Muchísimas gracias.

Y muy buenas tardes a todas y a todos ustedes.

Muchísimas gracias.

De verdad que me siento muy contento, muy honrado, pero sobre todo, muy feliz de estar cumpliendo años, precisamente aquí, en mi tierra, por venir a celebrar con mis paisanos y desde aquí refrendar mi compromiso que tengo para con toda la Nación.

Déjenme, antes de ello, saludar con respeto y agradeciendo la hospitalidad que hoy nos dispensan las autoridades del Estado de México.

Saludar al señor Gobernador del Estado, a quien le agradezco su anfitrionía, su bienvenida y, como siempre, su invaluable solidaridad y adhesión a un esfuerzo compartido que hacemos Gobierno de la República y el gobierno estatal y las autoridades municipales para que nuestra gente, la gente del país, la del Estado de México, tenga mayor calidad de vida.

Y hacemos este esfuerzo teniendo muy claro que lo importante es hacer suma de esfuerzos, de recursos humanos, de recursos económicos para cumplir con esta misión.

Por eso, señor Gobernador, muy reconocido y muy agradecido de su respaldo invariable a las acciones del Gobierno de la República y a que juntos estemos trabajando por el bien del Estado de México y de todo México.

Muchas gracias.

Saludo a los titulares de los Poderes Legislativo y Judicial del Estado de México, al Comandante de esta Región Militar.

Y quiero decirles que hoy está aquí, acompañándome, mi esposa, en esta visita al Estado de México.

Integrantes del Gabinete del Gobierno de la República, encabezados por el Secretario de Gobernación, hidalguense, pero que lo hemos hecho prácticamente ciudadano mexiquense también, por la vecindad, por la amistad que con él construimos cuando fuimos ambos al frente del gobierno de nuestros estados.

Y aquí están la Secretaria de Salud, quien tiene responsabilidad en todo el país para, precisamente, en coadyuvancia y colaboración con los gobiernos estatales, vayamos edificando una mejor infraestructura para la salud y cuidado de todos los mexicanos.

Está quien nos representa aquí, ya se los he presentado yo en varias ocasiones, ya no haré mayores comentarios, Aurelio Nuño, quien es el Jefe de la Oficina, y que les he dicho: A ver, no se pongan tan inquietos y nerviosos, porque el del Distrito Federal, no es del Estado de México, por aquello de que pensaran otra cosa. Pero está aquí trabajando.

Y aquí están varios colaboradores del Gobierno de la República, mi Coordinador de Asesores. En fin. Todos ellos muy cercanos al Estado de México.

Y quiero saludar, también, a la Presidenta Municipal de Villa del Carbón, y agradecerle sus palabras de bienvenida.

Al igual que las palabras de Isaí, a quien le agradezco su experiencia y me hizo recordar, precisamente lo que quiero significar con esta visita hoy al estado, que tiene que ver con esta celebración de cumpleaños, pero que al escucharle, a Isaí, de manera particular, yo creo que a todos nos debe llevar a recordar que todos pasamos por una infancia.

Por una etapa de anhelos, de sueños, y para quienes hemos asumido una responsabilidad pública estamos en el deber, pero, sobre todo, en la gran oportunidad de hacer nuestra mayor contribución para que los sueños y los anhelos de las nuevas generaciones se materialicen y se cristalicen.

Me da mucho gusto escuchar a Isaí este día, en particular, porque, realmente me hace recordar y tener muy presente mi infancia, que hoy la recuerdo, precisamente, cuando cumplo años y, entonces, hago un breve recorrido a lo que ha sido mi trayectoria en mi infancia, en mi adolescencia, en mi edad adulta, y ahora que tengo la más alta responsabilidad, confiada por la mayoría de los mexicanos, que es el de ser Presidente de México.

Pero que al tener este encargo y este mandato por la confianza que tuvo la mayoría de los mexicanos, la asumo y me comprometo para cumplir y servir a todos los mexicanos por igual, servir al pueblo de México, a la población de todas las entidades del país.

Y mi mayor reto, mi mayor anhelo es estar a la altura del reto y de la oportunidad que tenemos como país para moverlo, para transformarlo y acelerar el ritmo de desarrollo y crecimiento que tenemos los mexicanos, porque somos capaces, y porque México puede, y porque creemos debe estar mejor, y ahí habremos de llevarlo.

Aquí, en este acto, quiero saludar a toda esta gran representación de varios municipios, especialmente de Villa del Carbón, el municipio que nos alberga, pero que vienen de varias partes de esta región, de Chapa de Mota, de Nicolás Romero, de San Bartolo Morelos, de Isidro Fabela.

Muchas gracias.

