuerte ejemplo de mi familia, descubrí que no quería ser un espectador de la vida. Entendí que una de nuestras responsabilidades es convertirse en factor de cambio, y que cuando se logra cambiar el entorno de manera positiva, se logra trascender.

Es por ello, que cuando recibí la invitación para presidir el Consejo, no sólo seguía los pasos de mi abuelo; Ángel Losada Gómez, quien igualmente dirigió esta organización. Supe, también, que era una oportunidad invaluable para contribuir a impulsar algunos temas de la agenda nacional que nos preocupan, pero, sobre todo, que nos deben de ocupar.

Don Demetrio Bilbatúa:

Quiero expresarle mi reconocimiento por haber recibido el Premio Nacional de la Comunicación a su extraordinaria labor, impulsando la industria de la comunicación en México.

México requiere, hoy más que nunca, de la suma de esfuerzos por parte de todos los sectores de la sociedad.

En los últimos años, la labor del Consejo se ha enfocado en generar verdaderos movimientos sociales, uniendo a medios, empresas, sindicatos, organismos de la sociedad civil y academia, para detonar los cambios que México necesita.

Con este fin, durante mi gestión trabajamos en promover e impulsar de forma activa y permanente acciones y proyectos encaminados a consolidar las dos grandes causas nacionales que el Consejo ha asumido con entusiasmo: lograr una educación de calidad en el país, e impulsar la labor empresarial como generadora de empleo, desarrollo y bienestar social.

Estamos convencidos que la educación es la llave para que nuestros niños y jóvenes accedan a un futuro con mejores oportunidades. Por esta razón, trabajamos en fortalecer la estrategia Leer para Aprender, enfocándonos principalmente en el fomento del hábito de la lectura como una de las herramientas para alcanzar una educación de calidad, sobre todo, buscando llevar un mensaje fuerte y claro a los padres de familia, maestros, niños y jóvenes.

Es así como, conscientes de que los jóvenes son agentes de cambio, implementamos la campaña; Lo que importa está en tu cabeza, que busca que decirles que más allá de la imagen que reflejan, lo realmente importante está en su mente, y la lectura es la herramienta que los hace mejores.

Queremos que los jóvenes nos ayuden a motivar a los niños y a toda la sociedad a leer. Este gran movimiento social ha contado con el compromiso de todos: sistema educativo, iniciativa privada, organizaciones de la sociedad civil, escuelas, universidades, sector público, sindicatos, medios de comunicación y más de 100 personalidades unidos en torno a esta causa.

La estrategia implementada arroja importantes resultados, que muestran que hoy más mexicanos se encuentran en el interés y el gusto por la lectura.

De acuerdo con mediciones de la campaña, los padres que argumentaron leer con sus hijos uno o dos días a la semana, aumentó en un 30 por ciento del 2010 al 2014.

En lo que respecta al enorme compromiso de la iniciativa privada, continuamos impulsando el reto Leer Más, con el objetivo de fomentar el hábito de la lectura al interior de las empresas, con sus colaboradores y familias. Desde el inicio del proyecto, hemos alcanzado más de 25 millones de horas leídas.

Reconocemos y aplaudimos las medidas que el Gobierno ha tomado, al poner en marcha la Reforma Educativa, tan necesaria para hacer de la educación una prioridad en el país.

Sabemos, también, que no podemos dar marcha atrás, y exhortamos a todos los actores políticos y sociales a redoblar esfuerzos y dar a nuestros niños y jóvenes las oportunidades educativas que les permitan tener un desarrollo personal y profesional.

En lo que se refiere al impulso a la labor empresarial, durante los últimos seis años y a través de la estrategia de Pepe y Toño, hemos trabajado de manera decidida en dar a conocer el papel que juegan las empresas, como piedra angular y factor indispensable para el crecimiento económico y desarrollo de México.

En congruencia con el compromiso que realicé hace dos años ante ustedes, buscamos fortalecer el mensaje de la importancia de la formalidad, ya que sólo las empresas formales, pequeñas, medianas y grandes, generan empleos que dan a las familias bienestar, les permiten construir un patrimonio y mejorar su calidad de vida.

Es imprescindible que se reconozca con plenitud el valor de la labor empresarial, y aún más; que se impulse decididamente.

Es por ello, que uno de los objetivos principales de la estrategia, es promover una cultura emprendedora que fortalezca y favorezca la apertura de nuevas empresas y fortalezca las ya existentes.

