Si me permiten, yo quisiera tener algunos comentarios conclusivos de este diálogo.

Sé que a lo mejor algunos se han quedado con la inquietud de compartir algo, pero los habrá y, además, tanto el Secretario de Educación Pública, como el Director de la CONADE, tienen la indicación para que realmente, desde su espacio de responsabilidad, podamos seguir haciendo mejor camino, mejor infraestructura y apoyos muy directos, a partir de las propias experiencias que ustedes aquí, varios, nos han compartido, para que realmente podamos despuntar y descollar dentro de esta actividad del deporte.

México creo que tiene un enorme potencial y creo que se ha visto todavía corto y distante del verdadero potencial que tiene.

Pero al escucharles, permítanme recoger, quizá de forma muy sintetizada, vario de lo que ustedes aquí me han compartido.

En primer lugar, y no lo señalé en mi primera intervención, quiero subrayar mi más amplio reconocimiento a todas y a todos quienes de forma o siendo parte de los grupos multidisciplinarios han apoyado el desempeño de nuestros deportistas.

A quienes son entrenadores, a quienes son médicos, quienes son nutriólogas, nutriólogos, preparadores deportivos. En fin.

Todos los grupos especializados o de especialistas que participan en la formación y preparación de nuestros deportistas: muchas gracias.

Mi más amplio reconocimiento a cada uno de ustedes. Y la felicitación que ustedes mismos han expresado.

Hoy lo quiero testimoniar como Presidente de la República en mi mayor reconocimiento y felicitación a quienes forman parte de estos grupos multidisciplinarios, que apoyan y están atrás de los logros de cada uno de nuestros deportistas.

Muchísimas felicidades y muchas gracias.

Junto a ustedes, debo señalar también el papel tan relevante que juegan sus familias. Sus familias, que están, estoy seguro, atrás de cada uno de ustedes también, motivándoles, apoyándoles.

Conozco muy de cerca el caso de Liliana, quien además es Presidenta del Comité Paralímpico Mexicano y que es madre de Juan Ignacio.

Donde está Juan Ignacio. Acá está. No es tu mamá, perdóname, tu mamá está acá. Yo estoy confundiéndome. Acá está tu madre, Juan Ignacio.

Por acá está Liliana, pero acá está Juan Ignacio y acá está tu mamá, que nunca ha dejado de estar. Yo a donde te he visto participando, porque es del Estado de México, representando al Estado de México y representando a México, siempre ha estado tu madre aquí, acompañando y siendo parte de tus logros personales.

Y estoy seguro que en el caso de muchas y muchos de ustedes hay alguien cerca de su familia, algún ser querido que les ha acompañado en su logro.

De verdad, estén aquí presentes o no, transmítanle también mi mayor reconocimiento a ellos, que son parte de los logros que ustedes han alcanzado.

Lo otro que quiero referir es que, sin duda, y a partir de haberles escuchado, creo que el deporte en México se tiene que restructurar.

Hoy estamos haciendo esfuerzos desde el Gobierno de la República, no siendo únicos responsables, pero sí centralmente responsables de asegurar que los talentos del deporte de nuestro país puedan lograr mayor participación, mejor preparación, mejor formación, y tener mejores resultados en las justas deportivas en las que eventualmente estén participando.

Sé que una de las pruebas más difíciles son las distintas Olimpiadas que ocurren cada cuatro años.

Pero de aquí a que venta Tokio, en 2020, se dan a lo largo de este tiempo y en todo momento, distintos eventos deportivos, distintas competencias, y en las que se ponen a prueba el verdadero talento y capacidad de quienes representan a México.

Y hoy hemos aprendido que el mundo en el deporte está cambiando, se está reestructurando, se está modernizando.

Recogí, además, aquí, como hoy el conocimiento, la aplicación de ciencia y de la investigación tiene que ponerse al servicio también del deporte, porque de seguir haciendo lo mismo y de tener la misma preparación y formación o, más bien, preparación física que eventualmente se ha hecho por años y no actualizarla con la aplicación hoy de la ciencia, difícilmente lograremos obtener mejores resultados.

Varios de ustedes aquí lo señalaron, que forman parte de los grupos multidisciplinarios, y de los entrenadores, lo escuché en ustedes, no sólo se trata de tener, y les debo de reconocer este aporte que hacen y, sobre todo, esto que aquí testimonian, no sólo se trata de tener un beneficio económico o apoyo económico, sino realmente encontrar en lo que se apoye hacia el deporte, el que se haga a través de mejores técnicas, de mejores instalaciones, de una preparación que esté actualizada, los tiempos que hoy está viviendo el mundo.

Otros países logran descollar, sobresalir, porque están aplicando realmente la ciencia, la tecnología, la investigación al servicio justamente del deporte.

Tenemos que innovar, creo que parte de nuestro reto es innovar en la forma en la que preparamos y formamos a nuestros deportistas.

