Por Enrique Peña Nieto

El trabajo en materia de protección civil nunca se agota. En cualquier lugar y en todo momento, tenemos que estar preparados y debidamente capacitados para enfrentar cualquier riesgo.

Esto lo saben muy bien, quienes hoy han sido distinguidos con el Premio Nacional de Protección Civil 2013, galardón con el que reconocemos a dos mexicanos que son ejemplo de compromiso y solidaridad.

Sus aportaciones, en materia de prevención y auxilio a la población en casos de desastre, han permitido salvar innumerables vidas.

Por ello, como Presidente de la República, este martes en Palacio Nacional ha sido un honor entregar este premio al Ingeniero Luis Wintergerst Toledo y al Doctor Roberto Domínguez Herrera.

bomberos, rescatistas, paramédicos, enfermeros, voluntarios, soldados, marinos, policías y personal de protección civil, también les expreso mi reconocimiento y el de todo México.

Si bien no todos los desastres son prevenibles, sí podemos mitigar sus efectos con la participación de todos.  Con el ejemplo de los galardonados este día, sigamos trabajando por la vida y protección de todos los mexicanos.

Para el @GobRep es prioridad salvaguardar la vida e integridad de las personas a quienes tenemos el honor de servir: pic.twitter.com/2P8oDmwOO3

— Enrique Peña Nieto (@EPN) enero 15, 2014