Y a quienes hoy están aquí, a quienes están aquí, y desde aquí quiero, insisto, saludar, saludar a todos los mexicanos, porque es gracias a su confianza, a esa confianza que me dieron hace más de un año, que hoy estoy aquí.

Y en la oportunidad, sí de celebrar mi cumpleaños, pero también de significar esta celebración personal al lado de quien ha dado la confianza de asumir la más alta responsabilidad, y el más alto cargo, y la más alta aspiración que puede tener quien se dedica y tiene vocación por el servicio público en la vida pública, el de ser Presidente de México.

Por eso, desde que fui Gobernador del Estado, y ustedes lo deben de recordar.

Cuando era Gobernador, y ahora quiero mantener esta tradición como Presidente de México, en estas celebraciones de cumpleaños, que todos tenemos en lo particular, quiero llegar a alguna parte, hoy, del país para estar con la gente, con las mujeres, con los jóvenes, y con los hombres, quienes dedican todos los días el mayor de sus empeños para que sus familias estén bien, y que eso me lleve a alimentar y a incentivar y a motivar lo que es la tarea del Presidente: el de conducir y articular los esfuerzos de las instituciones del Ejecutivo Federal, las instituciones del Estado mexicano, que están en el ámbito Federal, y que están dentro del Ejecutivo, precisamente para servir a los mexicanos. Y para que los mexicanos puedan mejorar sus condiciones de vida.

Por eso, en cada celebración de cumpleaños, buscaré, y esto aquí, hoy lo quiero, en esta primer celebración que hago, quiero el tener la oportunidad, porque esto es para mí, mi mayor celebración, tener la oportunidad de vida, y que en vida pueda estar con la gente, con la gente que me inspira, que me alienta, que me ha dado su confianza, y que me recuerda, en cada celebración y en el diario quehacer de esta responsabilidad, me recuerda lo que es la tarea del Presidente: Servir a todos los mexicanos, y cumplir o estar a la altura de cumplir con sus esperanzas, con sus anhelos, y con todo lo que desearían transformar y cambiar de su realidad presente, para que ésta sea una mejor.

Y esto es lo que me propongo hacer. Por eso hoy, en esta celebración, quiero agradecer, desde aquí, a todas las mexicanas y mexicanos, jóvenes, adultos, mujeres, hombres, que me han dado su confianza, para servirles como su Presidente.

Quiero estar a la altura, y hoy refrendo mi compromiso de trabajar incansablemente para cumplirle al pueblo de México, y para que México, insisto, pueda acelerar su desarrollo, su progreso, y México esté mejor y eso se proyecte en la calidad de vida que tengan todos los mexicanos.

Aquí están hoy, amigos, autoridades, y desde hoy en la mañana, más bien, desde ayer en la noche, mi esposa y yo tuvimos una celebración ahí, con algunos de nuestros hijos.

Estábamos cenando, y ahí departiendo con algunos de nuestros hijos. Y recordando varios de esos momentos, de estos bellos momentos que de verdad nos inspiran y alientan al estar al lado de la gente.

Por eso, qué grato es estar hoy aquí, en Villa del Carbón, estar en mi tierra, en el Estado de México.

Desde aquí, de manera particular, a través de ustedes, de los presentes, pero a través de los medios de comunicación, a quienes les quiero agradecer, especialmente hoy, quienes están de los medios de comunicación, quienes me han acompañado antes y ahora en esta responsabilidad.

Agradecerles porque es a través de ustedes que puedo llegar con mi mensaje a todos los mexicanos. Y a través de ustedes saludar a los mexiquenses y a todos los mexicanos en este día.

Insisto, con mi agradecimiento y reconocimiento por alimentar y por darme esta fortaleza para asumir plenamente mi responsabilidad como Presidente de México.

Y en esta ocasión aquí, en Villa del Carbón, venir a inaugurar este hospital tan anhelado, tan deseado por los pobladores de este municipio y de esta región, porque éste es un hospital de mediano tamaño, pero con capacidad suficiente para prestar servicios primarios a los pobladores de los municipios de esta Región Norponiente del Estado de México.

Éste es un hospital moderno, como aquí ya lo describiera la Secretaria de Salud, el propio Gobernador del estado hiciera referencia, a todas estas modalidades innovadoras que, sin duda, buscan darles un mejor servicio, pero también una mayor calidez a los pacientes que estén aquí, eventualmente siendo atendidos.

Esto me da ocasión para compartir con ustedes algunos de los grandes compromisos que el Gobierno de la República tiene en materia de salud y para la concreción de los mismos hacemos esfuerzo compartido con los gobiernos estatales.

Porque el marco, precisamente, que regula la disposición de recursos, la transferencia de recursos obliga a que las dos instancias, Federal y estatal, sumen esfuerzos y me refiero recursos económicos, sumen inversiones públicas de ambos órdenes de Gobierno, para realmente llevar a cabo una mayor infraestructura de servicios de salud.

