Tecámac, Estado de México, 10 de febrero de 2013.

Al encabezar la conmemoración del Día de la Fuerza Aérea Mexicana, el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, aseveró que esa institución “está lista para extender sus alas, y de la mano de México y México al lado de ustedes, está despegando para surcar el gran horizonte del siglo XXI”.

El Primer Mandatario de la Nación señaló que el Gobierno de la República está comprometido en corresponder a la vocación de servicio que el Ejército y la Fuerza Aérea Mexicana han demostrado al país, y añadió: “estoy decidido a consolidar a estas grandes instituciones, mejorando la profesionalización y capacitación de quienes forman parte de ellas”.

Expresó que “quienes sirven y defienden a México, poniendo en riesgo su integridad física, e incluso su vida, merecen ser reconocidos con acciones que amplíen sus oportunidades de desarrollo y las de sus familias”.

Durante el acto conmemorativo del 98 aniversario de la Fuerza Aérea Mexicana, el Presidente Peña Nieto anunció que se continuará con la construcción del Colegio del Aire, “para que los cadetes de la Fuerza Aérea cuenten con las nuevas instalaciones, adecuadas para su formación profesional como futuros oficiales”.

En el evento, que se llevó a cabo en la Base Aérea de Santa Lucía, puntualizó que el Ejército y la Fuerza Aérea han sido garantes de la integridad del Estado mexicano. “Han sido también baluartes en el esfuerzo de velar por la paz, la seguridad interior y la soberanía de nuestro territorio”, añadió.

“Además de custodiar el espacio aéreo nacional, este Instituto Armado cumple con una vocación social y humanista: ante las emergencias y catástrofes naturales que ha padecido nuestra población, las Fuerzas Armadas han sido fundamentales para enfrentarlas y superarlas”, agregó.

El Titular del Ejecutivo Federal reiteró el reconocimiento público a los elementos de las Secretarías de la Defensa Nacional y de Marina que participaron en las labores de rescate y auxilio en el centro administrativo de Petróleos Mexicanos, hace sólo algunos días.

Dijo que las alas de la Fuerza Aérea también “representan los brazos solidarios de los mexicanos cuando respaldamos a otros países con misiones de ayuda humanitaria. De este modo, ustedes contribuyen a extender los lazos de fraternidad y cooperación que México tiene para el mundo”.

El Presidente Peña Nieto indicó que el valor más grande de los soldados del aire es su lealtad a la Patria. Como Comandante Supremo de las Fuerzas Armadas del país, los convocó a “seguir portando con orgullo y dignidad este uniforme, que los identifica y distingue como mujeres y hombres al servicio de México”.

Les instruyó a “renovar su compromiso con México y cumplir con una conducta intachable el lema de esta prestigiada Institución: Servir con honor, valor y lealtad”. Sigan realizando sus actividades, añadió, “con el gran profesionalismo que les distingue, con eficacia, apego a la ley y respeto a los derechos humanos de todos los mexicanos”.

SER CUSTODIOS DE LAS ARMAS NACIONALES, ES ENCOMIENDA QUE ENORGULLECE
A LOS MEXICANOS Y A NUESTRAS FAMILIAS: LEONARDO GONZÁLEZ GARCÍA

Por su parte, el General de División Piloto Aviador Diplomado de Estado Mayor Aéreo, Leonardo González García, Comandante de la Fuerza Aérea Mexicana, enfatizó: “el pueblo de México sabe que tiene en nosotros un aliado, que con absoluta lealtad apoyará la enorme tarea de construir un país próspero, justo, democrático y con mayores oportunidades para todos”.

Emprendamos, expresó, el vuelo todos los días en cumplimiento de nuestras misiones, siguiendo el ejemplo de todos aquellos que nos legaron justicia, libertad y autodeterminación. Herencia que en este excepcional marco conmemorativo nos lleva a refrendar nuestra lealtad a las instituciones de la República.

“Ser custodios de las armas nacionales, concluyó González García, es encomienda suprema que encuentra en el razonamiento, asimilación y aplicación de las leyes, el cauce para una conducta que enorgullezca a nuestros compatriotas y a nuestras familias”.