Por Enrique Peña Nieto

La vivienda es un sector estratégico para el crecimiento económico y el desarrollo social de México. Detona inversiones, genera empleos, fortalece el mercado interno y, sobre todo, mejora la calidad de vida de la población.

Por ello, con enorme gusto hoy entregué en la Residencia Oficial de Los Pinos el Premio Nacional de Vivienda 2013, además de poner en marcha los Programas Estatales de Vivienda 2014, con una inversión superior a los 14 mil 600 millones de pesos.

Felicito a los integrantes de las ocho empresas e instituciones reconocidas con este galardón nacional. Gracias a sus ideas innovadoras, más mexicanos podrán ejercer su derecho a una vivienda digna y decorosa, como lo mandata nuestra Constitución. Enhorabuena.

Para dar continuidad a la nueva Política Nacional de Vivienda y dar mayor certidumbre en el sector, me comprometí a que que las reglas vigentes este 2014, seguirán siendo las mismas durante toda la administración.

El gran propósito es que las familias del país gocen de hogares dignos y confortables. Ésta es la visión del Gobierno de la República en materia de vivienda y ésa es, también, la causa que compartimos con todos los actores que participan en esta actividad.

Con visión, México avanza hacia un nuevo modelo de vivienda, para que las familias gocen de hogares dignos y confortables.

— Enrique Peña Nieto (@EPN) marzo 7, 2014