Durante los últimos años, hemos sido obsesivos en trabajar para inspirar y motivar a las personas a que se decidan a tomar la oportunidad y abran su propia empresa.

Los resultados logrados muestran una mejor comprensión de la sociedad hacia la contribución de las empresas en el desarrollo del país.

Asimismo, posicionamos la cultura emprendedora, incidiendo casi en un 30 por ciento en miles de jóvenes que ahora ya piensan en convertirse en empresarios.

Inspirados por nuestros objetivos, realizamos un gran acuerdo con la Conferencia Nacional de Gobernadores, firmando un pronunciamiento de cooperación para reafirmar el compromiso de la sociedad, reconociendo que es prioritario fomentar una cultura emprendedora y empresarial en México.

Como resultado de dicha firma, se celebraron varios acuerdos de colaboración con entidades federativas. Cabe destacar el Reto Colima, en el cual se estableció una meta concreta y ambiciosa que lleve a la apertura de dos mil 200 nuevas empresas; y Jalisco, con la apertura de dos mil 774 empresas.

La cultura emprendedora debe fomentarse desde la niñez y juventud. Por esta razón, el año pasado logramos el Concurso Nacional en Ciencia y Tecnología, Soluciones para el Futuro, dirigido a estudiantes de secundaria.

Reconociendo la importancia de la apertura del sector energético, a través de un esfuerzo, de un gran esfuerzo de comunicación; plataforma digital, redes sociales y activaciones de distintas plazas del país, sumamos esfuerzos con el Movimiento Ciudadano Brilla México, sensibilizando a la sociedad sobre la importancia y beneficios de la eficiencia energética, así como las oportunidades que el cambio energético traerá para el país en materia de educación, nuevos negocios, generación de empleo y conservación del medio ambiente.

Señor Presidente:

La industria de la comunicación, es una industria generosa y comprometida con México. En este periodo, donó una pauta probono de más de cinco mil 500 millones de pesos. Mi admiración y reconocimiento a tan generosa labor.

Agradezco a los integrantes del patronato y asociados del Consejo de la Comunicación, por su apoyo y confianza. Mi profunda gratitud a las agencias de publicidad, de medios de relaciones públicas, de mercadotecnia directa, promoción, investigación y digitales, a las casas productoras y a todas las personalidades, quienes su talento permiten realmente incidir en el comportamiento de la sociedad.

Gracias a las organizaciones de la sociedad civil, sector académico, organismos empresariales, sindicatos, líderes de opinión, por su apoyo hacia nuestros proyectos en estos dos años.

Quisiera agradecer muy en particular, a Salvador Villalobos y a todo su equipo de trabajo, por su esfuerzo y dedicación. Con su profesionalismo y visión, han logrado que el Consejo siga posicionándose como el medio más importante para seguir impulsando las grandes causas nacionales.

A mi equipo directivo de Office Depot, que asumió y compartió conmigo gran parte de mi gestión.

Agradezco a mis padres por el ejemplo que siempre me han dado de lucha, trabajo y de vocación para servir a los demás, y que hoy comparto con mi esposa, Mary, Andrea, Jimena, Ángel y Nico, siendo mi inspiración y motor de mi día a día.
Es un orgullo y experiencia enriquecedora el haber participado con el Consejo de la Comunicación. Como sé que será para mi gran amigo y empresario, Alejandro Grisi, a quien le deseo un gran éxito en su próxima gestión como presidente de este importante organismo.

Alejandro:

Sé que tu aportación tendrá un impacto positivo para todos los que creemos que hay mucho por hacer, y que sólo participando, podremos lograrlo.

Señor Presidente:

En el Consejo de la Comunicación estamos decididos y comprometidos a ser parte de la transformación de nuestra nación.

Sabemos que el desafío es grande, pero estamos convencidos que no hay esfuerzos ni actores pequeños; no hay espacios que no sean relevantes, todos cuentan y son importantes, y necesitamos de todos para lograrlo.

Comparto con ustedes una frase inspiradora, que comprende gran parte de mi sentimiento y actitud frente a la vida: No te preguntes qué puede hacer tu país por ti, pregúntate qué puedes hacer tú, por tu país.

Preguntémonos qué podemos hacer cada uno de nosotros por construir el país que todos queremos, por hacer de nuestro México, una nación de oportunidades para todos.

Caminemos juntos con pasión y de manera responsable, escribiendo grandes páginas en beneficio de México y de las futuras generaciones.

Muchísimas gracias.

