Tras señalar que el México de libertades que hoy disfrutamos sería impensable sin la histórica contribución de nuestros soldados, el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, afirmó que el desarrollo democrático del país, su continuidad y fortalecimiento no podría entenderse sin el respaldo institucional de esta gran organización militar.

Con el ejemplo de Carranza, primer jefe del Ejército Constitucionalista, “sigamos construyendo un México de paz, un México incluyente; un México con educación de calidad para todos; un México próspero y un México con responsabilidad global”, añadió.

“Al igual que en 1917, el futuro del país está ligado a nuestra capacidad de coincidir en lo fundamental, a nuestra habilidad para ponernos de acuerdo para elevar la calidad de vida de los mexicanos”, precisó.

Durante la cena de gala en conmemoración del centenario de la creación del Ejército Mexicano, realizada en el Palacio Nacional, el Presidente Peña Nieto señaló que “sin duda, el Ejército es un pilar central de la Nación libre, democrática y soberana que hemos construido con el esfuerzo de tantas generaciones de mexicanos”.

Han pasado lista de presente para salvaguardar la paz y la unidad de los mexicanos, la independencia y la soberanía nacional. “Con lealtad a la República, ustedes han preservado la integridad de nuestro territorio y han velado por la seguridad interior del país”, dijo.

Acompañado por su esposa, Angélica Rivera de Peña, recordó que los soldados mexicanos “con espíritu solidario han rescatado y auxiliado a la población afectada por sismos, inundaciones, deslaves y accidentes, y tan sólo en estos últimos días, hemos sido testigos de que los integrantes del Ejército han participado en labores preventivas de Protección Civil en las inmediaciones del Volcán Popocatépetl”.

Puntualizó que siempre que la Patria les ha necesitado, nuestros soldados han acudido a su llamado con diligencia, con valentía y eficacia, y en todo momento y frente a cualquier circunstancia el Ejército ha estado a la altura de los desafíos de México y de las más altas expectativas de sus habitantes.

Ante los titulares de los Poderes Legislativo y Judicial, Gobernadores e integrantes de su Gabinete Legal y Ampliado, el Primer Mandatario expresó: “estoy seguro de que nuestro país seguirá contando, invariablemente, con la participación de nuestro Ejército, del Ejército de todos los mexicanos en el cumplimiento de estas elevadas metas nacionales”.

Por todas estas razones, puntualizó el Titular del Ejecutivo Federal, “en el transcurso del último Siglo, nuestro Ejército ha sido factor de cohesión, estabilidad y desarrollo para México. Ha sido la fuerza abocada a la paz, a la tranquilidad y a la convivencia armónica entre los mexicanos”.

Por eso, continuó, “en su honor, 2013 ha sido declarado como el Año de la Lealtad Institucional y Centenario del Ejército Mexicano”.

Recordó que un día como hoy, hace justamente 93 años, fue asesinado el entonces Presidente de la República, Venustiano Carranza, el Primer Jefe del Ejército Constitucionalista. “Carranza fue un hombre de Estado, que defendió y fortaleció la vida institucional republicana y democrática de nuestro país. Lo hizo no sólo con su valiente y decidida participación en el movimiento revolucionario, sino también con su clara visión de futuro y sobre todo por su destacada habilidad política en favor de México”, expuso.

Previamente, el Presidente de la República acudió al concierto de gala en conmemoración de los 100 años de creación del Ejército Mexicano, realizado en el Palacio de Bellas Artes y ofrecido por la Orquesta Sinfónica Nacional.

CONCIERTO Y CENA DE GALA, MUESTRA EVIDENTE DE BUENAS RELACIONES Y FRANCA APERTURA ENTRE SOCIEDAD Y FUERZAS ARMADAS: SALVADOR CIENFUEGOS ZEPEDA

Por su parte, el General Salvador Cienfuegos Zepeda, Secretario de la Defensa Nacional, dijo que el Concierto de Gala que se ofreció en Bellas Artes con la Orquesta Sinfónica Nacional y la Cena de Gala, que tuvo lugar en Palacio Nacional, ambos con motivo del Centenario del Ejército Mexicano, “son muestra evidente de buenas relaciones y franca apertura entre sociedad y Fuerzas Armadas; son muestra de lealtad recíproca y absoluta con nuestro Comandante Supremo”.

Pero, también, agregó, son “muestra de respeto con los Poderes Legislativo y Judicial, y de cooperación y coordinación con los gobiernos estatales y municipales, dependencias gubernamentales y la sociedad misma”.

“A todos -puntualizó el General Cienfuegos-, les solicitamos que en el ámbito de su competencia, vigilen, observen, auditen, cuestionen el accionar diario de cada soldado, pero también que nos otorguen apoyo y confianza para el mejor cumplimiento de nuestras misiones generales: la defensa de la integridad, independencia y soberanía de la Nación, y garantía de la seguridad interior”.

Expuso que un Instituto Armado fortalecido con el apoyo y la confianza de su ciudadanía y su Gobierno, es clave en la construcción del andamiaje que sostenga a México para consolidarse como potencia democrática.