Yo me quedo con esta inquietud que ustedes me han expresado, así lo estamos haciendo ya desde la CONADE y desde la Secretaría de Educación Pública.

Tomo nota aquí de algo que ustedes apuntaron, es importante que esto no sólo quede en el área de responsabilidad del deporte, sino de todo lo que tiene que ver con la educación, el proceso de formación para realmente desde ahí inculcar lo necesario y que podamos ir teniendo semilleros de talentos y de potenciales talentos que representen a México en distintas competencias deportivas.

Quiero, además, aquí recoger y agradecer lo que varios de ustedes expresaron en testimonios de reconocimiento a los apoyos que han recibido de parte del Gobierno de la República.

Y estoy seguro que Alfredo no se encargó de prepararles ni decirles que le echaran alguna porra. Estoy seguro que así no fue.

Genuinamente ustedes lo expresaron aquí, de manera muy legítima, porque creo que ha habido un esfuerzo real y auténtico por apoyar el desarrollo de sus capacidades y de su talento, y poder acompañar este esfuerzo personal que cada uno de ustedes realiza.

Que todavía hay mucho por hacer. Sin duda alguna.

Y, que, en la experiencia de los entrenadores, en lo que ustedes han sentido, está sin duda algo que enriquece la ruta que debeos de seguir para mejorar el desempeño de nuestros deportistas.

Por eso, yo les agradezco lo que ustedes han reconocido, y al tiempo de apuntar lo mucho que creo que podemos hacer en favor de tener un mejor desempeño en el deporte.

Y en ello, quiero decirles que tienen el apoyo y el respaldo del Presidente de la República. Que mi Gobierno está comprometido con esta tarea.

Y no es para que haya reconocimiento en estricto sentido al Gobierno. Es para que a México le vaya bien.

Porque cada uno de ustedes representa y son parte de esta representación de México, brillan por México, participan por México, llevan puestos los colores de México. No están esperando una recompensa económica, están esperando poner muy en alto el nombre de México.

Y no saben cuánto orgullo y alegría me da escuchar de ustedes, además, una gran seguridad, que esto, sin duda, habla de este cambio que como generación hemos venido experimentando, con una gran firmeza, con una seguridad en sí mismos, nos han compartido su experiencia.

México tiene, sin duda, un gran potencial. Hace falta, quizá, el que queramos y nos lo creamos. Que creamos que sí podemos y que queremos realmente lograr mejores logros.

Porque a veces hay sentimientos ahí, a veces, eso pareciera o así lo recojo, ocultos, o no muy visibles, que desearían que no les fuera bien a nuestros deportistas; que desearían que no alcanzaran las medallas que lograron, para entonces tener a quién culpar o hacer responsable de que eso no hubiera ocurrido.

Esto no es lo que queremos. Queremos actitudes positivas; actitudes que nos inviten a construir entre todos, y a ser parte de un esfuerzo colectivo, de un esfuerzo común y compartido para que a México le vaya muy bien.

Ustedes son fiel reflejo y testimonio de lo que se puede hacer en equipo.

Gracias por esa lección que nos dan a todos, al ser parte de un mismo equipo, que dignamente ha representado a México, y que ha obtenido estos logros en favor de México y en favor de ustedes mismos.

Muchísimas felicidades.

Finalmente, Alfredo ya se me adelantó con algo de lo que les iba a decir, porque eso no estaba en su participación, que sí fue breve, debo destacar.

Pero antes de referirme a lo que Alfredo ha dicho, quiero, también, reconocerles a varios de ustedes, como el caso de María de los Ángeles, que Lizbeth aquí expuso, y de Juan Ignacio, compañeros, que, sin duda, muchos de ustedes, entre ustedes mismos se apoyan y respaldan.

Son el gran referente para quienes están incursionando por primera vez en esta actividad y en esta formación para representar a México en las justas deportivas.

Quienes ya lo han hecho antes, quienes llevan más años dentro del deporte y participando en distintas disciplinas, se han compartido también el principal apoyo moral, el principal respaldo o uno de los principales respaldos que encuentran en motivación los primeros compañeros que están participando, o quienes por primera vez están participando en una competencia.

Gracias a muchos de ustedes, como María de los Ángeles, que son gran apoyo y respaldo para sus demás compañeros e integrantes de esta delegación deportiva.

Mi mayor reconocimiento María de los Ángeles y a demás compañeros que, repito, son apoyo y respaldo moral de quienes por primera vez están incursionando y representando a México dentro de la actividad deportiva.

Muchas gracias a todos ellos.

Y paso así, ya como parte última, lo que decía Alfredo que me adelantó lo que quería compartirles. Efectivamente, le he dado indicaciones a Alfredo para que ustedes, y me ha sorprendido porque lo señalaron de manera bien puntual, no es la recompensa económica, no es el estímulo económico que estamos buscando, queremos encontrar un espacio, más bien, muy digno y con la debida infraestructura para que podamos prepararnos y capacitarnos de mejor manera.