-MODERADOR: Corresponde el uso de la palabra al licenciado Alejandro Grisi de Lara, Presidente Entrante del Consejo Nacional de la Comunicación.

-LIC. ALEJANDRO GRISI DE LARA: Buenas tardes.

Licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos; distinguidos integrantes del presídium; apreciables miembros del patronato y asociados del Consejo de la Comunicación; estimados ex presidentes del Consejo; amigos de la industria de la comunicación; señoras y señores.

Señor Presidente:

Agradecemos que nos reciba esta tarde, sobre todo su disposición por continuar estableciendo puentes de diálogo, y consenso con la iniciativa privada y la industria de la comunicación en nuestro país.

Muchas gracias.

Ángel:

A nombre de todos los que colaboramos en el Consejo de la Comunicación, quiero reconocer tu extraordinaria labor al frente de esta importante institución. Bajo tu liderazgo, el Consejo logró avances muy significativos en el impulso y la promoción de las grandes causas nacionales.

Gracias por tu compromiso, entusiasmo y dedicación.

Agradezco la confianza a todos los patronos y asociados al elegirme para ocupar la Presidencia de esta gran institución para el siguiente periodo. Es un honor para mí, asumir la enorme responsabilidad de presidir el Consejo de la Comunicación y sumar esfuerzos con destacados líderes comprometidos con el país.
Aprovecho también este momento, para felicitar a don Demetrio Bilbatúa, por el merecido reconocimiento como Premio Nacional de la Comunicación, siendo promotor de grandes campañas sociales, dando a conocer la grandeza de nuestro país.

Hoy, asumo este desafío, convencido de que juntos continuaremos realizando acciones que contribuyan a generar un cambio que impulse el potencial y el crecimiento de México.

Estoy ante ustedes, para refrendar y hacer cumplir la misión y la visión del Consejo de la Comunicación; ser la voz de las empresas al servicio de las grandes causas nacionales, siendo un promotor relevante y permanente de ideas, valores, actitudes y costumbres que construyan una mejor sociedad. Ésa es la tarea que nos hemos propuesto cumplir, y ésa es nuestra razón de ser y de actuar.

Durante los próximos años, en los que tendré la responsabilidad de encabezar el Consejo, daré continuidad a las causas más importantes en las que hemos trabajado, incorporando también nuevos temas de trascendencia para nuestro país.

Seguiremos trabajando para lograr una educación de calidad para todos los mexicanos, promoviendo el movimiento social Leer para Aprender, con el objetivo fundamental de fomentar el hábito de la lectura en los padres de familia y en sus hijos, y al interior de las escuelas, de las empresas y de toda la sociedad.

Sin duda, la Reforma Educativa que ha impulsado su Gobierno marca un parteaguas muy importante para nuestro país. Coincidimos plenamente con usted, señor Presidente, en que tenemos que elevar la calidad de la educación para que las futuras generaciones tengan mejores herramientas para hacer frente a los retos del mundo, y del mañana.

En el Consejo, creemos que una mejor educación no sólo es un asunto de aulas y profesores. Es, también, un asunto de familias y hogares, de todos nosotros, de toda la sociedad.
Como Consejo, nos sumamos a la Campaña Nacional de Alfabetización y estamos colaborando con la Secretaría de Educación Pública y el Instituto Nacional de educación para Adultos, con el objetivo de crear conciencia en la sociedad sobre la importancia de la alfabetización motivando a enseñar y/o aprender a leer.

Es momento de sumar esfuerzos en torno a la educación.

Proponemos establecer una meta nacional que lleve a la adquisición de hábitos lectores, trabajando con las autoridades educativas federales y estatales, sociedad civil, empresas y maestros, con la finalidad de alcanzar mejores niveles en el desarrollo académico de nuestros hijos.

Estamos convencidos que lo que hagamos hoy, por la educación de nuestros hijos y jóvenes, marcará el lugar al que llega nuestro país en las décadas por venir.

Solamente mediante el compromiso de todos los actores y tomando acciones concretas, podemos lograrlo.

En lo que se refiere a nuestra segunda gran causa, continuaremos impulsando la labor empresarial como generadora de empleo y bienestar social, haciendo patente su contribución al crecimiento y desarrollo de México.

Los empresarios somos el motor del país, creando empleo y bienestar para todos los mexicanos.

Coincidimos con los objetivos del Plan Nacional de Desarrollo, que busca quitar las trabas que limitan nuestro potencial productivo y abrir a los emprendedores las puertas al crédito, la tecnología y la eficiencia.