Como parte del compromiso con la salud de los mexicanos, el Gobierno de la República invertirá durante este año, 2013, más de seis mil 200 millones de pesos en equipamiento y ampliación de clínicas, unidades móviles, centros de salud y hospitales.

Y esta cifra es muy importante, porque en sí misma y así fue aprobada por la Cámara de Diputados, es un incremento superior al 35 por ciento con respecto al que se ejerció el año anterior.

Igualmente, hoy, también, es ocasión para recordar, en la inauguración de este hospital, que hice a lo largo y ancho del territorio nacional, varios compromisos que tienen que ver con la salud de los mexicanos.

Son, solamente de los compromisos que firmé, 26 que están vinculados con este sector, y donde habremos de hacer una inversión en esta Administración, para el cumplimiento de estos 26 compromisos de 10 mil millones de pesos; con lo cual estaremos en capacidad de ampliar la infraestructura, por eso, la comprometí en varias partes del territorio nacional.

Estos compromisos consisten en la construcción de clínicas y hospitales generales, regionales y de especialidades, así como de atención geriátrica y materno-infantil.

Aquí, particularmente, ya lo dijo el señor Gobernador, en el Estado de México me comprometí a construir el Centro de Atención a Personas con Discapacidad Visual y a la construcción y equipamiento del Instituto de Oncología del Estado de México, dentro de los compromisos que hice en materia de salud.

Y que no serán las únicas obras que llevemos a cabo dentro de este sector. Es claro, como ya lo explicaba la Secretaria de Salud, que hoy estamos ante un nuevo reto en esta materia. Con enfermedades no transmisibles, pero que es importante, hoy, dar una atención de mayor especialización, y que esto va a exigir, también, una mayor inversión.

Los retos están, precisamente, en lograr suficiente especialización para la atención de estas nuevas enfermedades crónico-degenerativas no transmisibles, pero también, cómo damos una mayor cobertura a los servicios de salud en todo el territorio nacional.

Dos grandes retos que tenemos por delante: la especialización y la ampliación a la cobertura, y esto va a significar, por supuesto, ampliar las inversiones que hagamos dentro de este sector.

He referido sólo las que implican o las que mi Gobierno habrá de hacer para el cumplimiento de los compromisos que firmé. Pero, insisto, el reto y lo que el Gobierno de la República habrá de realizar en este sector es aún mayor, porque el reto así lo demanda y así lo exige.

Y porque todos reconocemos que para poder hacer realidad los sueños y anhelos individuales de cada mexicano, lo más importante es contar con salud. Y, por eso, mi Gobierno está comprometido en esta tarea.

Y uno de los grandes retos que ustedes conocen y que tenemos programado, y que vamos a presentar en las próximas semanas, esa es la iniciativa que acompañe o que permita la creación de un Sistema de Seguridad Social Universal para garantizar a todos los mexicanos condiciones mínimas de bienestar, dentro de lo que tiene que ver con atención a la salud, un seguro de desempleo, seguro o una pensión para el retiro, como elementos fundamentales de este Sistema de Seguridad Social Universal, y que será parte de lo que acompañe la iniciativa que en el mes de septiembre estaré presentando dentro de la iniciativa de Reforma Hacendaria, que presentaré a consideración del Congreso de la Unión.

Insisto. Hoy me siento, verdaderamente... (Aplausos). Muchas gracias.

No quiero extenderme más, porque quiero dedicar más tiempo para poder saludar a quienes están aquí presente.

Pero quiero decirles, que estoy verdaderamente muy motivado, muy alentado, de estar iniciando la celebración de mi cumpleaños al lado de la gente, al lado de quien me ha dado la gran oportunidad de estar como su Presidente.

Y aunque suene reiterativo, aunque suene reiterativo, pero lo quiero volver a decir: El Presidente de México quiere hacer de su mayor celebración, el estar a la altura de cumplir con todos los mexicanos, moviendo a México, cambiando de las instituciones, transformando aquello que nos permita acelerar el ritmo de desarrollo y de progreso que el país demanda y que merecemos, y que además tenemos capacidad para lograrlo.

Desde aquí, en esta celebración de mi cumpleaños, permítame extenderle un abrazo fraterno, cordial y afectuoso de gratitud a todas las mexicanas y mexicanos, por la oportunidad que me dan de servirles como su Presidente, y que sepan que seguiré trabajando para que México se mueva, para que movamos a México y para que lo llevemos a un lugar donde realmente sea mayor orgullo y, sobre todo, de mayores beneficios para todos los mexicanos.

Muchas gracias y muchas felicidades.