El que haya mayores apoyos, más que pedir para ustedes pidieron para quienes de forma muy anónima están detrás de ustedes, para sus entrenadores, para sus médicos, para todos quienes, en un trabajo multidisciplinario, a veces, repito, y las más de las veces de manera muy anónima, están atrás de ustedes.

Muchos de ustedes abogaron y pidieron para ellos, y para que pueda haber la forma de que estos profesionistas del deporte, formadores de deportistas puedan tener una carrera en la que tengan un futuro de mayor certidumbre, como nuestros propios deportistas merecen tenerlo cuando han representado a México, se la han jugado por México, se han esforzado y, no sólo eso, han sacrificado mucho de su espacio personal para dedicarlo a la preparación y representar con gran dignidad a México.

Entonces, yo le encargo, tanto al Secretario de Educación, como al Director de CONADE, para que construyamos esta ruta para los entrenadores, para los grupos que están en estos equipos multidisciplinarios y para los propios deportistas, que les dé mayor certidumbre y mayor certeza, como Amalia hace un momento compartía y externaba con preocupación, y varios más de ustedes.

Hagamos ruta que les dé certidumbre, que les dé certeza y tengan una motivación para seguir adelante y seguir construyendo una historia de éxito.

Es una tarea que encomiendo y que estoy seguro, con el director de CONADE estaremos construyendo juntos, en favor de México y en favor de nuestros deportistas.

Y finalmente, lo que quiero decirles es: le he encargado al director de CONADE para que, como ocurre en el deporte convencional, no así en el pasado para el deporte paralímpico, otorguemos reconocimiento a todos los integrantes de la delegación.

A participantes, a entrenadores, para que haya un justo reconocimiento, y me refiero sí económico, que haya la previsión que se tiene, además, ahí verá cómo le hace Alfredo, pero ya lo tiene así previsto, y tengamos un reconocimiento igual al que existe en el deporte convencional.

Que premiemos el esfuerzo y el logro que nuestros deportistas y quienes están detrás de ellos han alcanzado, representando de forma muy digna a nuestro país.

Es lo que yo quería compartirles, entre otros temas, y me parece que importante para que sepan que se van hoy con este reconocimiento y sobre todo con este compromiso de entregarles este estímulo económico, en favor del logro que han alcanzado en Río 2016.

Me quedo con varias, aquí ya me entregó María de los Ángeles una petición, yo entiendo que estamos rompiendo barreras.

Estamos lidiando con obstáculos que han impedido que nuestro deporte pueda destacar aún más. Y hay tarea por hacer.         

Yo les quiero agradecer este espacio de acercamiento, esta oportunidad que tengo de escuchar a muchos de ustedes, en lo que han querido compartir de lo que ha sido su experiencia personal.

Yo estoy seguro que los medios de comunicación y de quienes representan a los medios y quienes están aquí presentes, sin duda, significa mucho escucharles y sentirles y, sobre todo, recoger lo que ustedes de viva voz aquí nos han planteado.

Porque proyecta mucho de lo que yo digo: hay muchas cosas tan buenas que no se cuentan. Y las buenas cosas, como decía esta campaña que hice, a propósito de mi Cuarto Informe de Gobierno, creo que debe ser un parte de una constante, las buenas cosas se cuentan poco, pero cuentan mucho, pesan mucho, significan y cambian la vida de muchos; hacen sentido y tienen significado especial para muchos.

Gracias a todas y a todos.

Gracias a los entrenadores que aquí he escuchado, porque de verdad recojo de ustedes el único deseo que tienen interés, que es apoyar a más deportistas, lograr que saquen ese potencial que tienen para seguir brillando, quienes ya están hoy participando y quienes seguramente el día de mañana, y muy pronto, serán las nuevas figuras que incursionen dentro de la actividad deportiva y dentro de la actividad deportiva paralímpica

Gracias a todas y a todos.

Los felicito.

Yo me quedo con una enorme experiencia, una gran experiencia y muy grata experiencia de haberles escuchado, de haberles sentido.

Y de ver cómo ustedes proyectan esta gran seguridad que en sí mismos tienen y que habla del México que entre todos estamos construyendo.

Muchas felicidades y muchas gracias.

-DEPORTISTA AMALIA PÉREZ VÁZQUEZ: Le quiero hacer entrega, por parte del Comité Paralímpico y la Delegación, esta Bandera, de la licenciada Liliana, de COPAME.

Esta bandera que fue firmada por todos desde allá de Río.

-PRESIDENTE ENRIQUE PEÑA NIETO: Ésta sí es la envidia de los que no la tienen.

Muchas gracias.