Muy buenas tardes a todas y a todos ustedes.

Muy distinguidas autoridades del gobierno de esta bella Ciudad de Esmirna.

Y autoridades del ámbito cultural y turístico del país hermano de Turquía.

Muy distinguidos invitados.

Señoras y señores.

Señores representantes de los medios de comunicación:

Este día concluye la Visita de Estado a Turquía, en esta bella Ciudad de Éfeso, que representa la grandeza de un periodo clásico de la humanidad.

Sus monumentos históricos conservan el esplendor de las civilizaciones antiguas y confirman el patrimonio cultural de Turquía.

Realmente es para mí una gran distinción que, siendo el primer Presidente de México que visita al país hermano de Turquía, podamos concluir esta Gira de Trabajo y Visita de Estado a este país hermano, precisamente en este marco esplendoroso de lo que fuera la Ciudad de Éfeso, y en lo que es, sin duda, uno de los restos de la biblioteca más antigua que hoy conserva la humanidad.

Turquía es un país que conserva un patrimonio cultural verdaderamente relevante y referente de lo que es la historia de la humanidad. Y, por igual, nuestro país ha sido asiento de importantes civilizaciones que han contribuido y han hecho aportes al desarrollo de la humanidad.

Es por ello que no pudo ser otro mejor espacio para cerrar esta Gira de Trabajo que, sin duda, ha sido fructífera, positiva y de gran éxito a la relación bilateral entre Turquía y México.

Esta visita nos ha permitido reafirmar los lazos de fraternidad y de hermandad que identifican a nuestros pueblos desde hace 85 años, pero que hoy reconocemos que en un mundo global de cambios, de más competencia, somos dos países que tenemos puntos de identidad, puntos de identificación, que nos permiten acercarnos a las regiones geográficas en donde nos ubicamos.

Turquía es puerta de entrada a la región asiática y lo es, también, puerta de entrada a Europa. Y, por igual, México es puerta de entrada a la región de Norteamérica y también a toda la región latinoamericana.

Somos dos economías emergentes, que hemos venido haciendo importantes cambios estructurales, precisamente para acelerar el crecimiento económico y buscar mejores condiciones de vida para nuestros habitantes.

Al reafirmar los lazos de hermandad entre ambas naciones, estamos también buscando que este punto de encuentro, que esta relación que estamos ahora construyendo, nos permita tener un mayor intercambio económico, cultural, en cooperación, en materia de ciencia y tecnología, en materia de seguridad, precisamente para lograr desarrollo en ambas naciones.

Recordemos que Turquía y México somos dos países que pertenecemos al Grupo de los 20; al grupo de las 20 economías más desarrolladas del mundo, y que a partir de los puntos de identidad que coinciden en ambas naciones, es a partir de esta condición que queremos construir un andamiaje de mayor fortaleza para el crecimiento de nuestros pueblos.

Además de haber encabezado una misión oficial, esta Visita de Estado a Turquía ha dado lugar, también, a la firma de varios documentos de entendimiento y de acuerdo que posibilitarán que en todas las materias que ya he señalado, tengamos un mayor intercambio y una mayor cooperación. Y que sea pauta para que en materia económica, por ejemplo, muy pronto podamos signar un Acuerdo de Libre Comercio.

La firma de distintos instrumentos jurídicos nos ha permitido avanzar lo que en la relación con otros países hubiese tomado o ha tomado varios años.

Ahora, en esta visita, hemos logrado con la firma de distintos documentos de entendimiento y de acuerdo, avanzar de forma muy significativa en la relación, en la nueva etapa de la relación que estamos construyendo entre México y Turquía.

A partir del punto de inicio o de retomar esta relación, o del diagnóstico que claramente se tiene en cuanto al intercambio turístico, comercial y en otras asignaturas, sin duda, en el curso del tiempo, podremos hacer una evaluación mucho más cercana y objetiva del avance que tengamos en todas estas materias.

Estoy muy optimista, a partir de la voluntad que he encontrado en las autoridades de Turquía, tanto en el Primer Ministro y el Presidente de Turquía, para que podamos juntos trabajar en una nueva etapa de la relación entre ambos países, y que ello depare un futuro promisorio, de éxito, de desarrollo económico y, en consecuencia, de bienestar mayor para los habitantes de las dos naciones.

Con este acto concluye la Visita de Estado que hemos realizado a Turquía, deseando que realmente este encuentro nos permita hacer la relación una muy fructífera y de resultados muy positivos para nuestros pueblos.

Y finalmente quiero dejar aquí, hoy, testimonio y constancia de nuestra gratitud y reconocimiento a todas las atenciones y a la espléndida anfitrionía que han tenido las autoridades de Turquía durante esta visita que hemos realizado a este hermano país.

Muchísimas gracias.