-MODERADORA: Escuchemos las palabras que dirige el General, Salvador Cienfuegos Zepeda, Secretario de la Defensa Nacional.

-GENERAL SALVADOR CIENFUEGOS ZEPEDA: Ciudadano Enrique Peña Nieto, Presidente de la República y Comandante Supremo de las Fuerzas Armadas.

Almirante Vidal Francisco Soberón Sanz, Secretario de Marina; licenciado José Antonio Meade Kuribreña, Secretario de Relaciones Exteriores; licenciado Monte Alejandro Rubido García, Comisionado Nacional de Seguridad; licenciado Julián Alfonso Olivas Ugalde, Subsecretario de Responsabilidades Administrativas y Contrataciones Públicas de la Secretaría de la Función Pública.

Integrantes de la Presidencia de la República.

Invitados especiales.

Integrantes de las planas mayores de las Secretarías de Marina y de la Defensa Nacional.

Apreciables familias que nos acompañan.

Representantes de los medios de comunicación.

Compañeros de Armas, todos.

El compromiso prioritario asumido por el Presidente Enrique Peña Nieto es, sin duda, lograr un México que garantice el avance de la democracia, la gobernabilidad y la seguridad de la población.

En esta imperativa tarea, los esfuerzos realizados en el marco de la política pública en materia de seguridad y justicia han permitido reducir los índices delictivos y disminuir la violencia en diversas entidades y regiones del país.

Sin embargo, aún hay mucho que hacer para atender esencialmente los factores de riesgo asociados a la criminalidad; para robustecer el tejido social y las condiciones de vida; para inhibir las causas de la violencia; para abatir los delitos que más afectan a la ciudadanía.

Importantes cometidos que son responsabilidad de todos: sociedad, gobiernos y Fuerzas Armadas.

Todos tenemos la imperiosa encomienda de sumar esfuerzos para su concreción en aras del bienestar colectivo.

Conscientes de ello, las instituciones armadas tenemos muy claro que es fundamental seguir actuando con tesón y sin bajar la guardia, contribuyendo en el logro de mejores entornos de tranquilidad y armonía que merecen nuestros conciudadanos.

Esa es la premisa con la que soldados, marinos y pilotos desplegados en tierra, mar y aire cumplen diariamente de día y de noche las misiones que se les encomiendan. Encarando los flagelos que atentan la convivencia e integridad de cada mujer, de cada niño, de cada joven, de cada adulto, de cada mexicano.

Este esfuerzo se refleja en las actividades que la Armada, el Ejército y la Fuerza Aérea, realizan en diferentes esferas del quehacer nacional. Tareas, que con perseverancia, mujeres y hombres desempeñan diariamente para el cumplimiento eficaz del deber.

En cada misión se comprueba y se compromete esfuerzo permanente, profesionalismo, constancia, vocación y amor a la Patria, siempre al servicio de México, de las instituciones, de la sociedad.

Ese es el espíritu que hoy nos reúne para reconocer la incesante tarea de ocho corporaciones de la Armada, 13 del Ejército y tres de la Fuerza Aérea, que se han distinguido por su significativo desempeño en beneficio de la colectividad.

El valor y esmero con el que han cumplido sus tareas y los resultados sobresalientes obtenidos en las actividades para reducir la violencia en el país, los han hecho acreedores a recibir la recompensa de mención honorífica.

Premio que se otorga a individuos y corporaciones de las Fuerzas Armadas por su espíritu de cuerpo, capacidad profesional, servicios a la Patria, actos heroicos y demás hechos meritorios, constituyéndose en ejemplo digno de tomarse en consideración y de ser emulado.

Señores Comandantes de las corporaciones que hoy son galardonadas:

A nombre de las tropas que les han sido confiadas, reciban del señor Presidente de la República y Comandante Supremo, tan merecido reconocimiento, que significa celo en el cumplimiento del deber, entrega y disposición para proteger a los mexicanos y su patrimonio.

El esfuerzo cabal y la buena actuación de su personal han puesto en alto el buen nombre de las instituciones de la República, de los institutos armados y de sus corporaciones.

Les enfatizo: es la seguridad y protección de cada ciudadano el eje donde gravitar nuestro accionar. Por ello, no podemos combatir la ilegalidad con ilegalidad. No podemos ni debemos permitirnos rebajar nuestros actos a niveles que son propios de delincuentes.

Les insisto, toda actividad que realizamos, la pasión con la que actuamos y las decisiones que asumimos, deben ser firmes pero, al mismo tiempo, razonadas, siempre apegadas a la ley, siempre orientadas a preservar los derechos fundamentales.

Cualquier acción contraria a estos preceptos empaña a nuestra institución y es motivo para ejercer estrictamente justicia.

Por ello, ante la excepción, todo militar que se aparte de los preceptos legales y el respeto a los derechos fundamentales de las personas será llevado ante las instancias jurídicas correspondientes.

