En el marco de la VI Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno de la Asociación de Estados del Caribe, celebrada en Mérida, Yucatán, este miércoles se llevó a cabo la XIV Cumbre del Mecanismo de Diálogo y Concertación de Tuxtla, que encabezó el Presidente de México, Enrique Peña Nieto, que contó con la participación de los Mandatarios y altos representantes de los países miembros: Belice, Colombia, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Panamá y República Dominicana.

Durante la reunión, los asistentes sostuvieron un diálogo en el que refrendaron su compromiso con el Mecanismo de Tuxtla, a 23 años de su creación, y renovaron votos en favor de la construcción de una real agenda de desarrollo, que impacte de manera positiva en el bienestar de sus respectivos países.

Derivado de este encuentro, se identificaron de manera conjunta elementos que permitirán delinear la agenda para la próxima cumbre del Mecanismo de Tuxtla, la cual contribuirá a la consecución de los objetivos fundacionales del mecanismo: diálogo político de alto nivel, fortalecer los procesos democráticos, brindar una cooperación para el apuntalamiento institucional y articular consensos y estrategias regionales en temas de interés común, que mantienen plena vigencia en el contexto de la pluralidad política de la región.

Al concluir la reunión, los gobiernos de México y Guatemala suscribieron un memorándum de entendimiento en materia de integración energética. El instrumento internacional fue suscrito por el ministro de Energía y Minas, Érick Archila Dehesa, y el secretario de Relaciones Exteriores, José Antonio Meade Kuribreña, con la presencia de los presidentes de Guatemala, Otto Pérez Molina, y de México, Enrique Peña Nieto así como el acompañamiento de los jefes de Estado y de delegaciones participantes. Este memorando establece un grupo de trabajo en materia de integración energética que desarrollará los estudios necesarios para determinar la viabilidad técnica y financiera de proyectos y programas de desarrollo de infraestructura para el transporte de gas natural a futuro en la región.

El Mecanismo de Tuxtla fue creado a iniciativa de México en 1991 para contribuir a la consolidación de la paz en Centroamérica, el desarrollo económico, el proceso de integración y el fortalecimiento de las relaciones con los países de la región. Desde su creación se han celebrado 13 cumbres, la última de ellas en 2011 en Mérida, Yucatán.

Dentro del Mecanismo de Tuxtla se encuentra el Proyecto de Integración y Desarrollo de Mesoamérica, que impulsa proyectos de alto impacto en áreas de salud, medio ambiente, desastres naturales y vivienda, tales como el Sistema de Interconexión Eléctrica de los Países de América Central (SIEPAC), el Corredor Mesoamericano de Integración (Corredor Pacífico) y el Sistema Mesoamericano de Salud Pública (SMSP).