La Reforma en materia de Telecomunicaciones permitirá convertir al Estado en un firme y eficaz promotor de la competencia y de la entrada de nuevos jugadores, mediante la generación de seguridad jurídica y equidad entre los participantes en beneficio de usuarios y consumidores.

Con la Reforma en materia de Telecomunicaciones:

  • Habrá dos nuevas cadenas de televisión nacional abierta.
  • Se crea una cadena de televisión del Estado con cobertura nacional y una radio Pública con cobertura nacional, con obligación de dar información plural.
  • Los Agentes Económicos Preponderantes en telefonía, estarán obligados a permitir a sus competidores completar su red para la prestación de roaming nacional sin costo adicional, a fin de acelerar la cobertura nacional de más prestadores de servicios.
  • Los equipos telefónicos que adquiera el usuario deberán ser entregados desbloqueados.
  • Será el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), como órgano constitucional autónomo, el que defina la existencia de preponderancia, poder sustancial o cualquier otra práctica anticompetitiva, y defina las medidas para incentivar la competencia económica.
  • El Instituto Federal de Telecomunicaciones será el encargado de autorizar las concesiones.