Subrayo, la Secretaría de la Defensa Nacional velará para que todo militar que por el ejercicio de sus funciones enfrente una investigación penal tenga trato digno y juicio justo, agotando toda instancia y prueba para esclarecer la verdad. Respetándoles en todo momento las garantías que constitucionalmente corresponden.

Compañeros de Armas:

Los exhorto y aliento a que sigan actuando con legalidad, con irrestricto respeto a las garantías individuales. Continúen siendo dignos de la confianza que nos extienden nuestros conciudadanos.

Recordemos en todo momento la conducta ejemplar de aquellos militares que nos han precedido, especialmente los actos honestos, valerosos y meritorios de quienes cumplieron su deber con el máximo sacrificio en aras del bienestar de todos.

A ellos refrendo nuestro merecido reconocimiento. A sus familias les reitero gratitud y apoyo solidario.

Señor Presidente de la República:

Agradecemos encarecidamente su presencia en este evento, reflejo de su calidad humana, liderazgo y don de mando.

La Armada, el Ejército y la Fuerza Aérea tienen orígenes totalmente populares.

Cada soldado, marino o piloto, además de llevar arraigado por formación elevado amor por México, patriotismo indiscutible y acendrada lealtad a toda prueba, busca siempre distinguirse en el cumplimiento de su deber, anteponiendo a los intereses personales los intereses de la República.

Lealtad que se manifiesta en el quehacer cotidiano. Lealtad con los superiores, con los compañeros y con los subalternos, pero sobre todo lealtad con la sociedad. Lealtad con el pueblo de México a quien nos debemos.

Con certeza le expreso, redoblaremos esfuerzos cumpliendo cabalmente sus directivas para atender las demandas de los ciudadanos, garantizar la seguridad y desarrollo del país, y contribuir al logro de las metas nacionales.

Las Fuerzas Armadas no bajaremos la guardia.

Con absoluto respeto a los derechos humanos seguiremos desempeñando cada misión o tarea que se nos asigne con carácter, temple y capacidad de reacción.

Lo hacemos con todos los recursos humanos, materiales, logísticos, tecnológicos y legales que la Nación pone a nuestra disposición, con pleno respeto y respaldo a las instituciones nacionales, acatando siempre las decisiones del poder civil y con absoluto apego a los mandatos constitucionales.

México, nuestra Patria, ha sido, es y será siempre la razón y causa que motiva, que impulsa, que mueve a las mujeres y hombres que vestimos el uniforme de la República.

Siempre cumpliremos con lealtad, con honor y con compromiso.

Muchas gracias por su atención.

-MODERADOR: Hace uso de la palabra el Almirante Vidal Francisco Soberón Sanz, Secretario de Marina.

-ALMIRANTE VIDAL FRANCISCO SOBERÓN SANZ: Licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente de los Estados Unidos Mexicanos y Comandante Supremo de las Fuerzas Armadas; General Salvador Cienfuegos Zepeda, Secretario de la Defensa Nacional; doctor José Antonio Meade Kuribreña, Secretario de Relaciones Exteriores.

Distinguidos integrantes del Gabinete de Seguridad Nacional del Gobierno de la República y funcionarios que nos acompañan; personal de Generales, Almirantes, Capitanes, Jefes, Oficiales, Clases, tropa y marinería.

Estimados representantes de los medios de comunicación; damas y caballeros:

Saludo con respeto al licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente de los Estados Unidos Mexicanos y Comandante Supremo de las Fuerzas Armadas. Su presencia nos alienta a todos.

Una vez más, agradecemos a usted, señor Presidente, el merecido reconocimiento que hace a las unidades operativas del Ejército, Fuerza Aérea y Armada de México, que han destacado en el cumplimiento de su misión.

También saludo con gusto al licenciado José Antonio Meade Kuribreña, Secretario de Relaciones Exteriores; de igual manera al General Salvador Cienfuegos Zepeda, Secretario de la Defensa Nacional, con quien tengo el honor de compartir este momento en el que exaltamos la encomiable labor que realizan las mujeres y hombres de las Fuerzas Armadas mexicanas.

Saludo con aprecio a los integrantes del Gabinete de Seguridad Nacional y a los servidores públicos que hoy nos acompañan a quienes agradezco su solidaridad y apoyo.

Las y los marinos de la Armada de México tenemos una ardua, pero noble misión, preservar la integridad del territorio nacional; garantizar el ejercicio de la soberanía; el mantenimiento del Estado de Derecho en mares y puertos nacionales; así como coadyuvar en la seguridad interior del país.

Nuestra labor tiene un compromiso en la tierra, en el aire y en el mar.

Como defensores de la Patria dedicamos nuestro diario actuar al resguardo de los intereses supremos de la Nación.

Lo hacemos siempre mediante la confianza que nuestros conciudadanos nos han conferido.

Conscientes de la importancia que tiene la seguridad de nuestra sociedad, las mujeres y hombres que integran la Armada de México con gran vocación de servicio y valentía se entregan al cumplimiento de su deber.

