Señoras y señores.

Muy buenas tardes.

Excelentísimo señor Presidente de la República del Perú, Ollanta Humala Tasso.

Señoras y señores integrantes de la Delegación Oficial que acompaña al Excelentísimo señor Presidente del Perú.

Muy distinguidos señores Embajadores del Cuerpo Diplomático acreditado en nuestro país, que aquí hoy nos acompaña.

Muy apreciados señores Legisladores Federales, tanto del Senado de la República como de la Cámara de Diputados.

Muy distinguidos invitados a este acto.

Representantes de la sociedad de nuestro país, del ámbito empresarial, del ámbito académico, del ámbito intelectual y cultural.

Gracias por acompañarnos.

Saludo a los señores Gobernadores del Estado de Aguascalientes y del Estado de México, presentes en este acto.

Distinguidos invitados.

Señoras y señores.

Señores representantes de los medios de comunicación.

Hoy es un día trascendente para la relación bilateral entre la República del Perú y México.

Con la Visita Oficial del Presidente Ollanta Humala, hemos institucionalizado nuestras relaciones al más alto nivel.

En esta ocasión tan especial, refrendo la amistad, la admiración y el afecto que los mexicanos sentimos por nuestros hermanos peruanos.

La relación diplomática entre nuestros países tiene más de 190 años y se fortalece cada día.

Además de profundas raíces históricas y culturales, hoy también compartimos una alianza para el futuro.

Perú y México somos orgullosamente dos naciones multiétnicas y pluriculturales.

Nos reconocemos en la grandeza de nuestros antepasados, que han sido una fuente permanente de principios, tradiciones y costumbres para nuestras sociedades.

Además, compartimos el orgullo de tener un vasto patrimonio natural y cultural.

Ambos países somos megadiversos y estamos entre los mayores productores de plata a escala global, con más de 30 por ciento de la producción mundial.

A partir de estas importantes coincidencias, en los últimos años hemos ido construyendo una relación rica en oportunidades, una de ellas es el creciente intercambio de bienes y servicios.

Tan sólo en 2013, el comercio entre ambos países creció 20 por ciento.

Nuestra vinculación también es intensa en áreas como educación, cultura, salud y desarrollo social.

En el marco de esta Visita Oficial, Perú y México formalizamos varios instrumentos que consolidarán nuestros intercambios y profundizarán todavía más la cooperación para el desarrollo.

Quiero destacar la Firma del Acuerdo de Asociación Estratégica, con el que se institucionaliza nuestra relación bilateral al más alto nivel, iniciando así una nueva y más fructífera etapa en la relación de ambas naciones.

Más aún, este acuerdo nos permitirá crear mayores sinergias en foros regionales y multilaterales, para unir nuestra voz en temas de interés común, como la protección del medio ambiente.

En este importante tema, cuente usted con el apoyo de México en los trabajos de la Vigésima Conferencia de las Partes de la Convención Marco de las Naciones Unidas para el Cambio Climático, la COP-20, de la que su país será anfitrión a finales de este año.

Esta asociación estratégica potenciará los esfuerzos que estamos realizando Perú y México para despuntar en el mundo del Siglo XXI.

Tenemos logros importantes.

En ambas naciones contamos con certidumbre jurídica, estabilidad financiera y un firme compromiso con la apertura económica y el libre comercio.

Precisamente, sobre la base de estas fortalezas hemos emprendido, junto con Chile y Colombia, un proyecto de integración regional profunda a través de la Alianza del Pacífico.

Con ella, hemos logrado avanzar en la construcción de una amplia zona de libre circulación de bienes, servicios, capitales y personas que ensanchan nuestros horizontes de desarrollo.

Además, ambos países contamos con solidez institucional y madurez democrática para construir grandes acuerdos.

Gracias a la responsabilidad, la voluntad política y el compromiso de las fuerzas políticas y los legisladores, se han alcanzado en ambos países reformas de gran calado.

En México hemos seguido con interés la profunda transformación que ha emprendido Perú.

Bajo su liderazgo, señor Presidente, Ollanta Humala, se han logrado cambios de fondo en sectores estratégicos para el desarrollo futuro de su país, como en educación superior, salud y en el sistema de pensiones.

Los mexicanos, también hemos optado por la ruta reformista para llevar a México a su máximo potencial.

Las reformas transformadoras que hemos concretado, y sus leyes secundarias, permitirán a nuestro país pasar de un bajo crecimiento inercial a una nueva etapa de desarrollo acelerado, sostenido y sustentable.

Son reformas que elevarán la productividad de todos los sectores del país, creando nuevas oportunidades de empleo, fortaleciendo el ingreso familiar y, sobre todo, mejorando los niveles de bienestar de los mexicanos.

Señor Presidente Ollanta Humala:

Señoras y señores:

Carlos Fuentes afirmaba que la modernidad ya no es una opción para América Latina. Es una realidad.

Decir modernidad es hablar de democracia, legalidad, respeto a los derechos humanos, libertad de expresión, apertura económica y justicia social, valores en los que creemos firmemente peruanos y mexicanos.

Para el Premio Nobel Mario Vargas Llosa, citaba, y cito textualmente: Ese es el buen camino, y si se persevera en él, América Latina dejará, por fin, de ser el Continente del futuro, y pasará a serlo del presente.

La modernidad es la propuesta de México y Perú para elevar la calidad de vida de nuestra región y, en ese esfuerzo, hoy, han reafirmado su voluntad de trabajar juntos para lograrlo.

Señor Presidente:

Una vez más, expreso a usted y a la Delegación que le acompaña, la más cordial de las bienvenidas a nuestro país, deseando, como se lo he expresado ya, que en esta visita se sienta genuina y auténticamente en casa.

Sea usted bienvenido, querido señor Presidente Ollanta Humala.

Si me permiten, quisiera convocar a los asistentes para que hagamos un brindis en honor, en primer lugar, de un gran amigo de México, el Excelentísimo señor Presidente Ollanta Humala, y que en este brindis se acompañe el esfuerzo que hemos comprometido para acercar aún más, intensamente la relación de dos países hermanos: de peruanos y de mexicanos.

Brindo por ello, y porque esto se materialice.

Muchas gracias, y muchas felicidades, señor Presidente.