Reconocemos el esfuerzo y las acciones hasta ahora emprendidas.

Aspiramos a que México logre los objetivos propuestos y alcance un crecimiento sostenido, superior al 5 por ciento del PIB, pero sólo podemos lograrlo si favorecemos la apertura de más y mejores empresas.

Fortaleciendo las ya existentes y sumando esfuerzos para simplificar el emprendimiento y la labor empresarial.

Señor Presidente:

Requerimos del establecimiento de metas y objetivos concretos que realmente trasciendan, motivadas por éstas, cuente con que todos nosotros trabajaremos para lograrlas.

Un sector estratégico para todo el país, es el energético. Sin duda, la Reforma impulsada por su Gobierno es fundamental para el futuro energético de México.

Está abierto a una nueva era en cuanto a la competencia, a la inversión y oportunidades de desarrollo profesional y empleo.

En este sentido, el Consejo continuará participando con el Movimiento Ciudadano Brilla México, uniendo esfuerzos y voluntades a favor del cuidado, uso y generación eficiente de energía. Eficiencia energética significa más y mejores oportunidades para todos.

Desde el Consejo, daremos a conocer las oportunidades para los estudiantes que podrán elegir nuevas carreras especializadas, resaltaremos las oportunidades para los empresarios y emprendedores de incursionar en nuevos negocios y su gran potencial de crecimiento.

Haremos énfasis en las oportunidades para todos los mexicanos, porque más empresas significan más fuentes de empleo y así, juntos, haremos brillar a México.

A la fecha, más de 700 mil personas han asumido un compromiso a favor de las próximas generaciones, y estamos seguros que en 2015, a través de este gran movimiento, millones de personas más se sumarán a esta visión.

Por otro lado, y sin duda, el sobrepeso y la obesidad se han convertido en uno de los principales problemas de salud pública. Siete de cada 10 personas adultas viven en esta condición, así como uno de cada tres niños.

Miembros del patronato, asociados, organismos de la sociedad civil, instituciones de Gobierno, nos han solicitado e instado que desarrollemos un movimiento a favor de generar cambios de hábitos saludables en las familias mexicanas.

Queremos un México más sano. Y es por ello, que nos comprometemos a colaborar con el Gobierno y trabajar con todos los sectores para realizar acciones y programas encaminados a sensibilizar a la población, respecto a la importancia de adoptar estilos de vida, saludables y, así, disminuir el índice de obesidad en el país.

Señor Presidente:

Hoy, protesto ante usted y ante todos los integrantes del consejo, que cumpliré que compromiso, dedicación y entusiasmo, las responsabilidades propias del cargo de Presidente del Consejo de la Comunicación.

Asumo todas las obligaciones que este honor demanda, así como mi responsabilidad con la industria de la comunicación y el sector empresarial, aquí reunido.

Quiero asegurarle que pondré toda mi voluntad y empeño, para que el consejo siga siendo un referente de la construcción de México que todos queremos ver. Ese México más fuerte, más unido, que avanza con paso firme hacia el progreso. Ese México con más y mejores oportunidades de educación, salud y desarrollo económico.
Creemos firmemente que somos un país que tiene todo para salir adelante y superar sus retos.

Seguiremos siendo la voz de las empresas trabajando para que nuestro país sea cada vez mejor, porque hoy es el momento, el momento de cambiar, el momento de actuar, el momento de asumir desafíos, el momento de pasar de la protesta a la propuesta, de la palabra a la acción, de los diagnósticos a las soluciones.

Apostemos a la familia, porque sabemos que ahí están los valores que nos identifican y nos unen. Apostemos a la libre empresa, porque sabemos que ahí está el potencial transformador de nuestra economía para generar bienestar y progreso.

Apostemos a la educación y a la salud de nuestros niños y jóvenes, porque ellos inscribirán la historia de nuestro México en los años por venir. Apostemos a la concordia y a la unidad de los mexicanos, porque sabemos que ahí reside nuestra mayor fortaleza como Nación.

México cuenta con el Consejo de la Comunicación y todos sus asociados, para construir un presente y un mejor futuro.

Muchas gracias.

(A CONTINUACIÓN, HACE USO DE LA PALABRA EL PRESIDENTE DE LOS ESTADOS UNIDOS MEXICANOS, LICENCIADO ENRIQUE PEÑA NIETO. SU DISCURSO SE TRANSCRIBE POR SEPARADO)