Por ello, destaco en esta ocasión la valiosa labor que realizan nuestras unidades operativas integradas por el personal de Infantería de Marina, tripulaciones de buques, aeronaves y de servicios de apoyo que siempre los acompañan. Quienes en adecuada coordinación con nuestros hermanos de armas del Ejército y Fuerza Aérea conforman los grupos de élite de las Fuerzas Armadas mexicanas.

El valor de este personal es sustantivo ya que su capacidad operacional reside en un adecuado entrenamiento, aunado a su compromiso por el bienestar de sus conciudadanos.

Siempre preparado. Siempre leal. Siempre dispuesto.

Esa es la consigna que motiva a nuestro personal operativo.

Este grupo de marinos y soldados que representa el día de hoy al resto de sus compañeros es una clara muestra de mexicanos que dedican su vida al servicio de la Nación.

Por ello, en mi calidad de Secretario de Marina y alto mando de la Armada de México hago un merecido reconocimiento a todo el personal que integra las unidades operativas del Ejército, Fuerza Aérea y Armada de México.

Personal operativo de las Fuerzas Armadas:

México sabe que la labor que desempeñan no es fácil.

México sabe que se requiere tener gran convicción y entrega.

México sabe y reconoce su lealtad y patriotismo.

Por esa confianza que los mexicanos nos han conferido, los exhorto a mantener en alto su moral, a redoblar esfuerzos y dar lo mejor de sí mismos.

Tengan muy presente que el cumplimiento de nuestro deber está sujeto a las leyes que emanan de nuestra Carta Magna y, también, a la disciplina que nos rige como militares.

Nuestro honor es y será negarnos a cualquier acto que vulnere el juramento que hemos hecho a la Patria.

Actúen siempre en apego a derecho y con un incuestionable respeto a los derechos humanos.

A sus familias:

Mi más alta consideración, respeto y agradecimiento por el apoyo decidido que les brindan, así como por ser una inspiración y fortaleza.

A los soldados y marinos que han caído en el cumplimiento de su deber: Hoy honramos su memoria y enaltecemos sus loables actos en favor de la seguridad de nuestros compatriotas.

Señor Presidente:

A nombre de quienes integramos la Armada de México le agradezco, nuevamente, el reconocimiento que hoy confiere a nuestras unidades operativas.

Esta distinción honra y enorgullece no sólo al personal que la recibe, sino a toda nuestra institución, mantiene su moral en alto y nos motiva a redoblar esfuerzos.

Como alto mando de la Armada de México reitero a usted, señor Presidente, y a nuestros conciudadanos, el compromiso de las Fuerzas Armadas de velar por la integridad y seguridad de las y los mexicanos.

Su liderazgo y don de mando son ejemplo para continuar esforzándonos a favor del bien nacional.

Hoy más que nunca, Ejército, Fuerza Aérea y Armada de México estamos unidos.

El espíritu de cuerpo que existe entre nosotros nos ha permitido incrementar nuestras capacidades operativas.

Esta unión de voluntades no sólo se ha logrado al interior de las Fuerzas Armadas, ya que nuestras capacidades se han sumado eficazmente con la Secretaría de Gobernación, la Procuraduría General de la República, el CISEN y la Policía Federal; todo ello orientado a redoblar esfuerzos para ser más eficientes y así lograr la seguridad que anhelan los mexicanos.

De igual manera, en el contexto de la protección civil, también, se ha actuado de manera conjunta en zonas de emergencia o desastres, en donde a través de los diferentes planes de auxilio a la población civil, hemos llevado ayuda a nuestros hermanos que más lo han necesitado.

El pueblo de México sabe que cuenta con instituciones fuertes, con unas Fuerzas Armadas capaces de responder ante cualquier contingencia, así como para preservar la integridad y la soberanía nacional.

Sociedad y Gobierno estamos unidos para alcanzar los objetivos nacionales.

De esta manera, con lealtad y patriotismo, las Fuerzas Armadas mexicanas con el liderazgo del Gobierno de la República, damos cabal cumplimiento a nuestra misión y atribuciones, con el único objetivo: servir a México.

Enhorabuena.

Muchas felicidades.

-MODERADORA: De conformidad con lo estipulado en los artículos 70 de la Ley de Ascensos y Recompensas del Ejército y Fuerza Aérea, y 63 de la Ley de Recompensas de la Armada de México, el licenciado Enrique Peña Nieto, Presidente de los Estados Unidos Mexicanos y Comandante Supremo de las Fuerzas Armadas, hará Entrega de Menciones Honoríficas a las unidades del Ejército, Armada y Fuerza Aérea, por su destacada actuación en el desempeño de las operaciones para reducir la violencia en el país; demostrando lealtad institucional, esmero y celo en el cumplimiento de sus obligaciones, constituyendo un ejemplo digno de tomarse en consideración e imitarse.

(ENTREGA DE MENCIONES HONORÍFICAS)

(A CONTINUACIÓN HIZO USO DE LA PALABRA EL PRESIDENTE DE LOS ESTADOS UNIDOS MEXICANOS, LICENCIADO ENRIQUE PEÑA NIETO. SU DISCURSO SE TRANSCRIBE POR SEPARADO)